Recomendados: [Hispasexy] [Balcón] [Fotografía y Edición]

[Volver] [Catálogo] [★]
Estás en el hilo 328618 de /r/.
Título  
Opciones
Post
Archivo URL
Pass  (Para eliminar tu post, opcional)
Lee las Reglas antes de participar.
Lee las Reglas antes de participar.
Tipos de archivo: GIF, JPG, MP3, MP4, OGG, PDF, PNG, SWF, WEBM . Tamaño máximo: 24 MB.

¡8 ANIVERSARIO DE HISPACHAN! Lee la entrada en el blog, hay algunas novedades interesantes. ¡Felicidades, anon!
¡Y comenzamos tablón de Fotografía y Edición!


No está permitido avatarfagear. En hilos de rol sé muy variado con los personajes, características, historias, etc. No uses el mismo personaje en cada hilo ni te hagas "reconocible".
No están permitidos hilos idiotas de dados que no sean juegos ("dado X decide qué hago").

Container: Isekai
[A]
160506084436.jpg [S] ( 252.28KB , 750x1000 , write-you-a-fan...jpg )
328618 Container: Isekai
7K1oE6nL

/#/ 328618 [] Se permiten dados

Las súcubos (del latín succŭbus, de succubare, «reposar debajo»), según las leyendas medievales occidentales, son unos demonios que toman la forma de mujeres atractivas para seducir a los varones, sobre todo a los adolescentes y a los chaneros monjes, introduciéndose en sus sueños y fantasías. En general son mujeres de gran sensualidad y de una extrema belleza incandescente. El mito de las súcubos pudo haber surgido como explicación del fenómeno de las poluciones nocturnas y la parálisis del sueño. Según otras perspectivas, las experiencias de visitas sobrenaturales claras pueden ocurrir por la noche en forma de alucinación hipnagógica. Tambien se ha relatado en ciertos mitos como estos demonios poseen el cuerpo de mujeres vírgenes para ocasionar estragos en el mundo terrenal, pero hasta ahora son solo eso, mitos.

▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔
Independiente de toda racionalidad, la muerte no fue fría, tampoco cálida, ni siquiera algo infernal o desconocido. Lo que te deparo del otro lado fue algo más bien familiar, lejano, pero aún así profundamente familiar. Tu usual estabilidad se desvaneció en un cuerpo tan pequeño, impidiendote siquiera gatear; tus ojos, ahora sensibles a la luz, apenas vislumbraban siluetas; tu inexperta lengua no podía formular más que balbuceos. El repentino ataque de extrañas sensaciones que alguna vez te resultaron familiares causaron pánico, los sentidos abrumados e indiferentes estrangulaban tu psique, haciéndote perder fácilmente la consciencia. Totalmente libre de las emociones de un humano que no había llorado en años, el cuerpo sollozó instintivamente. La consciencia se desvaneció y el concepto del Yo se confundió.

▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔▔
¿Actualidad? 1 de enero de 1938, un panorama esperanzador envuelve occidente, poco a poco, a pasó de tortuga, se está saliendo de la atroz crisis mundial que ahogó al mundo en la llamada Gran Depresión o Crack del 29. Un líder demagogo y extremista se alza sobre las cenizas de la República de Weimar, pero a pesar de esto, la confianza de las potencias Europeas del Oeste recaen sobre los hombros de ese sólido mandatario, la nueva Alemania Nazi se ve como el Estado colchón que contendrá cualquier ambición expansionista de los bolchebiques. El único lugar donde el panorama se muestra desalentador es en Asia, donde los Japoneses comenzaron el año anterior una feroz campaña militar contra sus vecinos regionales.

¿Qué haces en esta época? Aún más importante, ¿Qué haces vivo? Esta bien que el 2020 sea el "año de las primeras veces", pero esto era excesivo. El último recuerdo de tu anterior vida fue tu propia muerte, así que aun te es totalmente desconocido que haces en ese lugar y epoca. Aún tu edad es prematura y todo lo que te puede ofrecer vagas respuestas de lo sucedido, es esa débil voz femenina que te susurra cada tanto. Era creer o reventar y contarle a alguien lo sucedido no era lo más adecuado si es que no querias acabar en un manicomio.

Al menos se podría decir que tenías el consuelo de saber lo que pasaría en el futuro, la Segunda Guerra Mundial era algo de educación básica, hasta el más bruto lo sabia. ¿Pero era exactamente un alivio saber el futuro? ¿Cómo le sacariás provecho a eso en el inestable contexto de este nuevo mundo?

Además, en este "nuevo" mundo, a veces tu imaginación parecia jugarte bromas, hubo muchas ocasiones en donde tus capacidades físicas y cualidades regenerativas sobresalían ampliamente en comparación a los niños de tu edad; la distorsión de la señal no se hacía esperar en los aparatos eléctricos cuando les pasaba a un lado; y tener cierto tacto con lo que estaba mas haya de lo evidente era algo que habías notado en ti más de una vez. Fenómenos extraños que se podrían simplemente atribuir a la sugestión de haber renacido en una epoca y con un género que posiblemente ni siquiera te correspondia.

>> XzZeyQ-6 /#/ 328624 [X]
>>328618 (OP)
¿Qué es esto, negro?

>> 7K1oE6nL /#/ 328626 [X]
160506241920.jpg [S] ( 39.90KB , 540x304 , 948a78b508f6955...jpg )
328626
>Nombre y apellido
Pon el nombre y apellido de tu anterior y actual vida. Aunque lo primero es más que nada opcional.
>Genero
Déjame llenar esto por ti, lamentos los inconvenientes que esto te pueda dar, pero para que seas un contenedor apto debes reencarnar como una loli mujer.
>Edad
Puedes aclarar que edad tenías al morir, eso está a tu libre elección; pero la edad de tu actual vida no puede rebasar los 10 ni estar por debajo de los 5.
>nacionalidad
Algo de suma importancia en tan cruda situación geopolítica, elige con precaución.
>Historia
Cuenta a detalle tu anterior vida y, si gustas, has un recuento de lo que has experimentado hasta la edad actual de tu nueva vida. Esto me dirá que experiencias o conocimientos obtuviste en la anterior vida, y aún más importante, como llegaste hasta este punto, es decir, como moriste. Vamos, no seas tímido, no me reiré si en la anterior vida fuiste un anon que baiteaba en /r/. Recuerda que no existe Google en esta época, por lo que todo conocimiento avanzado que uses y no hayas aclarado en la ficha, quedará invalidado.
>Contenedor
¿De qué succubu serás contenedor? Si no sabes que elegir por que OP no dio un pito de información, déjaselo tambien a OP, caso contrario escribe el nombre e historia de la succubu que tuviste como preferencia para contener (debe ser una que exista en algún folclore religioso)

>> 7K1oE6nL /#/ 328628 [X]
>>328624
Una paja mental, negrito, una paja mental. Si quieres haz ficha.

>> XzZeyQ-6 /#/ 328633 [X]
>>328628
Lo siento negro, soy un puto prejuicioso de mierda y eso de "Isekai" me echa demasiado hacia atrás. Y ya, ya me voy para no desviar.

>> XwXlO82w /#/ 328636 [X]
160506418329.png [S] ( 472.75KB , 600x800 , Oshino_Shinobu_...png )
328636
>>328626
>Nombre y Apellido
<Anterior
Laura Thyssen

<Actual
Szilvia Miklos

>Genero
Femenino

>Nacionalidad
Padres Austro-Húngaros, que emigraron a La Republica por la precariedad de Hungría.

>Historia
Nace en una familia pobre, pero con esfuerzo y dedicación fue llevando y cargando con los sueños de todos, consiguiendo un titulo en Ingeniería Mecánica y Ingeniería Militar, donde empezó a generar mucha ganancia, esto, ya que ella nació en Estados Unidos, lo que hizo que varias empresas de armas la contrataran, donde fue subiendo lentamente de rango hasta que pudo ganar mucho dinero.

Entraba de vez en cuando a Reddit para postear sobre sus cosas, pero no mas, era una mujer floja pero eficiente, murió cuando un familiar le inoculó el coronavirus, muriendo del mismo tiempo después.

>Contenedor
Lilith

>> XwXlO82w /#/ 328638 [X]
>>328636
>Edad
8

>Historia
Actualmente su familia sigue siendo de Clase Media, incluso en la pobre Republica de Weimar, que se mantiene trabajando muy duro, ella simplemente observa todo muy preocupada y anonadada.

>> 7K1oE6nL /#/ 328643 [X]
>>328633
¿Por qué piensas que el rol será un bait o por que el Isekai en general es mierda? Pues cuando quieras dale una oportunidad negrito, igual habrán cinco o seis cupos.
>>328636
Kekaso, lo siento negro pero Lilith no se puede, de hecho, es la única que no puedes elegir, pero quien sabe, la podrías llegar a conseguír. Elige cualquier otra a tu gusto, perdona por no aclararlo antes.

>> XwXlO82w /#/ 328646 [X]
>>328643
¿Las Diosas del Amor y Ninfómanas también cuentan? Si es así entonces Freyja.

>> XBz+8ZgO /#/ 328647 [X]
160506489478.jpg [S] ( 82.29KB , 653x980 , Rachel1.jpg )
328647
>>328626
>Nombre y apellido
Rachel Zweig, ¿y su nombre original? Pues se perdió en su consciencia como un beso en la brisa

>Genero
Mujer, pero sigue considerándose un hombre

>Edad
10, aunque es un poco alta para su edad así que luce de 12

>Nacionalidad
Austriaca

>Historia
Universitario en el noble arte de la educación, cuck de la vida por tener una novia que lo ha engañado repetidas veces pero aun así la mantiene al lado, y un honesto amante de la naturaleza que puede pasarse horas leyendo libros de botánica, y cree que Pie Grande es su husbando realmente existe en algún lado.

En pocas palabras, el Antes-de-Rachel no fue un tipo muy allá, sabía de cosas pero no hacía muchas cosas, porque para educar no se necesita ser un hombre de acción, aunque cierto es que fantaseaba con ser Indiana Jones y tener expediciones por todo el mundo.

Su vida se le hubiera podido catalogar como corriente, lo más sobresaliente fue su muerte: Una madre irresponsable dejó que su hijo se metiera en la jaula de un gorila, y como los hombres del zoológico consideraban que el niño llorón era más valioso que el lomo de plata, apuntaron con sus rifles a matar. Entonces Antes-de-Rachel se arrojó al rescate interponiéndose a las balas, recibió los tiros, el gorila retrocedió espantado por el ruido, y pudieron salvar al muchacho. El tipo de esta historia murió, pero Harambe respiró para ver el siguiente amanecer.

Más tarde...

Jamás entendió por qué la Segunda Guerra mundial era su cielo. ¿O tal vez su infierno? En fin, con el pasar de los años descartó la hipótesis del purgatorio y empezó a creer seriamente que su alma viajó en el tiempo. Ahora tiene nueva vida, nueva familia, y nueva historia. También guarda muchas preocupaciones porque sabe lo que pasará, y no será bonito.

>Contenedor
A preferencia de Op

>> 7K1oE6nL /#/ 328650 [X]
>>328646
Claro, no son exactamente Diosas en el lore del rol, pero cuentan. Aceptada.
>>328647
Me gusta, sólo una pequeña duda negro, ¿Queda a mi elección la familia o quieres crearla tú? También está la opción de ser una huérfana si te da pereza el rollo familiar

>> XBz+8ZgO /#/ 328652 [X]
>>328650
Puedes hacerle familia o dejarla huérfana. Lo que lances yo me adapto, aunque imagino que siendo huérfana sería más difícil, ¿no? Eso me gustaría, ya que me gusta que mis monos tengan problemas.

>> 7K1oE6nL /#/ 328676 [X]
>>328652
Claro que será más difícil negrito, tendrás más propaganda del amadisimo líder que comida y toda oportunidad de progreso económico por medios convencionales será escasa; pero eso ya se verá en el rol. Mañana les mandaré sus turnos sin falta.

>> ZBv8-Zdo /#/ 328677 [X]
160506773825.jpg [S] ( 266.68KB , 1080x1080 , Ilya Kuvshinov ...jpg )
328677
Oh si, justo lo que uso

>Nombre

Beatriz Maldonado actual

>Edad

7

>Nacionalidad

Su madre es Griega mientras que su padre es Venezolano, actualmente vive en ese pais, es decir, es Venecazolana.

>Historia

Antes de todo esto era un vagabundo, no le fue bien en la vida incluso tomando decisiones las cuales el creia con toda seguridad que eran correctas, y lo eran, pero la vida de dio una vuelta de tuerca y termino en la calle, muriendo de hambre debajo de un puente siendo un numero mas en gente vagabunda que muere por ello.

...

Ahora simplemente es una niña en una pais donde los extrangeros escapan de la 2nda guerra mundial, un pais que ahora mismo le esta yendo bien por ser un pais refugio, mas bien por eso vive su nuevo cuerpo, su madre viajo de grecia a escapar de todo los conflictos europeos y vivir en paz.

>Contenedor

La sayona.

>>328676
tengo miedo ;_;

>> XO6Dy5-N /#/ 328689 [X]
>Nombre y apellido
John Smith II; Elizabeth Von Willebrand
>Genero
>Déjame llenar esto por ti, lamentos los inconvenientes que esto te pueda dar, pero para que seas un contenedor apto debes reencarnar como una loli mujer.
No m pongo en lo absoluto
>Edad
24; 10 años
>nacionalidad
Alemania
>Historia
Estudiante de ingeniería electrica de apenas un par de meses. Durante su educación basica hasta los 18 años, fue considarado una persona inteligente, pero decayó con su entrada a la universidad. Nunca le gustó socializar con las personas y en ocasiones no asistía a clases por leer poesía en el parque, prefería asistir a cursos, algunos mas inutiles que otros, como cursos de fecundación de vacas o cursos de herrería. en general su vida no era mala, constante mente leía libros de historia, aunque conocimiento inutil ya que gustaba mas de la historia antes de la edad inustrial, el difrutaba de todas aquellas pruebas de que la humanidad siempre fue grande, inteligente, violenta y desalmada. Buscaba una chica con la que salir, uno de sus compañeros lo engaño para asistir a una fiesta en donde Jhon fue humillado por ser un sucio virgen. Sumido en una depresión se aislo en su cuarto, creando hilos de historias de baja calidad para nonimos en internet, para despues cerrar esos hilos y dejar a los anonimos con frustración. Pero sus padres intentaron sacarlo por todos loe medios que tenían, hasta que un día, fingiendo que la casa se quemaba, lograron hacerlo. Jhon huyo de su habitación, pero egado por la luz del sol de la que se había privado hace meses, el no vió que bajo de la banqueta para ser atropellado por un camión.
>Contenedor
A preferencia de OP

P-puedo postear mi loli despues, aun no puedo decidir entre tantas

>> XO6Dy5-N /#/ 328693 [X]
160507054034.jpg [S] ( 35.88KB , 500x625 , 8245f3b83cdfefc...jpg )
328693
>>328689
Olvidalo, ya escogí una

>> WJ6250mo /#/ 328701 [X]
160507194531.jpg [S] ( 114.25KB , 1000x1000 , sample-a08feb18...jpg )
328701
>>328618 (OP)
>>328626
>Nombre y Apellido
Anterior: Joseph willson

Actual: Amber winchester

>Genero
Femenino

>Edad
10

>Nacionalidad
britanica

>Historia

Anterior: Joseph nacio y crecio en los barrios mas bajos de estados unidos, donde un padre borracho y apostador "cuidaba" de él, o mejor dicho, vivian juntos, a su madre nunca la conocio, ni siquiera supo de ella.
Al ser miserable desde el dia uno, su destino ya estaba practicamente escrito en piedra. En un par de años se convirtio en un delincuente, se unio a una banda y empezo a tener una vida que cualquiera clasificaria como mala o descarriada.
Siendo alguien de pocas palabras y que preferia estar solo a hacer amigos, tenia pocos cercanos y muchos conocidos. Por supuesto, su actitud no era la mejor de todas, siendo participe de varias peleas. Cosa que era bastante comun y recurrente en el barrio donde vivia.
Viviendo entre la violencia, cuando se volvio adolescente escapo de casa no sin antes darle una paliza a su padre por todos esos años de tortura. Por desgracia, esta decision le costaria caro, puesto que, al tiempo despues, fue asesinado por una banda rival que invadio su nueva casa.
Durante toda su vida, solo hubo una persona que tenia como modelo a seguir y lo consideraba como un verdadero padre, su abuelo, un hombre de rancho que le enseño un par de cosas sobre la vida y el trabajo duro.

Actual: Despues de su muerte revivio en el cuerpo de una pequeña niña en el seno de una familia de clase alta, algo que...No le agrada para nada.
A pesar de haber revivido, sus recuerdos seguian intactos al igual que su actitud. Por lo que su comportamiento es de todo menos femenino. Para empeorar las cosas, su familia es tradicional, es decir, tiene que comportarse como una dama en todo momento.
Su vida en su nuevo cuerpo no ha sido nada espectacular, si, se podria decir que no le falta nada e incluso tiene para regalar, pero su comportamiento y forma de ver la vida le impiden aprovechar de esto. Para rematar, su actitud sigue como siempre, por lo que es normal que se meta en problemas por golpear a otros niños que se intentan meter con "ella".
Aun asi, hace lo posible por vivir de la manera correcta aprovechando que se le dio otra oportunidad, algo que le cuesta, principalmente porque quiere vivir su nueva vida a su manera, no a la del resto.

>Contenedor
A gusto de OP si no es mucha molestia

>> 7K1oE6nL /#/ 328724 [X]
160509664879.jpg [S] ( 39.06KB , 480x270 , a9ppM277zS1a48N...jpg )
328724
>>328647
Fue muy emotiva la historia de Harambe kek
<El sueño de hoy había sido inusual como pocos, de nuevo esa trágica y quizá excesivamente dramática escena, donde un joven se pone en medio de una balacera, recibiendo la dosis de plomo que originalmente era para el gorila pecho plateado. Sólo que está vez la figura de el Antes-de-Rachel se vio reemplazado por la misma Rachel, por ti mismo en pocas palabras. Esa niña rubia y de silueta delgada se interpuso entre las balas y el animal, obteniendo un resultado idéntico al de Antes-de-Rachel, muriendo casi al instante por perforaciones de bala que iban desde su ojo izquierdo hasta el abdomen. Una escena atroz que culminó con Rachel despatarrada en el suelo sobre un charco carmesi. Lo último que recuerdas de tan realista epifanía onírica fue a los cazadores desconcertados, en sock, aún procesando lo que había ocurrido mientras el público de los alrededores gritaban desaforados al unisono.
De regreso a la realidad. Tu aliento se esparcia visiblemente apenas abandonaba la boca, tu piel estaba erizada y tus labios temblaban produciendo castañeos; era normal, solo otro dia más en la capital Austriaca, donde Enero era casi la cúspide del invierno, con temperaturas usuales de -4°C.
Las condiciones del albergue donde te hospedabas no ayudaban a hacer más ameno el invierno, contando con una paupérrima estructura de madera ya desgastada, y en algunos casos, hasta podrida. La impune entrada de frío incluso parecía regodearse, silbando en cada recoveco y hendidura presente en la madera.
Al despertar nadie te saludo, ¿Cómo podrían? Cada monja del lugar estaba atendiendo los graves cuadros de pulmonía y gripe de otros huérfanos más pequeños, el lugar casi que parecia un hospital.
Aunque no era fácil de notar al principio, poco a poco fuiste la única de tu edad restante en el albergue, casi todos los otros chicos buscaron suerte en Alemania y sus programas de Hitlerjugend, donde cada joven y jovencita podia aspirar a ocupar un puesto como carne de cañon en el ejército Alemán o en la creciente industria militar Germana. Ese líder, bien conocido por ti, le daba en su época un objetivo de vida a los jóvenes desamparados como Rachel, una ideología, un objetivo, una identidad.
Si bien tu estómago estaba retorciendose de hambre desde que te levantaste de ese delgado y desgastado colchón, posiblemente sería difícil pensar en comida cuando tenías alrededor tanta miseria, tantos niños pálidos y largando los pulmones en cada tosida. Aún así debías de comer si no querías desfallecer, y como consuelo, tenías la opción de desempeñar tareas de enfermera para ayudar a las monjas o simplemente buscar un trabajo por las frias calles de Viena, para traer algunas monedas de regreso.

"Tenemos hambre, Rachel"

Susurro tímidamente una voz femenina, como sugeriendotelo. Esa voz parecia provenir de todos lados y de ningun lugar a la vez, como un pensamiento; no era algo de lo cual estar sorprendido o asustado de todos modos, esa voz era más que familiar, era un susurro que se hacía presente de vez en cuando, te ofrecía consejos para sobrellevar el día a día, pero no respuestas sobre que hacías ahí, quizá ni siquiera ella lo sabia.
Fuera de la posible esquizofrenia que se este cultivando en tu cabeza, la voz tenía razón, tenían hambre, era desalentador pensar que sólo te esperaba pan y té, pero peor es no comer, ¿no?

>> 7K1oE6nL /#/ 328725 [X]
160509895485.jpg [S] ( 26.55KB , 225x225 , images (5).jpg )
328725
>>328636
La primera sensación del día fue la de los fríos y delgados dedos de tu madre, acariciando con cuidado tu melena rubia con la intención de despabilarte.

"Szilvia, cariño, me voy al trabajo, regreso en un rato, tienes comida en la nevera. No olvides seguir estudiando Inglés, el libro esta sobre la mesita de luz"

Murmuró casi a tu oído calidamente antes de darte un beso en la frente e irse, no tenía la intención de despertarte por completo, tan sólo quería que estés lo suficiente consciente como para que la escucharas.
Una fría brisa entro detrás de la salida de tu madre, chocando contra tu rostro suavemente, generandote un pequeño escalofrío.
Junto con la lenta desaparición de la somnolencia iban saliendo a flote los recuerdos sobre cada palabra que te había dicho tu madre. Por lo que te contó días antes había conseguido un trabajo en la Industria textil, mientras que tu Padre ya de por sí tenia un puesto en una fábrica militar, por lo que ibas a estar sola unas cuantas horas. Sobre el Ingles, si bien tus padres no incentivaban el estudio aplicado y motivaban más que nada el trabajo, era su sueño que toda la família pudiera emigrar a USA algún día, el país de los hombres libres, donde el sueño Americano esta a la vuelta de la esquina. Y para facilitar tal cosa, era vital que cada uno aprendiera a hablar Inglés fluidamente.
Por la ventana se observaba un cielo ceniciento que expulsada sin descanso un riego blanco sobre el panorama, ofreciendo nieve, pero sobre todo, mucho frío a toda la población Alemana.
¿Qué harías hoy?

>> 7K1oE6nL /#/ 328728 [X]
160510376647.gif [S] ( 462.17KB , 267x320 , 33988820e0066d9...gif )
328728
>>328677
Estados Unidos de Venezuela no bromeó, se llamaba así en esta época, las joyas en la corona de América Latina, una nación que se proyecta a futuro como una de las principales potencias mundiales, con descomunales reservas de petróleo, oro, uranio, entre otros recursos, que ya de por sí le permiten ocupar el título de potencia regional.
(https://youtu.be/KSbm4CvXqD0)
Literalmente esto era el paraíso si se compara con tu anterior vida. El trabajo sobraba, algunos servicios eran gratuitos, la gasolina estaba barata, la gente se mostraba más modesta y amable, la delincuencia era casi nula.
Tu única preocupación en esta nueva vida eran sólo los estudios, cosa en la que eras considerada una prodigio, es decir, ¿Qué niña sabe hablar y escribir de forma que parece casi innata? Incluso estaban considerando seriamente la idea de trasladarte a Educación Media el próximo año, salteándote la primaria.
Pero no todo era color de rosas, algo que desconocían los inmigrantes y la gente local es el miserable futuro que le deparaba a la nación, un futuro que se conocía bien en tu época original, y se había vuelto hasta materia de estudio económico, por la forma catastrófica en la que una nación tan rica colapso.
Aunque para eso faltaban cómo mínimo cuarenta años, por ahora, sólo tenías la preocupación de traer buenas calificaciones para contentar a tus padres y asegurarte un buen futuro. La vida en aquel sitio iba a ser confortablemente aburrida.

>Madre
"¿Leche o té, amores?"

Pregunto esa mujer de rasgos mediterráneos que te había dado a luz, era raro si se consideraba que trataban como a su bebé a alguien que fue un viejo vagabundo.

>Padre
"Yo no quiero nada. Ya me tengo que ir a trabajar, si tenemos suerte hoy Citgo cerrará un trato con los Americanos, tomar algo antes sólo me pondría más arrecho"

>Madre
Oh, esta bien...

Dijo visiblemente apurado, viéndose repetidas veces en un espejo de pared mientras se acomodaba el nudo de la corbata y se pasaba la palma por el pelo para acomodarselo. Mientras que tu madre respondió desanimada, parece que había preparado un abundante desayuno con la esperanza de que compartieran una comida todos juntos.

>Padre
Hey, igual no se pongan tristes, si hoy se cierra bien el trato, les prometo que iremos al restaurante más caro de la costa, ¿eh?

Ofreció para levantar los ánimos en tanto se daba una última mirada frente al espejo. Sabías a que se refería tu Padre, solían ir para tu cumpleaños, los restaurantes en las costas eran los que vendían los "frutos del mar" mas exquisitos y frescos de la zona, eran restaurantes sin deserdicio.

>Padre
Chau, bebé

Le dio un beso fugaz a tu madre

>Padre
Adios, bebé

Repitió, se te acercó y de igual manera te robo un beso fugaz de los labios. No es que fuera ese tipo de personas que le gustaban los menores, sino que simplemente parecía una muestra de afecto hacía los hijos en América Latina. Tu madre también solía besarte de igual manera, pero con menos regularidad.
Junto con su saludo tu Padre se retiró de la casa, dejándo a madre e hija solas.

>Madre
Come rápido Chamita, que hoy tienes escuela, que casi estén terminando no es excusa para gueva, vamos, vamos, coma.

Te ordenó en un estricto tono maternal, poniéndote de frente un plato con dos huevos, algunas hebras de tocino y una salchicha, todo acompañado de un vaso de leche. Que tu madre casi no supiera hablar Español neutro y lo combinara con su raro acento, hacía que sin duda se te fuera complicado el entenderla.
El cielo brillaba refulgente, ni una nube invadía el panorama, era un día ameno con un usual clima caribeño.

>> 7K1oE6nL /#/ 328729 [X]
160510407463.png [S] ( 248.31KB , 384x649 , Ugly_Bastard.png )
328729
>>328728
Tu padre

>> 7K1oE6nL /#/ 328730 [X]
>>328689
>>328693
No se negro, tu ficha parece bocho, pero si me haces la historia de tu loli para tener una base para comenzar, es probable que te incluya.

>> XBz+8ZgO /#/ 328731 [X]
160510499025.jpg [S] ( 26.83KB , 350x490 , Rachel4.jpg )
328731
>>328724
En esa linea de tiempo donde Harambe sobrevivió, Grape-kun sigue viviendo feliz con su waifu

>Rachel
Acerca la mano a sus labios, y limpia con los dedos un hilo de saliva fruto de levantarse de golpe y haber vomitado en el retrete por la repentina visión de su muerte trágica, que dio paso a una vida más trágica aun desde su forma de ver las cosas, pues para alguien acostumbrado a las comodidades de inicios del siglo 21, ser empujado a una época tan retrograda sin duda es un castigo.

Más aun si su nuevo papel es ser una niñita huérfana en un lugar de deplorable estado que se mece bajo el azote de invierno sin mucho que hacer para defenderse, como la victima de una violación. Pero Rachel entiende, no paga sus frustraciones con las monjas que hacen lo que pueden, viven en un mundo difícil. La cosa es tan dura que muchos jóvenes decidieron probar suerte uniéndose al ejercito de ese carismático líder alemán que tantos memes y villanos de videojuegos legendarios daría pie en un futuro... En un inicio Rachel pensó en ir también, verdese como ¡La bruja que sabe el destino! O cosas así, una Notredamus moderna que le susurre en la oreja a alguien de poder qué hacer o qué no hacer. Luego recordó que no es un As con las fechas, y los únicos eventos históricos que conoce son los más sonados, como lo que pasó en Hiroshima, o la caída del muro de Berlín. Estaría siempre bajo la presión de mantener un fraude frágil, un frafra.

Quizás reflexionar sobre lo anterior no fue muy productivo, pero le ayudó a distraerse durante sus deberes como enfermera para conseguir alimento. Hasta se aventura a llevar más lejos su imaginación, y no descarta la idea de que otras almas más osadas que la suya hubiesen viajado al pasado e intentado eso. Que cosas.

"Hum..."

Deja lo que esta haciendo cuando escucha la voz. Mira hacia los lados. Otra vez viene de adentro.

"Si no trabajo, no como" Aclara como diciéndole a sí misma, pero en realidad era para la voz. No obstante malo sería que se ponga a hablar sola ahora y la tachen de esquizofrenica, o le acusen de tener el diablo adentro, o algo más ridículo. Tiene suficiente con ser una niña demasiado precoz. Vuelve a sus tareas deseando terminar pronto para ir a comer.

>> XBz+8ZgO /#/ 328732 [X]
>>328729
Este hombre me inspira mucha confianza.

>> +31mMoG3 /#/ 328734 [X]
¿Aún puedo enviar ficha?

>> XO6Dy5-N /#/ 328736 [X]
>>328730
Negro ¿Qué mierda? Dejame entrar no seas hijo de puta, escribí incluso mas que esos negros, mi historia es factible. ¿Qué tiene de malo?
>also
Aun asi gracias por recordarmelo, me había olvidado de escribir la historia de mi mona, en un rato la mando

>> XO6Dy5-N /#/ 328738 [X]
>>328689
>>328730
>Historia de después del renacimiento
Nació en una familia de Münich, a las afueras de la ciudad, en una pequeña mansión, ya que a su padre, un militar de rango bajo (suboficial Sturmscharführer), no le gustaban mucho las multitudes. Ella y su familia eran atendidas por un cuerpo de sirvientas, 5 en específico, ya que su padre era bastante celoso, no contrataba a ningún trabajador masculino ya que temía que su madre se enamorará de alguno de sus trabajadores y tuviera alguna aventura, también temía que su hija tomara malos pasos debido a la influencia de algun mozo de buen ver que no fuera del todo legal. Incluso contrató a profesoras particulares para evitar que ella asistiera a la escuela.
Acostumbrada a convivir con mujeres, siempre sintió mucha curiosidad sobre los hombres, en cada ocasión que tenía ella intentaba espiar al mensajero o al lechero y siempre le pedía a su madre que la dejará acompañarla a los mercados, pero su madre tenía las manos atadas y una sirvienta siempre la acompañaba, enviada por su padre para vigilarla. Ahora con la guerra, ella tiene estrictamente prohibido salir de su residencia, a menos que haya un ataque de los aliados.

>> XO6Dy5-N /#/ 328740 [X]
>>328738
olvida la ultima parte, olvide que el renacimiento abarcaba desde el nacimiento hasta los 10 años, asi que creo que la mona no tendría personalidad.

>> 289Oy6Mw /#/ 328743 [X]
160510929526.jpg [S] ( 97.81KB , 563x797 , 1305c7b487316b8...jpg )
328743
No pierdo nada más que tiempo.
>>328626

>nombres y apellidos
Yukio Mikazuki (pasado) // Meifang Zheng (actual)

>género
Masculino en su anterior vida, actualmente, obviamente femenino.

>edad
Abandonó el mundo con 19 años en su anterior vida, lleva 9 años rondando el actual en su segundo tránsito por la existencia.

>nacionalidad
Japón (pasado) - China (presente)

>historia reciclada de otro bocho
Un estudiante de la movida zona central de Tokyo, preparándose para hacerse un lugar en aquel mundo plagado de infinitas posibilidades luego de finalizar el instituto. Un aficionado a las artes literarias desde su lado más serio y al cine, desde su lado menos maduro, pasó sus últimos días despidiendo su adolescencia y viviendo los últimos rezagos de aquella época de juventud y libertad pagando sus visitas finales a amistades que el tiempo pronto iba a quitarle en el proceso de la madurez, o gozando de ciertos pasatiempos que disfrutó en el pasado, como los videojuegos, los centros de arcade o las amistades femeninas transitorias.
Con grandes expectativas sobre sí mismo, como alguien que siempre había dado lo mejor de sí en el ámbito académico, planeaba seguir con la profesión de su padre, un importante corporativo de la industria automotora. Parecía tener una vida tranquila a pesar de la gran presión con la que cargaba a su futuro, y sin embargo, solía llevarla con tranquilidad. Una vida muy tranquila para todo lo que pasaba detrás de sus ojos. La compañía de su padre (y él, por sobre todo) estaba siendo manipulada y titeretada por un cuerpo de la yakuza mediante bajísimas extorsiones y pagos mensuales bajo amenazas hacia aquello que más quisiesen, más allá de cualquier tipo de golpe económico o humillación. Las demandas se volvían cada vez más altas y las ganancias no se encontraban con lo solicitado, nadie más que su padre sabía acerca de esta situación, por lo que, si a la compañía le faltaba dinero, estaría en un problema aún mayor al perder su trabajo. Si abría la boca, su vida pendía de un hilo. Colmado por aquellas deudas sin que la compañía genere aquella ridícula demanda que pedían, pero asustado por la situación, su pobre padre no tuvo más opción que atrasarse en uno de los pagos. La vida de su hijo fue lo primero que se cobraron para probar la seriedad de sus amenazas al no encontrarse con el dinero pedido en tiempo y forma.

Su renacimiento se dio de una madre y un padre desconocidos, según ha escuchado, en la zona portuaria de la provincia de Shandong, en China, pero no conoce ni tiene edad para entender cuál puede ser la veracidad de los hechos. Meifang es la hija adoptiva de un vendedor ambulante, un comerciante de té de reconocimiento debatible, acostumbrado a viajar constantemente de punta a punta del país a pie, como la tradición china dicta para comercializar su producto, exclusivo de la ciudad de Hangzhou, donde ambos residen. Suele viajar con él a menudo, por lo que conoce varios sectores del país, pero en ocasiones, debe quedarse en el pueblo contra su voluntad, cosa que detesta puesto que adora las largas caminatas, observar los árboles, la naturaleza, la vestimenta de quién vive varios kilómetros más allá, etcétera. Es una gran apasionada de la belleza de lo natural, especialmente, de los insectos. Las primitivas ciencias naturales de la época, que debido a su condición de pueblerina, apenas rozan lo científico, son el atractivo principal de su vida, y suele a menudo causarle cómicos problemas a su pobre padre, un gentil anciano de 55 años algo físicamente agotado al cometer la travesura de escapar hacia los ríos o pantanos para recolectar hojas, flores e insectos que conserva en su habitación.

Hoy, 1 de enero de 1938, ella se encuentra al cuidado de otra familia que suele hacerse cargo de ella cuando su figura paterna decide que no debe acompañarla en sus viajes de negocios. Partió él hace unas pocas horas hacia la capital por algo que parecía ser más importante de lo usual, un rumor que llegó con suma rapidez y que lo puso en marcha a poco de enterarse, pero para ella, era sólo palabrería "política" que no entiende, no conoce, ni le interesa hacerlo, "cosas aburridas de adultos", pero, ¿quién le quita la preocupación y el mal presentimiento que vienen de la mano de la intriga de aquello tan importante?

>contenedor
Hangonkō
No sé si tomes este youkai particular como súcubo, si no lo haces, lo cambiamos o lo negociamos

>> 7K1oE6nL /#/ 328745 [X]
160510959146.png [S] ( 412.96KB , 645x860 , Izabella_and_Emma.png )
328745
>>328701
"¡¡Jovencita!! Disculpese en este mismo instante, disculpese con todos y cada uno de los varones con los que se metió, o usted me conocerá a mi..."

Una áspera y arisca voz te aturdia de cerca, era ya la tercera institutriz que contrataban tus padres para corregir tu comportamiento, esta era una fanática cristiana con métodos de enseñanza tan estrictos que rozaban lo violento, era su última salvación, los métodos de placaje verbales no habian surtido el más mínimo efecto, por lo que sólo les restaba la vía fisica.
El ejercicio que te había impuesto hoy la institutriz pelinegra era simple, debías imaginar que alrededor estaban los chicos con los que te pelaste en la escuela y a partir de eso debías disculparte con ellos, cada segundo que te tardabas en completar la tarea, esa mujer te proporcionaba un grito acompañado de un raudo reglazo que resonaba en el espacioso ambiente de la mansión en la que vivias.

"¿Sabes como terminan las niñas como tú? ¿¡Sabes como terminan niñas como tú!? No creo que lo sepa una mocosa tan malcriada y sobreprotegida, pero vas a terminar en la calle y prostituyendote por menos de una libra, ¿¡Es eso lo que quieres para tu futuro!? ¿Prostituirte por comida en Whitechappel?"

Los gritos se acentuaban y se producian cada vez más cercanos a tu oreja, al punto de que casi sentias su boca a un lado de tu cabeza. Había que admitir que esa señora sabía proporcionar, lo que en tu época se denominaria, como stress psicológico y fisico.
Dos reglazos más fueron recibidos de imprevistos por tu espalda apenas la institutriz realizó esa última pregunta, el dolor era lo de menos, estabas acostumbrado en tu anterior vida a esa sensación, pero en el cuerpo de Amber esa resistencia era meramente psicológica, llegando involuntariamente a retorcerte levemente de dolor por culpa del inexperto sistema nervioso de tu nuevo cuerpo.

"Hey, Hey, creí que eras más hombrecito, pareces una perrita sumisa frente a esa vieja, vamos, ¿Por qué no vas a Japón o algo así? Siempre quise formar parte del escuadrón 731"

Acotó burlona esa voz femenina que provenía de todos los lugares, pero a la vez, de ninguno en específico, como un mero pensamiento. Sea quien fuese ese Pepe Grillo en tu consciencia, se notaba que no tenía nada mejor que hacer por la regularidad con la que venía a hablarte. Además de no mostrarse muy lista, con las ideas tan estúpidas y exageradas que te proponía, ¿Cómo una niña sola llegaría siquiera a Japón?
Sobre la institutriz, estaba expectante a tus acciones con su implacable regla en mano, esperando a que te disculparas con esos con esos chicos imaginarios.

>> 7K1oE6nL /#/ 328747 [X]
>>328734
Claro negro, si bien no hay cupos, puedes reemplazar a los que no terminen respondiendo a su starter.
>>328736
>>328738
>>328740
Bueno negro, no te enojes ;-;
Parecía bocho por las faltas ortográficas y por que faltaba la otra parte de la historia, siempre hay alguna ficha bait. Ahora te mando turno.
>>328743
Sexto y último jugador, me gustó la ficha. No creí que alguien tuviera el valor de radicarse en China kek

>> XO6Dy5-N /#/ 328748 [X]
>>328747
Kek no me fije en las faltas de ortografía, lo hice casi durmiendo

>> LdOZogDj /#/ 328751 [X]
160511176721.jpg [S] ( 29.92KB , 355x427 , 276d03c6001463a...jpg )
328751
>>328729
que carajos?
>>328728
yo se de historia de mi país negrito, por eso lo elegí en este tiempo KEK

Beatriz

>...
>Otra misma mañana en la misma casa, ya había pasado un buen tiempo hasta que consiguió acostumbrarse a esta vida, incluso empezó a pensar que simplemente todos al morir les tocaba tomar otro cuerpo sin más, lo raro es que el, o ahora mismo ella, le toco conservar sus recuerdos anteriores, no es como aquella historia del huevo, sino como una reencarnación con memorias, no olvido nada cuando fue bebe y eso la hacía sentir rara.
>Quitando todo eso, simplemente se levantó y se fue a comer, le agradaba su madre, se notaba que hacía bien su papel como podía en esta época, que ella recuerda aún no se asentuaba tanto el feminismo, así que es normal ver a una mujer así aún, su padre en cambio era raro, aunque la verdad tampoco era demasiado, simplemente su apariencia era bastante mala, pero en general era un buen padre, así que no se podía quejar.

-Bendición.

>Dijo mientras entraba a la cocina, un saludo normal de buenos días, mientras se ponía a comer y se despedía de su padre quedándose con su madre.
>Está última solamente le dijo que comiera, no era una orden descabellada, y considerando lo que fue agradece volver a tené r casa y techo.

>> XwXlO82w /#/ 328752 [X]
160511239948.jpg [S] ( 86.75KB , 600x600 , Oshino_Shinobu_...jpg )
328752
>>328725
>Szilvia

>Se levanta después de escuchar aquella puerta cerrándose, tiempo un poco por el frio que entra en esta pequeña casa, la verdad cada vez que me despierto tengo el sueño de despertar en mi casa, pero ya después de todo, creo que sería imposible.

>Me levanto de la cama buscando unas sandalias para no poner mis pies en el frio suelo, y empiezo a caminar hacia la nevera para buscar la comida, sé que estará fría, pero es mejor que nada, principalmente de esas tantas personas afuera que sufren de hambre y pasan horas en colas, no estoy segura si mis padres lo hacen, pero mejor que en Hungría, parece que estamos, en los libros de historia escolares todo se centra en Alemania y el Eje, al menos en estos momentos, gracias a Dios que tenia Reddit para aprender cosas Random.

>Me levanto y camino hacia la cocina, una forma de hacer dinero que pensaba era meterme en la industria militar con mi padre y hacerme parecer una prodigio o algo por ese estilo, pero eso seria ayudar a los nazis, no se si mi supervivencia esta tan alta para darles armas de alto calibre y muy superiores a la época a estos hijos de puta, quizás me lleven a algún sitio donde me pongan a parir como loca, como en esa película JoJo Rabbit… Una de los problemas de ser rubia, creo que prefiero ser una prodigio.

>> WJ6250mo /#/ 328753 [X]
160511357894.jpg [S] ( 164.41KB , 850x1365 , __futaba_anzu_i...jpg )
328753
>>328745
Voy a probar un nuevo tipo de escritura, espero no sea un inconveniente. Si no te gusta, o confunde, dime y retomo el habitual
>Amber

El grito resuena en mi cabeza taladrandome los oidos. Mi paciencia ya hace rato se habia agotado y decir que estaba harto de la vieja que tengo a un lado era poco.
Encuentro estupido disculparme con gente imaginaria, pero aun mas estupido era pedir perdon a personas que se merecian la paliza que les propine. Siendo agresivo y todo, no solia empezar las batallas, aunque, bueno, si es cierto que a veces golpeaba a gente por razones estupidaz como quitarme un lapiz o de vez en cuando me pasaba un poco, al fin y al cabo, eran niños y yo una persona que ya tenia años de experiencia luchando....Pero, oye, no es mi culpa, ¿Para que empiezan algo que no pueden terminar?, ridiculo.
Apretando los dientes y los puños al sentir la regla sobre mi espalda, mi cuerpo se estremecio por si solo. Dolor, algo a lo que estaba mas que acostumbrado pero el cuerpo de esta niña tenia la resistencia de un peluche. Por supuesto, los gritos de la loca esta no ayudaban a que la experiencia fuera mas amena.
Estaba que explotaba, en otro tiempo ya hubiera puesto en su lugar a la monja pero con este cuerpo era poco y nada lo que podia hacer. Tampoco me podia creer del todo que mis "padres" hayan puesto a semejante desquiciada a cargo mio, aunque, en cierta manera, creo que me lo gane por ser un idiota.
Lo mas curioso era que me preguntaba si sabia como terminaban las "mujeres" como yo. Por supuesto que lo se, conoci a varias y lo vi de primera mano. Por no decir que, antes de ser una niña, mi vida era un fiasco total, en parte, gracias a mi forma de ser.


(Oooh, tu callate, no estoy de humor para jugar al esquizofrenico...Aunque preferiria estar en japon que con la loca esta)

Le respondi a la voz que no me dejaba tranquilo. La primera vez crei que solo era mi cabeza jugandome una broma pero al notar que se hacia recurrente, ya me hacia la idea de que tenia problemas mentales.
Inhalando y exhalando para relajar mi cuerpo, trague saliva y mire a la institutriz un momento antes de devolver mi mirada al grupo imaginario de niños a los cuales le rompi la nariz.
Sonriendo dulcemente, dije:


"A la proxima que se pasen de imbeciles les dejare hospitalizados" Desvie la mirada hacia la vieja loca "Y TU PUTA BARATA, METETE LA REGLA POR EL CULO A VER SI TE ENCUENTRAS CON TU JODIDO DIOS DE MIERDA Y ME DEJAS DE MOLESTAR"

Grite enseñandole el dedo medio con una mirada retadora. Claramente no era la persona mas inteligente del mundo pero no me podias culpar, mi paciencia se habia agotado y no podia quedarme callado frente a un castigo como este. Bueno, para empezar, nunca me enseñaron a quedarme callado, al contrario, siempre me han dicho que, si la vida te golpea, tu se lo tienes que devolver el doble de fuerte.
me causa kekes que la actitud y apariencia de la mona no peguen para nada

>> XwXlO82w /#/ 328754 [X]
>>328752
Por cierto OP ¿No se Ingles ya? Soy Estado Unidense en mi otra vida kek.

>> 7K1oE6nL /#/ 328756 [X]
160511488169.jpg [S] ( 65.14KB , 560x420 , Fruehstueck_560x420.jpg )
328756
>>328738
Los días transcurrían uno trás otro con apenas variaciones entre si, era una vida pacifica, sin unas sola carencia, pero a la misma vez era absolutamente monótona. Esto último era algo que podías o no notar, después de todo tus últimos años los pasaste como alguien ocioso y despreocupado, así que una nueva vida donde no se te vea mal por ser ocioso y despreocupado no sonaba tan mal.
Las sirvientas poca charla sacaban mientras realizaban las mismas tareas de siempre: Limpiar, educarte, fingir que les gustaba su trabajo, hacer las compras, preparar la comida, etc, etc. Eras casi que una joya o adorno celosamente custodiado.
A pesar de esto no se le podía culpar a tu Padre, era una deshonra peor que la misma muerte que tu única heredera se vea desviada, convirtiéndose en una cualquiera o perdiendo la virginidad antes del casamiento. Era algo inadmisible para alguien con una ideología tan tradicional y militarista como el.
Sin previo aviso, la puerta de tu habitación se abre lentamente por primera vez en el día, mostrando del otro lado a una sirvienta con una bandeja metálica entre manos. Era Helga, una de las cinco sirvientas del hogar, no tenía nada destacable, era tan sólo una mujer madura, de contextura robusta y rasgos vagamente femeninos. Daba la impresión de ser más masculina que muchos otros hombres.

"Guten tag, Elizabeth"

Te saludo de forma servicial y animada.

"Aquí traje su desayuno, espero le guste"

Dijo antes de dejar la fuente sobre tu regazo, para darte la comodidad de que desayunaras en la cama. Aquella comida matutina no era nada para despreciar, se veía bastante apetitosa, consintiendo en una tetera con té, dos tazas de porcelana vacías, un par de pretzels, dos huevos duros y un potecillo con leche.
Si no tenías nada más que decirle u ordenarle a Helga, esta buscaría debajo de tu cama tu pelela de porcelana y se retiraría junto a esta de la habitacion.
...

"O-Oye, ¿No crees que podríamos hacer algo más? Qu-Quiero decir, no es como si fuera una tortura tener la vida de una niña rica, pero pienso que d-desperdiaciamos nuestro potencial..."

Esa voz femenina de carácter sereno volvió a hacer acto de presencia en tu consciencia como hacía cada tanto, siempre pudiste notar fragilidad que era compensada por cierta determinación en la actitud de esa entidad que acosaba tus pensamientos. No sabías ni el origen ni el objetivo de esa voz, pero apareció desde el minuto uno de tu nacimiento.

Sobre lo de la personalidad, reencarnan con todos sus recuerdos intactos, así que tendría la misma personalidad de su vida pasada. ¿Básicamente una loli chanera?

>> jeDW501d /#/ 328761 [X]
160512012372.jpg [S] ( 68.03KB , 736x1302 , 2f9f5522e0583d0...jpg )
328761
>>328756
Como todos los demás días me encontraba descansando en mi habitación, no tenía que salir a la calle ni esforzarme por nada, era un dulce niña de 10 años en una potencia militarista, con la mente de un chanero promedio, era la existencia perfecta, y debía aprovechar mi posición ventajosa. Se por la poca historia que conozco, que este país se hundirá en la mierda dentro de casi una década. Con los conocimientos que tengo, puede que ayude en algo a mi actual padre con algunos pequeños "saltos tecnológicos", aunque desconozco cuanto hallan descubierto en está epoca.
La puerta de mi habitación se abre, es de nuevo aquel trapoide, Helga, con un nombre igual de estereotipico de mujer masculina alemana, todo el paquete completo.

"Buenos días, Helga. Gracias por el desayuno, es todo lo que necesito."
Le respondo de manera animada a mi sirvienta mientras tomo los cubiertos para comer mi desayuno, cuanto menos es mejor comer como la hija de un militar que como un estudiante universitario. Estoy satisfecho por ahora, le pido a Helga que se retiré para disfrutar de mis sagrados alimentos.
Pero entonces, una voz de una chica me habla. Y tiene razón, pero ¿cómo comenzar a aprovechar mis habilidades? Así que le pregunto

"¿Qué crees que deberíamos hacer? No puedo salir de esta casa ¿Algún plan?"
Si gracias OP, a lo que me refería era que en mi adormilada mente pensé que la vida anterior se metía en la mente de la loli de 0 años
>also
Si, una loli chanera kek


>> 7K1oE6nL /#/ 328762 [X]
160512015224.png [S] ( 1.13MB , 1600x900 , 3b9cdac963aab89...png )
328762
>>328743
La etérea fragancia entre cedro y bambú que expedian la multitud de inciensos frente a las representaciones de los Dioses Taoistas, no cambiaban el espeso aroma a tensión presente en el ambiente.
Los rumores se habían esparcido como la pólvora a lo largo y ancho de la nación, cada hombre y mujer Chino se esperaba lo peor, ya que esto se trataba de la implacable invasión de parte de su enemigo jurado: El Imperio Japonés.
El año anterior habían tomado la capital Nankin con suma facilidad, obligando a los altos mandos a trasladar la capital del país a otro sitio a modo de reorganizar una resistencia. Pero si bien las cabecillas políticas estaban a salvo, el ciudadano promedio no, más de una historia llegó a tus oídos sobre como los Japoneses violaban a las mujeres y ejecutaban sin contemplación a los hombres. Eran bestias enceguecidas, motivadas incluso a inmolarse por su patria de ser necesario.
Pero las ofrendas a los Dioses que se daban en el hogar de esa familia conocida de tu Padre, no eran con el fin de apaciguar la furia nipona. No, a los que querían sosegar era a los Dioses, que parece que encarnaron a todos los castigos del pueblo Chino en un sólo ser.
"Utsukushī kemono", es como llaman al ser sobrenatural que está al servicio del ejército Japonés. Los rumores sobre esa cosa van desde que ella en solitario tomo la capital China en un sola noche, hasta que sólo es propaganda con el objetivo de asustar a la poblacion. Pero si en algo concuerdan todos, es en que esa cosa esta lejos de ser una entidad horrible como las de los mitos para asustar a niños, no, de hecho, todos concuerdan en que es sumamente hermosa y no supera los doce años, pero su sadismo y cualidades sobrehumanas, la hacen ver como una bestia encarcelada en el cuerpo de una pequeña niña.
No había que recalcar que el escenario era deprimente, el padre de la família que te acogía estaba postrado frente a los inciensos, mientras que la madre, más realista, estaba empacando todo con el fin de irse. Había una disparidad entre ambos, el padre se negaba a abandonar todo por lo que tanto trabajaron sus ancestros, mientras que la madre prefiere conservar la vida a luchar inútilmente por la propiedad y la granja. En cuanto a su hijo de cinco años, aun ignorante al peligro y la maldad humana, "jugaba" mahjong, apilando las fichas una detras de la otra para acto seguido hacer caer la ficha de un extremo, su objetivo era ver el colapso que se generaba con sólo derribar una pieza. Era similar al dominó de tu epoca.

"¡Gūmā, gūmā, gūmā! Ven y juega conmigo, porfisss"

Te llamo el niño al son de un ademán con la mano pidiendo que te acerques. Quería que jugaras con el, aunque más que jugar propiamente dicho, sólo era apilar las fichas y dejarlas caer.
No estaba claro si era apropiado ir a jugar con él teniendo a la madre necesitando ayuda para empacar y preparar todo para la muy probable huida, pero por el otro lado tenías al pequeño que te consideraba una tía haciéndote puchero. Todo quedaba a tu juicio ahora.
...
En otros asuntos, esa misteriosa voz que ha estado presente en tu cabeza desde que tienes memoria, sigue tan reservada como siempre, no te habla a menos de que tu le hagas una pregunta o inicies la conversación primero.

>> 7K1oE6nL /#/ 328764 [X]
>>328762
Olvide responderte lo de Hangonkō. La verdad es que a pesar de ser un Yokai engloba bastantes características de la sucubo, la permito, no es un Yokai como tal así cono Freyja no es una Diosa como tal, pero eso tal vez lo descubran ustedes

>> 7K1oE6nL /#/ 328778 [X]
160513157655.gif [S] ( 517.28KB , 540x303 , e2c88fe66b761d8...gif )
328778
>>328731
Te decides por encarar las tareas de enfermería con tal de comer un poco, acercándote a las monjas y preguntándoles que requerían. No era mucho lo que necesitaban, cada tanto sólo te pedían un paño de agua fría para la frente de algún afiebrado y té caliente para los que estaban congestionados. El invierno era la peor temporada para el orfanato, teniendo que lidiar con pestes y la lenta mortalidad del frío, como se podía observar, los que más sufrían esto eran los pequeños, en especial los bebes, rara vez un bebé que llega en plena temporada de invierno sobrevive.

>Novicia Cotffield
¿Rachel, no quieres comer algo? No te he visto tragar un bocado en toda la mañana, te vas a quedar chiquita asi.

Remarcó extrañada de tu aparente falta de apetito la ojiverde. Creo que me explique mal, puedes comer sin necesidad de trabajar, sólo ayudas como enfermera si quieres kek
La novicia era alguien que conocías desde hace hace mucho, mucho tiempo, basta con decir que te cambio los pañales de tela en tus primeros meses de vida. Hasta donde sabías era más sociable y menos testarudas que sus pares más longevas, esta en el orfanato casi desde tu edad, perdió a su padre en la Gran Guerra, y su madre, sin muchas opciones, decidió dejarla a cargo de las monjas, no era el medio más apto para salir económicamente adelante, pero al menos no moriría de hambre.

>Novicia Cotffield
Umm, por cierto Rachel, ¿vomitaste hoy o sólo fue mi imaginación? Me pareció escucharte regurgitar en el baño...

Interrogó denotando su preocupación a través de su semblante. Las peores cosas estaban pasando por la cabeza de la novicia, lo mínimo que pensaba era que habías acabado embarazada por un novio que pudiste ocultar bien de los ojos de ellas.

"¿Importa? La naturaleza puede proporcionarnos todo lo que necesitemos, mariposas, osos, lobos, sapos. Son pura proteína. Además Alemania y América están a la vuelta de la esquina, cualquier cosa sería mejor que este agujero"

La tímida actitud de la voz fue paulatinamente reemplazada por una más altiva, determinada, anhelante, era como esa pequeña parte en tu ser que anhelaba desesperadamente salir de esa miseria.
Pero tan rápido como vino la motivación, esta se fue. Dejando nuevamente el calmo tono que era usual en la desconocida.

"Pero s-sólo si tu quieres, no te voy a obligar a nada..."

>> 7K1oE6nL /#/ 328781 [X]
160513398088.jpg [S] ( 87.12KB , 767x767 , osuki_mamako_19083.jpg )
328781
>>328751
A orden de tu madre comenzaste a comer el desayuno, era una comida matutina bastante usual en el hogar, así que no le encontraste nada destacable en esta oportunidad. Lo único que no veía ese platillo como una comida ordinaria era tu instinto, las personas que han pasado hambre en algún momento de su vida quedan con una "marca", muchas veces esa marca psicológica los hace comer hasta que su estómago duela de estar tan lleno, simplemente su mente se vuelve más precavida en ese sentido.
Y habiendo sido alguien que literalmente murió de hambre no eras la excepción, teniendo la fuerte tentación de acabarte todo el plato, incluso si tu pequeño cuerpo no era apto para ingerir tal cantidad.
Una vez quedarás satisfecho, tu madre se acercaría a ti con una franela húmeda para limpiarte los labios.

>Madre
¿Ya estás lista, chamita? Apurate que se nos hace tarde.

Pregunto apresurada; como cada mañana, debías ponerte tu pequeña mochila, agarrar de la mano a tu madre e ir a la escuela primaria. Desde adentró ya se podía sentir, la cálida brisa veraniega y el cantar de un sinfín de pájaros y cigarras a la par, apenas se abria un poco la puerta.

Yo casi no se nada de Venezuela, recién ahora estoy investigando y por lo que veo, fue un lugar bastante tranquilo durante esa época, literalmente no hay excusa ni siquiera para que te roben o secuestren. Nada, excepto que busques problemas por ti misma o intentes cambiar el futuro, creo que viviremos un lindo slice of life por un tiempo kek

>> XBz+8ZgO /#/ 328785 [X]
>>328778
>Rachel
Asiste a las monjas lo mejor que puede. Y aunque en algunos casos, como en los bebes, sus esfuerzos lo único que hacen es extender lo inevitable, no quita que Rachel siga intentando salvar a los niños. Como un alma venida de una época moderna, ver gente tan joven muriendo resulta espantoso, sus primeros años en el orfanato se la pasaba llorando por eso, al punto que había noches donde no podía dormir imaginando que los fantasmas de los niños muertos deambulaban alrededor del colchón donde descansa.

"¡...!" Una voz femenina la sobresalta. Suele pasar cuando se sumerge demasiado en sus propios pensamientos, que todo le toma por sorpresa. Ladea la mirada. "Señorita Cotffield..." Se le queda mirando y escucha su invitación a comer. Asiente indicando que si quiere desayunar, y esboza una pequeña sonrisa frente la idea de saciar por fin un poco de su hambre. Aunque Rachel sepa como disimular sus malestares, no quita que los siga sintiendo tan fuerte como cualquier otro niño.

La monja hace otra pregunta que Rachel tarda unos segundos en responder.

"Sí, vomité... No me sentía bien esta mañana, pero ahora estoy como nueva" Asegura, queriendo restarle importancia al tema de revivir su muerte una vez más. Si supiera lo que anda sospechando la monja, la rubia se echaría a reír... Aunque su cuerpo sea la de una niña, su espíritu es de hombre. Por eso mantiene sus reservas con las novicias más cercanas a su edad, incluyendo a Cotffield, después de todo no desea despertar en su cuerpo pasiones varoniles, ni desear a tan temprana edad los muslos de una mujer, que en esa época esos rasgos están mal vistos en una fémina, más si esa fémina es una niña de diez año.

De nuevo oye la voz en su cabeza...

(Supongo que tienes razón... Ese es el siclo alimenticio, el ritmo de la vida. Pero no entiendo como podría comerme un oso. Son criaturas majestuosas, especialmente los pardos y los polares, pero de ahí a poder merendarme una hay un largo trecho)

Su consciencia, su Pepe grillo, suele ser bastante bipolar... A veces suena determinada como un líder, pero en el siguiente instante pasa a ser un actor pasivo.

(Podríamos irnos, sí. ¿Pero cómo sobreviviríamos allá fuera? Soy solo una simple niña, recuerdalo. En términos humanos estoy casi en el eslabón más bajo de la cadena alimenticia... Justo por encima de los bebes abandonados que me toca cuidar)

>> 7K1oE6nL /#/ 328787 [X]
160513616132.jpg [S] ( 37.39KB , 360x500 , D_NQ_NP_968819-...jpg )
328787
>>328752
Te levantas de la cama y te colocas tus botas de cuero ¿Por qué habría sandalias en un lugar frío? Kek, para ir de cabeza a la nevera. Un escalofrío acaricia tu cuerpo haciéndote temblar en el trayecto, era un día como para quedarse entre el cálido confort de las cobijas.
Dentro de ese armatoste desproporcionado de metal, se encontraban dentro de un bolt metálico algunas salchichas alemanas acompañadas de una ensalada Rusa. Era una porción humilde, pero para tu edad, era más que suficiente.
Curiosamente comienzas a pensar en que el gobierno Alemán te podría poner a parir como loca, lo que evoca esa extraña voz que te hace compañía desde el primer día que habías transmigrado a tu nuevo cuerpo.

"¿Tan pequeña y ya pensando en la verga Alemana? Jeje, no te culpo, ¿Cuando tenías en el otro lugar? ¿30? Debe ser raro pasar de estar con tipos todos los días a ser de nuevo una prepuberta"

En pocas palabras, te trataba a modo de burla como una puta.

"Oh, y sobre tu idea de fingir ser una prodigio, es una muy buena, imagínate que los Nazis consiguen primero la bomba atómica con 5 años de antelación, uff, no creo que tu artículo en Wikipedia sea muy bueno al haber causado una hecatombe nuclear, pero si no lo hacemos nosotras, será alguna de nuestras hermanas la que se forre en oro, ¿No es cierto?"

Bromeaba tomándose a la ligera cada cosa que decia, incluso parecía divertirse con la idea de ver que pasaba si le proporcionaban a los nazis el conocimiento suficiente cómo para crear el arma definitiva, aquella que podría evaporizar metrópolis en cuestión de un parpadeo, la bomba atomica.
>>328754
Ahora qué lo mencionas es cierto kek, creo que podrías decir que "aprendiste" el idioma luego de esa última leccion.

>> XwXlO82w /#/ 328792 [X]
160513903487.jpg [S] ( 126.74KB , 700x883 , Oshino_Shinobu_...jpg )
328792
>>328787
>Szilvia

>Agarro aquel bolt metálico, pensaba en calentar mi comida, pero la verdad prefiero dejarle eso a mis padres, además que la comida fría no es tan asquerosa cuando has vivido toda tu vida comiéndola, y la mitad de la anterior también, por lo que no importa en demasía.

>Me siento y escucho la voz en mi cabeza llamándome Puta, suspiro un poco para casi reír por lo que escuche, y responderle en mis siguientes palabras.

<-“Tenia 34 años, y la verdad no me importo mucho esto, vivía muy preocupada por darle calidad de vida a mi familia, pero… No pensaba en como me van a coger, sino que simplemente me trataran como maquina de parir, y aunque el sexo es bueno, cuando solo es para dejarte embarazada, una y otra vez pierde la gracia.”

>Dice en su mente mientras corta la fría salchicha, llevándosela a su boca, y escucha lo siguiente que dice aquella voz en su mente, la verdad al principio consideraba que fuera algún tipo de enfermedad mental, pero esta cosa parece ser mas que ello, pero bueno, posiblemente simplemente sean mis ambiciones hablándome al oído.

<-“La historia la hacen los ganadores, si la bomba nuclear la crean primero los Alemanes quedare como una héroe, pero habrá muchos problemas, no estoy segura que esta sea realmente la misma línea que la mía, que no lo creo, porque aquí estoy, pensando en cambiar al mundo, y mi esfuerzo se va a ir a la mierda cuando Japón bombardee Pearl Harbor, eso es lo más importante que debería evitar.”

<-“Aunque… Podría hacerlo, no es tan difícil hacer una Kalashnikova 47, no me importa que le pase a cualquiera mientras yo siga viva, no soy mala, no me gusta dañar a los demás, pero el humano siempre buscara la supremacía sobre todo, ahora el problema sería ver que piensan mis padres, porque si a la final todo se va a la mierda y padre no llega a nada, podríamos irnos a Estados Unidos y vivir acostada, aunque vivir en Alemania es mejor, hay mejores oportunidades para las mujeres.”

>Termina de comer recostándose en la silla.

Lo rojo es que esta pensando.

>> b85Z0y7e /#/ 328814 [X]
160514739054.jpg [S] ( 25.07KB , 225x350 , a.jpg )
328814
>>328781
Por ello dije en mi ficha que este lugar antes de la mierda de papi chiave y demas era un lugar bastante bueno ppara inmigrantes. Y no me quejo, siempre puedo invertir en millones de bitcoind apenas pueda y luego revenderlos cuando lleguen a su tope mas alto, podre ser imbecil pero no tanto kek.

Beatriz

>...

Si, ya estoy, gracias por la comida mama.

>Le dijo a su querida madre, para luego solo salir y ver el lugar de alli afuera, Venezuela en estos tiempo es un buen lugar para vivir, pero ella no tenia intenciones de quedarse alli tanto tiempo, lo va a hacer justo cuando Perez Jimenez caiga, porque desde ese tiempo a adelante empezo a caer poco a poco este pais, asi que solo disfrutaria lo que podia hasta que llegue el tiempo de irse.
>Actuar ahora como alguien de su edad no era algo descabellado, aunque es incomodo ser un hombre en el cuerpo de una mujer.

>> 7K1oE6nL /#/ 328861 [X]
160518071678.jpg [S] ( 28.54KB , 640x361 , 3.jpg )
328861
>>328753
De hecho, me gusta bastante, incluso voy a pedir prestados algunos elementos de tu forma de narrar kek
La piel mortina de la institutriz, carente de casi cualquier apice de color, se vio de pronto desbordada en rojo, especialmente en su rostro, donde su cutis era bordo de par a par.
Junto con esto, una mueca de entre sorpresa y furia adorno el semblante de la mujer. A juzgar por su reacción, no era descabellado pensar que eras el primer ser humano que la ofendia a tal grado.

"Uhjuhjuy, creo que le tocaste una fibra sensible... De cualquier modo, ¿Cómo sabemos que no soy yo la esquizofrénica que está alucinando esta mier-

Una abrupta interrupción al absurdo monólogo de la voz vendría en forma de una bofetada, la monja se había decidido por dejar caer al suelo su regla y recurrir al verdadero castigo fisico contigo. Una tras otra, las bofetas venían sin ningún aviso o contemplacion, llegó el punto donde una te hizo trastabillar, perdiendo el equilibrio y acabando de codos al suelo, raspandote los brazos contra el frío concreto.
Era interesante volver a recalcar el hecho de que en tu anterior vida, esa bofetada no bastaría ni siquiera para moverte el rostro, pero en el cuerpo de Amber, se sentía como lo proporcional al puñetazo de un boxeador profesional.
Las palmas de la institutriz dejaban una impresión contra tu piel cada vez que te impactaban, y alguna que otra vez, sus largas uñas llegaban a producirte minúsculos cortes. A pesar de toda la furia que tal paliza podría encapsular en ti, no sentías que pudieras hacer algo; si bien entre los otros niños y tú había una enorme brecha, donde los superabas en fuerza y habilidad, esta mujer simplemente era demasiado grande como para vecerla con tu tamaño, incluso empleando habilidad marcial.

"Oye, esto me duele... Si no haces nada, entonces lo haré yo"

Advirtió la voz denotando nerviosismo en sus palabras, aparentemente sentía lo mismo que tú y eso no le agradaba.
La monja poco a poco bajaba la intensidad de su arremetida, se estaba cansando, su frente sudorosa y respiración agitada eran prueba de ello. Se había propuesto a golpearte hasta cansarse.
Pero antes de que se tomará otro respiro dispuesta a seguir con la paliza que te estaba dando, tu Padre intervino; esté no había estado muy lejos todo este tiempo, se encontraba en la mansión, sólo que se quedó en un lugar apartado pero en el que tuviera una buena vista de el proceso "educativo".
Tu Padre agarró a la mujer de la cintura y la hecho con algo de dificultad hacía atrás, esta oponia resistencia, su mente parecia centrada en solo golpearte.

>Padre
"Por Díos y la Reina, ¿¡Señora Gardinner, que le pasa!? ES UNA NIÑA"
Exclamo desorientado, ignorante de que detonante ocasionó que la institutriz se pusiera asi. Desde su posición apartada lo único que podía hacer era ver más no escuchar, por eso mismo no vio nada inusual, tan sólo le llamo la atención que Amber levantara el dedo medio, pero hasta donde sabía, eso no tenía algún significado.

>Institutriz
"Está niña... Esta niña no necesita una institutriz, necesita un cura" Ladeo su mirada en dirección a tu Padre "Está poseída, nunca escuche tales blasfemias salir de la boca de ningún ser humano, le recomiendo urgentemente que llame al cura local y prepare las cosas"

>Padre
"¿What..?"

Se podría decir que la expresión de ambos valío la golpiza, por un lado la fija y fulminante mirada de la institutriz la hacía parecerse a una fanática religiosa fuera de sus cabales, mientras que la ignorancia en el semblante de tu Padre sólo transmitía la sensación de que estaba muy lejos de atribuir cualquier cosa sobrenatural al comportamiento de su hija. Para el eras sólo una niña con problemas de actitud, punto.
Por tu lado, sorprendentemente sentías como el dolor provocado por la monja desaparecía tan rápido como vino, las manchas bordo en tu piel se desvanecian sin dejar rastro, mientras que se cerraban perfectamente los pequeños cortes en tu piel; luego de algunos segundos habías quedado como nueva, con el mero recuerdo de las hileras de sangre que habían brotado de las heridas. Eso sí que parecía paranormal y no el insulto que le acababas de decir a la Institutriz. Para tu suerte, no era muy notable, aún tenías las manchas de sangre para disimular.

>> 7K1oE6nL /#/ 328862 [X]
160518081353.jpg [S] ( 70.23KB , 750x531 , United_Kingdom_...jpg )
328862
>>328861
Tu padre me tente en hacerlo un Ugly Bastard también, pero creo que no encajaría kek

>> eGOnbBlQ /#/ 328866 [X]
>>328729
Ese es el sentido del humor de un hombre de cultura. Me habria hecho una ficha, pero veo que ya no hay cupos ;_;

>> 7K1oE6nL /#/ 328868 [X]
160518979036.jpg [S] ( 80.20KB , 533x799 , 9a6ff87efbb5ad5...jpg )
328868
>>328785
Asientes positivamente a la invitación de la novicia, a lo que está responde haciéndote un ademan con la mano, indicandote que la siguieras hasta la cocina.
Caminando por delante tuyo, la Novicia comenzó a hablar discretamente, algo que normalmente no hacía, por lo que su prudencia debía ser producto de querer hablar un tema sensible o tabu.

>Novicia Cotffield
¿Rachel, ya escuchaste los rumores?

Hizo un pequeño silencio esperando a que le respondieras.

>Novicia Cotffield
Tal parece que las cosas volverán a ser como antes de la Gran Guerra... Dicen que Austria se reunificara con Alemania, aunque por ahora son sólo rumores de Doña Letizia.

Ese rumor era poco verosímil desde la parte en que Doña Letizia lo contaba, esa señora es la que le suele vender pan al orfanato, te han mandado en múltiples ocasiones a comprar el Pan para el desayuno y lo mínimo que te tuvo esa mujer sacándote charla fue media hora. Es la típica señora que puede hablarle durante horas a sus clientes. Aunque algo muy cierto es que los NacionalSocialistas Austriacos eran muy conflictivos, comparables a los Comunistas de tu época incluso, no es raro escuchar que hagan destrozos y protestas, en nombre del desempleo y la ineptitud del Canciller Engelbert.
Luego de doblar por algunos recodos de los pasillos, finalmente ingresan a la cocina del orfanato, visualmente era precaria en todo aspecto, pero aún así cumplía su función esencial: Cocinar en cantidad. Por lo que podias ver era un armatoste de hierro con el cual se podía cocinar a leña.

>Novicia Cotffield
¿Segura qué estas bien...? No me mientas Rachel, sabes que te puedo hacer un té de jengibre si te sientes mal, al menos de eso no te puedes preocupar que falte para los pequeños, hay bastante.

Pregunto afligida, por su cabeza cruzaba la típica idea de que escondias tu malestar para no preocuparla ni hacerle gastar de mas.

>Novicia Cotffield
Toma, come. No te hará bien seguir sin desayunar luego de vomitar.

Dijo con preocupación mientras sacaba de un mueble cercano una corta tira de pan conformada por tres mignones, para acto seguido alcanzartela. No era pan fresco, se notaba que era de ayer o antesdeayer, pero posiblemente ya estuvieras aclimatada a este hecho, el orfanatorio se veía obligado a comprar pan viejo, con el fin de ahorrar costos.

"Hmn... No es p-por discrepar, pero un o-oso te puede ma-matar, ¿Qué hay de majestuoso en e-eso?"

Te interrogó curiosa, a diferencia de ti, Pepe Grillo no podía apreciar la belleza intrínseca en la fauna que aloja la tierra. Para ella eran meramente comida.

"N-No lo creo, imagínate que algunos de esos bebés te pasa alguna enfermedad, seguro mo-moririas. Creo que hasta e-ellos están por arriba"

Eso se escuchó como una broma, aunque su hablar ligero y tartamudo, dificultaba diferenciar si hablaba en serio o sólo te tomaba el pelo.

"C-Creo que nos subestimas, no estoy aquí en va-vano, quiero decir, aunque no lo r-recuerde, si estoy dentro t-tuyo y sigues viva, sólo puede ser por que está no es una posesión f-forzada... A lo que me refiero es que podrías usarme, ya sabes, como en las películas de fantasmas donde la poseída hace volar cosas, resiste balas y tiene fuerza sobrehumana..."

Mencionó lo último nuevamente empleando más firmeza y confianza en sus palabras, tu teoría sobre que era una entidad bipolar se reforzaba.
Los conceptos y palabras de Pepe Grillo te eran desconocidos casi por completo, a excepción de sus últimas palabras, hasta alguien que detesta el terror habrá escuchado alguna sobre las posesiones demoníacas que tantas películas e historias de ultratumba han inspirado.

>> 7K1oE6nL /#/ 328869 [X]
160519310584.jpg [S] ( 8.94KB , 182x277 , images (6).jpg )
328869
>>328792
A pesar de estar fría, la comida no estaba nada mal, esa temperatura iba perfecta con la ensalada y en la salchicha aún podía saborearse esa textura crujiente que iba de la mano con un sabor fuertemente salado, era innegable que hacía falta ese toque de calor en la salchicha, pero así y todo estaba lejos de ser incomible.

"Jejejehe, me gustaría ver que lo intentarán, no creo que aguanten más de un minuto conmigo antes de perder toda su esperanza de vida... Espera, ¿Tenías 34 años y aún no tenías hijos ni vida propia? Con eso sí que no me voy a reir, tu vida fue excesivamente patética, y dejame adivinar, también moriste de una forma patética, ¿no?"

Cumplió con su palabra, recobró la seriedad al final, aunque eso no dejaba de lado que se seguía burlando de tu vida pasada.

"Hablando de desvaríos temporales, problemas mentales y cambiar el destino, ¿Tú sabes que hago aquí? Ya sabes, estaba tranquilamente por New York, acababa de pactar un trato con una modelo, cuando de un segundo a otro desperté en una bebé y en una época en la que yo aún ni siquiera existía, ¿Habrá posibilidad de que tú hayas causado eso? Es improbable, ya espie tus memorias, pero puede que seas una especie de mago o bruja sin que lo sepa..."

Definitivamente esa desconocida estaba tan perdida como tú, incluso creyendo que tu pudiste ser la causante directa u indirecta de este extraño suceso.

"¿Kalashnikova 47? ¿Qué es eso? ¿Era el nombre de tu consolador? Kjukjukjukju"

Interrogó entre risas mal escritas.

"Tu idea me agrada niñita, con tu conocimiento sobre el futuro y mi poder, definitivamente podremos llegar lejos en este mundo... Y por lo que veo, no dudas en pagar cualquier precio con tal de mantenerte con vida, eso me agrada más que nada, por que yo tampoco quiero perder esta nueva inversión..."

Luego de algunos minutos acabas la comida dejando el bolt vacío pero sucio.

"Por cierto... Acercate a algún espejo, quiero ver si contigo también funcióna"

Había un espejo de pared en el baño y uno pequeño de maquillaje en la habitación de tus padres, ¿Pero para que querría que te reflejaras en uno?

>> XBz+8ZgO /#/ 328870 [X]
160519310512.jpg [S] ( 65.48KB , 1080x608 , Rachel5b.jpg )
328870
>>328868
>Rachel
Con una expresión de póquer escucha los rumores dichos por Doña Letizia, que por extrañeza de la vida esta vez sí apuntan a lo cierto y menos a exageraciones.

"La guerra... La guerra nunca cambia" Comenta. Siempre quiso decir esa frase en la vida real, pero nunca encontró la oportunidad de usarla. Pero se apresura a añadir: "Escuché a un hombre diciendo eso cuando hice el mandado del otro día. Puede que sí pase algo, uno nunca sabe..."

Obviamente no se pondrá a gritar que se viene un conflicto mucho peor y que los mataran a todos, como Billy, el persona narizón de aquella caricatura que tanto le gustaba a Antes-de-Rachel cuando andaba vivo.

En la cocina de aspecto solo funcional, recibe un trozo de pan viejo y se lo come sin quejarse. Aprendió que en esa situación ponerse exigente es igual a morirse de hambre.

"No estoy embarazada" Dice mirando a la novicia a los ojos cuando insiste en darle un té o tratarla con demasiados cuidados. Más o menos empieza a intuir lo que piensa. La pequeña que no-es-pequeña luce muy seria, pero acaba esbozando una sonrisa. "Pero igual gracias, señorita Cotffield. Siempre ha sido muy amable conmigo. Usted es una de las escasas cosas que alegra mi estadía aquí"

Aun con esa sonrisa y gratitud honesta, Rachel no puede apreciarla del todo. Le recuerda a su novia, y a lo traicionera que fue. Pero aun la mantenía al lado porque la amaba, y la odiaba, y por eso la dejó descansar entre los Lirios y las Dalias de su jardín. Un lecho hermoso para una flor acompañada por otras flores. Aunque las que vinieron después fueron menos preciadas, Rachel las sigue sintiendo a su lado en espíritu. Duda que Pepe grillo sea alguna de ellas.

(Sí, un oso con su tamaño y ferocidad me puede matar, igual la Phyllobates terribilis aun pudiendo caber en la palma de mi mano. Pero no quita que ambos especímenes sean hermosos. La belleza no niega la letalidad, véase una mujer preciosa de grandes atributos y marcadas caderas que asesina a todos sus maridos... Ahora entiendo que no eres mi Consciencia, de lo contrario apreciarías la naturaleza tanto como yo. Y permiteme reprocharte... Pero a mi manera de ver la cadena alimenticia se mide por activa, no por pasiva. Antes que un bebé me enferme, puedo asfixiarlo bajo una almohada, o agitarlo, o dejarlo caer desde la azotea. En ese sentido soy más un depredador que ellos. Aunque dejemos de ¿hablar? sobre eso... Me disgusta la idea de acabar con la vida de criaturas inocentes, es horrible)

Detiene sus pensamientos un segundo cuando la falsa Pepe Grillo agrega lo de la posesión y la fuerza sobrehumana. Si no fuese un alma que viajo a través del tiempo, sin duda creería que ya se volvió loca. Pero antes de abrazar la camisa de fuerza, se permitió pensar... ¿Podría ser cierto?

(Así que tengo a un espíritu o diablo dentro de mi... Que cosas. Esas no son películas de fantasmas, son películas de super héroes... Pero sí, entiendo a lo que vas. Aunque necesito más pruebas antes de ponerme entre balas de nuevo)

>> 7K1oE6nL /#/ 328872 [X]
>>328866
Si quieres haz una ficha negro, hay un jugador que aún no ha respondido a su starter

>> XDZPLk/D /#/ 328875 [X]
>>328872
N-negro ¿Y yo? ya me saltaste 2 veces ;_; >>328761

>> 7K1oE6nL /#/ 328886 [X]
160519848230.jpg [S] ( 171.40KB , 1152x648 , Colegio-Jesús-d...jpg )
328886
>>328814
Basado
Tu agradecimiento pone una sonrisa en los labios de tu madre, algunas veces a esta le inquietaba lo sería y desanimada que usualmente eras intuyo qué esa es su actitud, pero corrigeme si me equivoco, así que esos pequeños gestos humanos, eran para destacar.
De la mano ambas salieron a la calle, la confianza en el vecindario era tal que tu madre no se molestaba en cerrar la puerta con llave, lo que ya te decía mucho de tu entorno.

>Mama
Chamita, dime si quieres hacer algún deporte, a tu padre y a mi nos preocupa que estés encerrada todo el día. Nomas piensalo y cuando salgas me lo dices, ¿Okey?

Te ofreció sutilmente. En cierto grado era verdad, el deporte es algo fundamental en la vida de todo niño/a, tanto para socializar como para desarrollarse fisicamente.
La caminata fue breve, el colegio San Ignacio no estaba muy lejos de donde vivías, era una institución privada a sólo tres o cuatro manzanas. Por las calles que encaraban las casas se podía ver transitar autos de época bastante lujosos, entre ellos los Cadillacs, los Alfa Romeo, Fords V8, entre otros. La gente era igual de extravagante que los autos transitados, casi todos llevaban trajes formales y denotaban su origen inmigrante. Era difícil ver a algún Venezolano Criollo por las calles.
Unos minutos después de salir finalmente estarían frente a escuela, era una institución de concreto ordinaria, como cualquier otra, con niños estrando eufóricos y saliendo deprimidos. Posiblemente sería un día aburrido, si bien quizás no tuviste la mejor educacion en la otra vida, hasta para ti era literalmente un juego de niños los ejercicios que te ordenaban en la primaria.
Al llegar a las dos puertas de la institución abiertas de par a par, tu madre se inclinó a tu lado y agachó la cabeza para poder entregarte un beso en la mejilla.

>Mama
Haga todo en la escuela chamita, en unas horas la busco

Dijo con dulzura mientras te empujaba animandote a que vayas. Una vez fueras se te quería viendo esperando a que entres, curiosamente era una costumbre normal de los padres de tu época también.

"Aburriiiidooo..."

Exclamó alguien en tu cabeza, haciéndote girar instintivamente la mirada, topandote sólo con tu madre la cual hacía un ademán con la mano a modo de saludo.

"Vamooos, no me digas que revives y lo primero que haces es jugar a las muñecas, por favor, ya llevamos siete años con la misma mierda, ¿Cuando viene la parte donde la guerrilla se funda o nace Chávez? Ese tipo me caía bien"

Exclamó desganada. Esa voz hacía acto de presencia en tu cabeza cada mucho, mucho tiempo, la última vez que la escuchaste hablar fue el año pasado. Parecía provenir de todos lados pero de ninguno a la vez, como un pensamiento. Lo único que sabías de ella era lo que te había contado, sobre como era una sucubo y era la más fuerte entre estas o el que estaba sellada en tu cuerpo por alguna razón.
Nadie te culparia si pensabas que era esquizofrenia.

Avisame si quieres simplemente pasar los días o dialogar con tus compañeros y demás.
>>328873
Si quieres Haz una ficha negrito.
>>328875
REEEE perdona negro, por alguna razón pense que lo había posteado y lo borre del blog de notas, pero ya lo tenía hecho kek. En un rato te lo hago de nuevo y te respondo primero en la próxima ronda de turnos.

>> XwXlO82w /#/ 328891 [X]
160520017040.jpg [S] ( 27.72KB , 300x450 , shinobu-oshino-299.jpg )
328891
>>328869
>Szilvia

>Suspira al escuchar como se burla seriamente o al menos intentando que no suene como burla, de lo que había sido mi vida pasada, me levanto después de comer y empiezo a lavar el plato para luego responderle mientras lo hago.

<-“Dedique mi vida a la ayuda de mis familiares, y si tenia vida propia, me gradué en dos ingenierías que esta un poco relacionadas, pero creo que el estar tan centrada en ayudar a los demás fue un gran problema, ganaba mucho dinero, pero solía prestarle a mis familiares, no es que les daba un poco a mis hermanos y padres, a todos, y eso era una molestia, hasta que morí de un puto virus, y… ¿Cómo es eso de que perderían la vida?”

>Termina de lavar y se pone a realizar algunas cosas diarias del hogar para que este medianamente limpia la casa, la verdad no es algo de preocupación, en esta era parecían ser muy sucios igualmente, pero tenia que mantener al menos la decencia.

<-“No, ni idea, al principio estaba tan sorprendida como tú, pensé que moriría y ya está, pero aparecí en el cuerpo de una niña, y si soy una bruja o algo… No tengo ni la más mínima idea, ¿Esas cosas existen? Igual he escuchado que Hitler estuvo muy interesado en la brujería y todo eso, ¿Hay alguna forma de averiguar si soy bruja?”

<-“La AK-47, el mejor arma nunca creada, es tan buena arma que por si sola podría darle la vuelva a la guerra, no les afecta la arena, el pantano, las plantas, el frio, es duradera, no se atasca, es automática o semiautomática, tiene buena puntería y es completamente letal, si tuviera un consolador, lo llamaría como eso, aunque… Si la creo yo debería llamarse SM-38.”

>Dice riendo con su chiste de que le cambiara el nombre del soviético por el suyo, para luego ponerse seria con lo que dice y sentarse en la silla a pensar después de tanto limpiar, piensa lo que dijo aquella mujer.

<-“Si puedes ayudarme a sobrevivir no me importaría, en la guerra no hay malos o buenos, simplemente muertos y vivos, y yo quiero vivir, me imagino que tú también.”

>Escucha lo que dice aquella voz, y empieza a caminar hacia el espejo.

<-“Si me harás algo malo, suponiendo que seas realmente algo que vive dentro de mí, también te afectara, aunque soy mas bonita aquí, que allá por lo que…”

>Se mira al espejo.

It’s me, Chara

>> 7K1oE6nL /#/ 328900 [X]
160520224217.jpg [S] ( 32.67KB , 400x300 , 947d96d41d66398...jpg )
328900
>>328761
El desayuno estaba en su punto justo en todo el sentido de la palabra, la tetera con té estaba en su hervor, la leche se mantenía a temperatura ambiente, los huevos duros no estaban blandengues ni sobrecocidos, el pretzel... Era regular, nada que destacar, era una comida típica en Alemania, habías probado cientos iguales antes. Todo era satisfactorio, en términos de la pirámide de Maslow, habías escalado sin dificultad los tres primeros escaños.
En tanto comienzas a degustar el desayuno, tu mente máquina la posibilidad de aprovechar las ventajas que te podrían proporcionar los conocimientos de tu vida pasada.
Estabas en medio de una encrucijada, de no hacer nada para evitar el futuro, ibas a tener que irte preparando para hablar Ruso y alabar al amadisimo líder, por que tu ubicación actual, era probable que en una década forme parte de la República Socialista Alemana. Por otro extremo, de ayudar con avances y estrategias, ibas a tener que argumentar el como una niña obtuvo conocimientos que a ningún estratega e ingeniero de la época se les pudo siquiera imaginar.
Estabas entre la espada y la pared.

"¿E-Ehh? ¿Que de-deberiamos hacer? Podríamos teletransportarnos, solia hacerlo con mi a-anterior recipiente"

Sugirió insegura, que sus palabras no sean firmes al proponer algo tan potencialmente peligroso como la teletransportacion, daba mala espina de inició.

"Creo que o-olvide mencionarlo, mi nombre es Tlazoltéotl... ¿Por casualidad pactamos un trato Apocrypho y no lo recuerdo? Lo último que se es que mi recipiente estaba comiendo en Mc donalds, di un pestañeo, y al segundo siguiente estaba sellada dentro de una bebé... Una extraña bebé que tenía décadas de recuerdos en su memoria por alguna razón"

Esa delicada voz se mostraba tan desorientada como tú con la situación, al parecer no ibas a conseguir ninguna respuesta que te sea útil para saber que había pasado.

Re-posteado por un error

>> -ey4vBPr /#/ 328918 [X]
160520674516.jpg [S] ( 29.92KB , 355x427 , 276d03c6001463a...jpg )
328918
>>328886
Beatriz

>...
>El cariño de una madre siempre es bienvenido, incluso cuando eres lo que eres, después de todo, era lo que más necesitaba en esos tiempos de vagancia en las calles, por lo que de vz en cuando es bueno agradecer tener a alguien en quien confiar.
>Llegando a la escuela solo se despide de esta, ya era solo pasar el día sin más, nada dle otro mundo, lo único que cambia era la voz de su... ¿Consciencia? No, una voz que no era aquello, la cual sólo se quejaba de lo tranquila que era la vida de Beatriz, esta solamente suspiro mientras se rascaba la cabeza y disimuladamente miraba a su alrededor para que nadie la escuchara decir.

Te jodes, voz de mi consciencia, ya la cague en la anterior y no quiero cagarla ahora. Sientate porque esto va para largo.

>Dijo con algo de enojo mientras solo llegaba a su escuela.

la verdad solo sería eso y de vez en cuando hablar con la voz cuando esta se presente

>> 9n1jXqkL /#/ 328934 [X]
>>328762
Espero que recompenses mi audacia si reconoces mi valor.
>Meifang

El aire de calma que invadía sus pulmones al inhalar la corriente de vapor que provenía del incienso funcionaba para ella como una extraña mascarilla de alivio para la discordia y la intranquilidad que, en sigilo y en silencio, tomaban lentamente cada vez más terreno en sus pensamientos. El aroma tan tranquilo y particular le traía una sensación de "calma momentánea", similar a encontrar un techo luego de mojarse durante una tormenta. Ni "ella", ni "él" terminaban de comprender la gravedad de los hechos, ni entraba en su conocimiento lo que ocurría, pero prefirió poner en práctica una vieja lección que se mantenía intacta en sus recuerdos: algunas cosas, siempre es mejor no saberlas. Desde hace tiempo, se venía formando una cadena de rumores que parecía preocupar a los adultos. Y finalmente, había llegado a su punto más álgido, la cadena de rumores había alcanzado su límite dando lugar a un súbito e incontrolable, tenso aire de nerviosismo e inquietudes. Reconocía esta sensación. Era similar a la que sintió minutos antes de ser asesinado, pero era mucho más lenta y agónica. El calendario chino no le permitía encontrar un paralelo con las fechas que él conociese, confundido con aquél que supo leer en vida, pero dada la época en la que venía, no era irracional asociarlo a la guerra. La posibilidad de lo peor era distante, pero cercana al mismo tiempo. Sin embargo, encontraba algo de alivio en reconocer todo esto como un simple presentimiento. A diferencia de aquella anterior ocasión, fatídica ocasión, no era algo inmediato, mas una situación a un plazo que no sería corto y repentino.

La totalidad del clima, todo el entorno y la emoción colectiva se unificaban para dar a entender que, algo ocurría. Mujeres, hombres y niños parecían estar al tanto. Su abuelo había partido; su niñera parecía prepararse para hacerlo. El esposo de su niñera mostraba negación. Sus ojos se quedaban fijos en un lugar, palabras sueltas e ideas revoloteaban su cabeza mientras ella se encuentra arrodillada con sus manos sobre sus piernas, observando los íconos sagrados: un "bello monstruo", que no lograba sobresaltarla por la abundante cantidad de explicaciones míticas del pueblo chino alejado de la modernidad. Entender la palabra le resultaba algo extraño; podía hacerse una idea de lo que ocurría y asociarlo al pensamiento estético japonés, pero una pieza siempre faltaba para concluir el puzzle. Un intercambio de miradas con los ídolos del Tao daba lugar a reflexiones variadas sobre la ocasión, pero todas terminando en la misma pregunta: "¿regresará?" - La realidad es que, nadie tenía esa respuesta. No se atrevía a preguntárselo a nadie; su yo del pasado sabía cuál sería la posible respuesta y era más sano para su corazón quedarse con pensamientos inconclusos antes que una realidad dura, palabra de los mayores. En leve aceptación, vana resiliencia y un apresurado intento en alcanzar un momento de paz mental, suelta un pequeño suspiro, permitiendo oír su pequeña voz, un sonido que a oídos de cualquiera expresa incomodidad. Sus reflexiones eran arrastradas por el viento en un instante al romperse su concentración tras cada sonido que hacía la mujer el empacar. Optando por la quietud, traga saliva y dirige sus ojos de manera sumamente disimulada y discreta hacia el padre de la familia, esperando algún tipo de reacción que acabase con toda la tensión del ambiente. Sus manos, posadas sobre sus muslos, temblaban un poco. El inesperado llamado de su "sobrino" fue quién la rescató de esa situación tan incómoda, provocándole un pequeño susto y obligándola a romper su prolongado silencio.

-S-sí... -le responde con una voz algo temblorosa, gracias al sobresalto y con una condescendiente sonrisa, jovial, un gesto tradicional de las hermanas mayores con instintos más maternales que competitivos.

Con algo de esfuerzo, se pone de pie parándose sobre su rodilla y limpiándose del vestido el polvo del suelo. Se dispone a calmar las ansiedades lúdicas del niño, con intenciones de dispersar su mente de todo mediante el juego. No era una partida del auténtico mahjong, pero realmente, todo lo que podía hacer en este momento era apilar piezas. Su mente no podía aguantar mucho más esfuerzo, más del que ya hacía para tolerar la carga del miedo y nerviosismo. Dirigiéndose allí a paso lento, resonando cada uno de sus pasos, vuelve a distraerse por el ruido que la madre hacía al empacar. Empática, no tenía por qué decirle que no. La intuición femenina y maternal buscaría alguna manera... Todo parecía muy lento. Se volvió hacia ella con un tono leve y considerado, lo suficiente para ser oída desde donde estuviese.

-Denos un segundo, por favor...

Se sentó de cuclillas al lado del niño, y en un apresurado despliegue de destreza manual, apiló un total de 10 piezas juntas mientras chicharacheaba palabrería infantil, juguetona y competitiva con el niño. La fila quedó erguida y ofreció al niño la posibilidad de derribarlas. Cualquiera podría notar el apuro en los gestos de Meifang, llevada por cierto sentimiento de la tarea y el deber.

-¡Y-ya regresaré! -le dice poniéndose de pie, girándose hacia él al darle la espalda. Vuelve a girarse hacia él, de manera obviamente planeada y digna de la peor de las actrices para luego tomarlo de la mano con una sonrisa y volver a hablarle, con el tradicional trato infantil. -¿Por qué no vienes y te sientas a mi lado a jugar un poco más mientras ayudo a mamá con casa y nos das un poco de compañía? Prometo que, cuando terminemos, podremos seguir jugando crear una fila muy grande, ¡grande como la gran muralla!

La melancolía en su promesa era muy evidente, sin embargo, llevó con ella al niño de la mano a sus cercanías y se dispuso a ayudar a la mujer luego de una apurada sesión de una peculiar variación de las reglas del mahjong. Ofreció a la mujer su ayuda en voz baja, preguntándole si precisaba de algo de ayuda para no mostrarse muy intrusiva mientras sostenía al niño por la mano. Por momentos, al ocuparse en deberes diarios, omitía la presencia de la voz en su cabeza.

>> WJ6250mo /#/ 328938 [X]
160521353710.jpg [S] ( 249.30KB , 634x1200 , __futaba_anzu_i...jpg )
328938
>>328861
>>328862
hubiera kekeado durisimo con un ugly bastard britanico
>Amber

Mi sonrisa se agrando al ver la reaccion de la vieja loca. Me sentia satisfecho conmigo mismo, bueno, no del todo, aun me faltaba darle uno que otro golpe o como minimo un puntapie en el culo a forma de venganza, ahi si me quedaria contento.
En eso la voz comienza a hablarme, le iba a responder pero un sonoro golpe evito pudiera hacerlo. Se trataba de la monja quien empezo a darme una bofetada tras otra.
Si bien al principio me quede quieto aguantandolas como si la estuviera incitando a seguir, termine por caerme de espaldas frente a la fuerza de la loca junto con la debilidad de este nuevo cuerpo. No tenia mucho por hacer, si bien tenia la mentalidad de un adulto, ahora mismo era una niña frente a una mujer mayor. Estaba claro que no podria ganarle ni aunque lo intentara, aunque, quizas si tuviera un cuchillo a mano podria hacer algo pero por ahora solo me quedaba aguantar el castigo fisico.
El castigo no parecia detenerse hasta que la vieja se cansa de tanto pegarme. Ya para ese punto tenia las mejillas enrojecidas, sangrantes y algo inchadas, incluso mi respiracion se estaba haciendo mas agitada debido a tener que aguantar el dolor pero no era nada fuera de otro mundo. Mi padre me ha dado palizas peores que esta, a veces porque "me lo merecia", otras porque llegaba enojado de quien sabe donde y ahi estaba yo para hacer de saco de boxeo. Bonitos momentos que me grabe en la mente, no porque queria, sino porque no podia olvidarme de todo lo que hizo. No por nada le di una paliza antes de irme de esa condenada casa.
Viendo como la monja recobraba el aliento y parecia querer seguir, aprete los dientes listo para aguantar pero, para mi suerte, mi "padre" interviene alejando a la desquiciada de mi.
Esto me confundia y extrañaba un poco, ¿para que la aleja?, ¿no es esto lo que queria desde un inicio?...Bueno, da igual, era mejor no tener que lidiar con ella a comerme golpe tras golpe hasta que me desmayara o similar. De milagro no me pateo en el piso, eso si me hubiera dolido mas que sus bofetadas.
Ignorando lo que hablaban mi "padre" y la institutriz, escupi un poco de sangre al suelo y, apoyandome en una pared cercana, me pare lentamente y con cuidado para no volver a caerme.
Una vez de pie, respire un poco para relajarme dandome cuenta que ya no me dolian las mejillas. Palpandome dicha zona, noto que ya no se encuentran inchadas ni sentia los pequeños cortes hechos por las uñas de la loca.


"Um, raro..."

Murmure viendo el piso fijamente con una ceja arqueada hasta que de reojo veo como la institutriz y mi "padre" me miraban, posiblemente esperando que diga algo de lo que acababa de suceder.
Aclarandome la garganta, mire a ambos para decir un par de cosas.


"Yo no empece nada, fue ella la que se volvio agresiva de la nada" Apunte a la desquiciada con el indice "Ahora...¿Puedo irme y dejar de perder el tiempo en esto?"

Pregunte llevandome ambas manos a los bolsillo. No queria seguir enfrente de la monja, ni perder mi tiempo con otra golpiza.

>> MZv43jpr /#/ 328941 [X]
>>328900
>Elizabeth
La voz suelta algo de información que me deja en silencio por un instante. Considerando lo extraño que fue la primera vez que me dí cuenta de que había reencarnado y no solo eso sino que fue en la hija de un suboficial Alemán, cabía la posibilidad de que en realidad pueda hacer eso, ya he notado algunas cosas extrañas conmigo, pero la teletransportación es otra cosa, y esta "chica" que me habla a la cabeza no suena muy confiable con todo ese tartamudeo. Además ¿Qué se supone que voy a hacer una vez que este fuera de este lugar? ¿Ir con un ingeniero para que le haga caso a los desvarios de una niña que se escapo de casa? Lo único que terminaría provocando es que me terminen devolviendo a casa y me castiguen por semanas, claro, implicando que esto no sea un castigo ya.
"Si podemos hacerlo, entonces no me opondría. Aun asi tengo que pensar que es lo que tengo que hacer después de escapar de casa, no puedo llegar y hablar con un adulto de temas de adultos teniendo 10 años ¿Entiendes?"
Le digo a aquella voz mientras disfruto lo que queda de mi desayuno, ella se presenta por primera vez en tanto tiempo que ha llevado acosandome. El nombre es mexica, puedo reconocerlo por algunos libros de historia, luego mencona el Apocrypho y Mcdonalds. Nada tiene sentido, si tiene el nombre de una deidad ¿Qué se supone que hace un dios azteca comiendo una hamburguesa en Mcdonalds? Mencionó otro recipiente, pero no creo que sea importante por ahora preguntarselo
"No te conozco de mucho, no recuerdo nada después de mi muerte, ni antes de mi nacimiento. ¿Eres una diosa o qué es lo que res en realidad? ¿Quien nos trajo aqui? Hablaste de un pacto, eso debe de controlarlo algo o alguien"
Por ahora me limitaré a hacer estas preguntas, primero debo conocer bien con quien estoy metido en este cuerpo y que es lo que podemos hacer. Me levanto de mi cama estirando y camino hasta la sala buscando el estante de libros mientras converso con aquella consciencia. Busco entre los libros un libro de ciencias para ponerme al tanto de todo lo que se sabe, si no se encuentra ninguno, busco a alguna sirvienta.

>> 7K1oE6nL /#/ 328954 [X]
160522475064.jpg [S] ( 125.85KB , 1000x1206 , 2009-07-30-183400.jpg )
328954
>>328934
Espero poder
Tus ojos se posan sobre el padre de familia, pero lo único que obtienes de él es una continua e ininterrumpida mesura, el hombre estaba absorto en su tarea, suplicando clemencia por medio de plegarias con los ojos cerrados y el cuerpo totalmente postrado.
A excepción del niño, cada uno parece portar un animo abatido.

"¡Yeiii!" El pequeño aceleraba los ademanes de sus manos y colapsaba lo que antes había construido, ansioso de comenzar a jugar contigo "¡¡Vamos, vamos, Gūmā, apresurate!!"

Repitió con las comisuras de sus labios arqueadas de par a par formando una extensa sonrisa, hace semanas que no había podido encontrar otros niños con los cuales jugar debido a que la mayoría se habían ido junto a sus padres a la nueva capital con la esperanza de encontrar refugió de la guerra, por lo que eras la primera compañera de juegos que tenía en mucho tiempo.
Te decides a hacer caso a los caprichos del niño, levantandote dispuesta a jugar, pero no sin antes virar tu mirada en direccion a la madre de familia, querías ser considerada y ayudar a esa familia que te dio vivienda y comída tantas veces, mientras tu Padre estaba en esos largos viajes de negocios.

"No te preocupes, Meifang. Yo puedo sola, además, casi no queda nada por empacar"

Replicó algo fatigada a tu ofrecimiento de ayuda, mientras guardaba agil pero cuidadosamente ollas, platos y utensilios en un extenso tramo de tela gruesa, que luego usaría para empaquetar todo de forma compacta, no era lo más comodo, pero era útil para preservar intactas las cosas mientras se las llevaba atada cual mochila o en el extremo de alguna rama de bambú.
Sin más interrupción mutua te pones a apilar las coloridas fichas una detrás de otra, dejando atónito al niño que miraba con incredulidad la habilidad que tenías para la tarea. Sólo luego de algunos segundos el infante salió de su asombro, posando con malicia infantil la yema de su dedo índice sobre la ficha del extremo que estaba mas cercano a él, para luego lanzar sonoras carcajadas al ver el colapso de la fila completa. A lo que tus ojos podía ser algo absurdo e infantil, para el niño era un gesto potente, nunca había logrado apilar y hacer colapsar tantas fichas por el mismo, verte hacerlo sólo aumentaba la estima que tenía a ti.

"Espera, espera, espera, Gūmā, enseñame por favor a hacer eso, porfissss"

Incluso antes de que alcanzaras a girarte desvelando que todo era una broma, el niño ya estaba con ambas manos rodeando tu pierna izquierda, no quería dejarte ir. Inclusive sus ojos se encontraban tenuemente cristalinos y sus cachetes listos para realizar un puchero, quizá era hasta mejor actor que tú.
Pero finalmente tu propuesta devolvió de imediato los ánimos al rostro del pequeño.

"¿¡Grande como la gran muralla!?" Exclamó con emoción "¿De mentiritas o de verdad? Sabes que si mientes te convertiras en un Mogwai ¡con gigantesca nariz y ojos saltones!"

Otra historia que le había contado su padre para que no mienta, era común que en las épocas más remotas se buscará transmitir los buenos valores y prevenir los malos por medio de mitos. Véase Hércules, Quetzalcoatl, Pacha Mamá, Prometeo, etc.
De cualquier forma, sembraste tal entusiasmo en el chico, que hizo caso omiso a tus palabras, todo con tal de presenciar una hilera de fichas tan grande.
Llevas al pequeño de la mano con la disposición de ayudar, pero por más que preguntas y re-preguntas e insistes, no encuentras una respuesta positiva de parte de la mujer. Siempre replicando con un: "Estoy bien, en serio, puedo sola" "Ya casi terminó, no se preocupen, vayan a jugar mientras tanto". No quería causarte problemas de ningún tipo y aparentemente veía más útil que entretuvieras al más pequeño.
Si bien estaba siendo modesta, era verdad que le faltaba poco para llegar al límite de lo que podrían cargar, a lo sumo solo incluiría los tatamis entre la, ya de por sí, pesada carga.

>Shui Lolong
"Meifang, no me opondré si quieres quedarte aquí a esperar a tu Padre... Pero lo más seguro será irnos a la nueva capital, en cualquier momento podrían llegar los nipones y lo que ellos hacen con las mujeres jóvenes es..." Ladeo brusvamente la mirada hacía abajo en dirección a su hijo, percatandose que estaba entre ellas. No terminó la frase por la evidente presencia del niño, pero podías intuir que nada bueno le pasa a las mujeres que acaban cautivas por el ejército enemigo.
Acto seguido de verse interrumpida por si misma, la mujer prosiguió con la tarea, guardando algunos abrigos como aditivo final del paquete, para luego proceder a comenzar a envolver todo con la tela y finalmente atar todo en el extremo superior. Pronto se irían del lugar, independientemente de si decidias acompañarlos o no.

"Gūmā, gūmā, ¿Ya vas a hacer la muralla? Hazla por favor"

Reclamó de forma dulce e impaciente el pequeño, quería que cumplieras tu promesa.

>> LdOZogDj /#/ 328992 [X]
>>328918
p-por si acaso hago acto de presencia de mi post saltado ;_;

>> 7K1oE6nL /#/ 328993 [X]
160524274441.png [S] ( 438.97KB , 789x1013 , 38910-1901866341.png )
328993
>>328941
"¿Y q-qué tal si vamos con la verdad directamente...?"

¿Decír directamente que eras un chanero treintañero, virgen y desempleado? Excelente idea. Esa mujer debía ser la Diosa de la inteligencia en su cultura.

"Si no me equivoco la gente de esta época aun es bastante s-supersticiosa, podríamos aprovechar eso, qu-quiero decir, ¿Quien dice que no nos podemos hacer pasar por una s-santa guiada por Díos, que llevará al país a la v-victoria o alguna patraña así? Es-Espera... Eso me recuerda a J-Juana de arco"

Propuso condescendiente, la tímida vocesita. Sonaba como una idea atractiva, pero la misma Diosa mencionó un precedente que la humanidad conocía bien, una niña con supuesta guía divina que no obtuvo un lindo final. Lamentablemente para esa niña eran otros tiempos, nada aseguraba que el mismo plan tuviera el mismo resultado en otra época.

"Hace mucho que nadie me considera una Diosa... Ha transcurrido mucho, mucho tiempo, desde que los Ángeles nos vencieron y perdimos nuestra zona de influencia, ahora.. ahora sólo soy Tlazoltéotl"

Su voz estaba diluida, cargada de desanimado y caracterizada por el deprimente tono gutural que traía un amargo recuerdo. Podías notar con facilidad que conmemorar esa etapa de su vida, no le traía las mejores reminiscencias.

"Desconozco tanto de esta situación como tú, no se que o quien nos trajo, y nadie más que la Succubu y la Portadora hacen mediación en el contrato, claro, existe alguien que puede manipular tratos a voluntad... Pero esa persona de todas maneras no puede manipular el tiempo, así que también queda descartada para mi"

Tlazoltéotl iba recobrando ritmo y animo en su tono mientras avanzaba en la encrucijada mental, que libraba en su mente con el objetivo de encontrar un culpable, pero al final, desgraciadamente no encontró ninguna causante o resolución al problema. Parecía como si todo fuera un mero capricho del destino.

"¿Eh? ¿Adónde vamos?"

Te desperezas e inmediatamente a continuación sales de la cama, un escalofrío estremece tu cuerpo desde el primer instante en el que abandonas la cálida seguridad de las cobijas, era invierno en Alemania, algo obvio si se miraba las ventanas abarrotadas de nieve.
Sólo con tu blancusco camisón de dormir puesto giras el pomo de la puerta y te retiras de tu habitacion. Del otro lado te deparaba un extenso pasillo de madera que contenía a sus lados las puertas que daban a las habitaciones de huéspedes y empleadas. Caminas hasta el final del pasillo, donde se encuentra la escalera, estando ahí sólo basta con doblar y bajar para estar en la sala principal. Cada sirvienta que te veía ocasionalmente pasar, agachaba la cabeza y saludaba con un: "Guten tag, Elizabeth" sólo la nueva empleaba más honoríficos que los de costumbre, con su: "Guten morgen, Lady Von Willebrand".
Llegando al aparador de libros, en la sala de ocio de tu Padre, te topas, en comparación con tu pequeño tamaño, un mueble descomunal que resguardaba los libros en las estanterías más elevadas. De lejos podías distinguir que había algunos libros de ciencias, pero la ciencia era un concepto ambiguo que abarcaba varias materias, habían libros de ciencia medicinal, ciencia quimica, ciencias sociales y ciencias naturales, entre otros.
Pero el principal problema era como diablos ibas a llegar hasta la parte superior de los estantes, si alguna sirvienta no te ayudaba o no usabas una silla, iba a ser una misión suicida el intentar alcanzar cualquier libro.
Incluso parandote de puntillas sólo alcanzabas a reflejar vagamente ¿tu rostro? en las superficies de vidrio mas elevadas del mueble. Ese no era tu rostro... El reflejo traslucido no te dejaba observar con claridad la imagen que se reflejaba, pero definitivamente no eras tú.

"Creo que así esta mucho mejor, odio hablar con mis recipientes sin poder verles a los ojos"

Poco a poco distinguias mejor la silueta en el espejo, parecía una chica morena, de cabello como el alquitrán y ojos ebano que eran adornados por pintura rojiza alrededor. Su única prenda era un taparrabos de piel y las puntas de su cabello eran lo único que evitaba que su pecho plano quedará expuesto a la vista ajena. Se veía como de tu edad, ¿Acaso así era la vocecita en tu cabeza?

>> 7K1oE6nL /#/ 328994 [X]
160524288426.jpg [S] ( 25.89KB , 387x387 , estanteria-de-v...jpg )
328994
>>328993
El mueble.
>>328992
No te preocupes negrito, no te salte, mañana les respondo a todos.

>> XJx6dZ4L /#/ 329011 [X]
160527432947.gif [S] ( 226.06KB , 240x320 , bc99e41f4c5528c...gif )
329011
>>328870
>Novicia Cotffield
Poetico... 'La guerra nunca cambia' ¿A que se habrá querido referir?

Lo enigmato de la frase había cautivado a la mujer, no es que fuera una admiradora de lo belico, para nada, odiaba la guerra desde lo más profundo de su alma, pero lo misterioso y oculto le fascinaba.
En cuanto te entregan los mignones, te llevas un trozo de pan a los labios sólo para toparte con el apenas tolerable sabor de siempre, siendo como morder cartón que se ponía chicloso a medida que lo ibas masticando, hasta finalmente tragarlo con dificultad, quedando un amargo sabor en tu paladar. Las baratas comidas de tu época eran una delicatessen a comparacion. Y en momentos como estos, se pasaba involuntariamente una egoísta idea por tu cabeza: ¿De verdad valío la pena sacrificar tú vida?

>Novicia Cotffield
¿Eh? ¿¡Que!? ¿Pensar que estabas embarazada? ¿Yo? No, querida, si bien como toda mujer tengo sospechas, jamás pensaría eso de ti, ni que fuera la Madre superiora...

Aclaró nerviosa, era como al niño que lo descubrían en su mentira, sólo que en este caso una niña había intuido su pensamiento. Le era algo incómodo pensar a la Novicia que era tan sencilla de leer que hasta alguien tan pequeña puede hacerlo con tanta facilidad.

>Novicia Cotffiel
Rachel... No tienes por que agradecerme, es nuestro deber, cada una de nosotras se entregó voluntariamente a la labor y hacen lo mejor que pueden por cumplirla.

Dijo, intentando permanecer modesta ante tus halagos.

>Novicia
Además estamos a mano, ver a alguien tan joven encarando este entorno sin desviarse o quejarse, me anima a realizar de igual forma mi labor.

Agrega, para acontinuación poner su mano sobre tus rubios cabellos, comenzando a alborotarlos por un segundo, en una muestra de afecto algo maternal.

"N-No te en-enojes, sólo bromeaba, so-solo bromeaba, no hay n-necesidad de ponerse así... Qu-Quiero decir, j-jamas as.. asesinaremos a un b-bebe, ¿Cierto? ¿¡Ci-Cierto!?"

La pasividad volvió a impregnar a Pepe Grillo, llegando, esa faceta sumisa de la voz, ah sorprenderse por los impulsos tan maquiavélicos y fríos que ocultabas en tu interior. Es decir, ha tenido infinidad de recipientes que se podrían considerar despreciables, pero de ninguno ha sido prisionera en una situación tan insólita. Se podría decir, que era la primera vez que a esa entidad se le salían las cosas de las manos a tal grado.

>> XJx6dZ4L /#/ 329012 [X]
160527447258.jpg [S] ( 43.66KB , 728x546 , lenguaje-de-sea...jpg )
329012
>>329011
Parto en dos el turno por que me salta flood
"¡N-No soy un diablo ni un espíritu! ¿Qué fetiche tienen los humanos con relacionar todo con el cristianismo?" Pepe grillo suspiro pesadamente "... Sabes que, será más sencillo mostrar que decir, te recomiendo ir afuera a algún lugar apartado. Aunque si quieres hacerlo aquí mismo no me opondre, a la que van a ver haciendo levitar cosas no será a.. Ey.. ¡Ey!.. Dile a la mocosa que deje de tirarnos el cabello"

Ordenó lo último notoriamente fastidiada, al principio no te percataste sobre a lo que Pepe Grillo se referia, no estabas acostumbrada a mantener charlas extensas con Pepe, así que una vez lo hacias, era inevitable que te sumergieras en tus pensamientos, de forma similar a cuando una persona divagaba. Pero un tercer y último tirón en tu colita de caballo te sacó de lleno de tu ensimismamiento, de girar la mirada, te toparias de frente con una niña la cual no parecía superar los cuatro años. Una vez cruzaron miradas esta comenzó a hacer extraños ademanes y formas con las manos, que se te eran imposibles de entender.

>Novicia Cotffield
"Owww..." Inclinó la mirada para observar con atención los repetidos gestos que gesticulaba la pequeña, para luego, devolver su mirada hacía ti "Emilia dice que quiere cepillarte el pelo, si quieres dile que si, es fácil, extiendes el dedo meñique y pulgar, y luego lo sacudes de lado a lado"

Te explico la Novicia ejemplificando con su propia mano.
Emilia. No era una niña con una historia que valiera la pena contar o algún logró u talento destacable, "al igual que tú", es simplemente una niña que todo lo que conoce en el mundo es el orfanato, y que, para colmo de sus males, es sordo-muda.
La pequeña esperaba entusiasmada tu respuesta, mientras que la monja sólo te dejaba frente a ti un humeante té negro con el cual bajar el pan.

>Novicia Cotffield
Si vas a jugar o hacer algo afuera no dejes que te siga, Rachel. Seria muy peligroso que salga con tanto frio...

Te advirtió en un tono suave, para posteriormente salir de la cocina dispuesta a continuar con sus labores, si no tenías nada más que decirle claro.
En todo caso, quedarías sola junto a esa niña, que exhudaba emoción por poder poner sus manos sobre esa rubia melena que había presenciado numerosas veces antes en las ilustraciones de las fábulas infantiles.

¿Antes-De-Rachel mató a su novia o es algo más abstracto?

>> gqgKenb8 /#/ 329014 [X]
160527918322.jpg [S] ( 106.49KB , 813x1000 , Rachel7.jpg )
329014
>>329011
>>329012
>Rachel
Se encoge de hombros cuando la novicia se pregunta con ojos soñadores cuales son las implicaciones detrás de esa frase, que desde la perspectiva de Rachel es bastante simple, y significan que la guerra siempre es igual, dah. Se limita a asentir cuando la monja trata de poner excusas que tapen sus sospechas. Con respecto a si valió la pena sacrificarse por un gorila... ¡Por supuesto! Ademas en el trasfondo de esa situación que Ante-de-Rachel obvia deliberadamente, gastar sus últimos momentos haciendo un acto bueno por un animal fue una conclusión feliz, exceptuando por los disparos acribillando su cuerpo.

"En realidad cuidarnos era deber de nuestros padres... Ya ve, señorita Cotffiel, usted podría haberse casado con un buen hombre que la mantuviera y servido de comodidades, pero en vez escogió gastar su tiempo con... Nosotros. Lo único y poco que puedo hacer es darle las gracias"

Acepta con su habitual cara de póquer y sin moverse la mano que acaricia sus rubios cabellos. En parte le alegra el contacto humano, en parte le incomoda, pero nada de eso lo muestra en su expresión.

(Posiblemente no...)

Como le aclaró antes un bebé es una criatura inocente que de poco sirve lastimar. Luego todos crecen y se corrompen, ya entonces es que uno puede rendir cuentas con la vida.

(Tú eres la que hablaste de posesión y películas de miedo)

Un tirón de su cola de caballo la saca de sus reflexiones con Pepe grillo y la regresan a la fría realidad. ¿Quien la está dañando? Ah, no, es Emilia. La novicia interpreta los gestos que realiza la niña sordo-muda.

"La verdad es que quería salir a jugar un momento... Señorita Cotffield, ¿no tendrá un abrigo o algo para cubrirla que nos pueda prestar? No me molestaría traer a Emilia conmigo" Dice mientras se quita la cinta que ata su cabello, dejando que su melena caiga hasta más abajo de sus hombros. Si eso no es suficiente afirmación, realizaría el gesto de con la mano.

Toma la taza de té servida por la monja, cierra los ojos para dar un sorbo y calentar su cuerpo, uno de los pocos placeres que puede darse en esa precaria situación que le tocó vivir.

(Vamos... Pregúntame por qué estoy siendo tan considerado con la niña. Seguro tienes curiosidad)

Rachel sospecha que Pepe grillo quizás tuvo algo que ver con su llegada a esa época, pero por los momentos no comenta nada al respecto.

¡Tenía un jardín repleto de flores! Esta es la canción que escuchaba mientras escribía la ficha https://www.youtube.com/watch?v=O52jAYa4Pm8

>> MZv43jpr /#/ 329015 [X]
= 77 / 49

>>328993
>Elizabeth
Ahora que lo recuerdo, Hitler era creyente de artes ocultas, pero no se que me vayan a hacer esos loquitos, mejor me quedo callado con respecto a esto por ahora, por lo menos hasta que esté mejor informado. Espera ¿Juana de arco? ¿Cómo es que ella la conoce? Aun no se ni de que época esta otra persona, le preguntaré después de que terminemos de conversar
"Esto..."
Prefiero quedarme en silencio después de que ella me contará sobre su pasado, cuanto menos ahora se que ella es una diosa, o lo fue...
Tampoco tien muchas respuestas para mi, fue buena idea levantarme de la cama, aunque hace algo de frío. Ignoro su pregunta por ahora y voy directo al librero

"Buenos días"
Le repito a todas las sirvientas esta frase simple, para ser cordial con ellas. Llego al mueble en donde guarda sus libros mi padre, pero... Es muy ato, extraño tener el cuerpo de un chanero fofo, por lo menos podía alcanzarme cualquier cosa que quisiera.
Al intentar alcanzar los libros poniendome de puntitas, noto que mi reflejo es distinto, lo miro detenidamente para apreciar cada detalle del otro rostro.
Ah, parece que es ella, vuelve a hablar a mi cabeza. Esta desnuda salvo por su taparabos, aunque eso no significa que tenga que ser algo malo
:^)
"Asi que ese es tu verdadero aspecto. Bueno, cuanto menos ya nos conocemos mejor. ¿De qué época eres? Me refiero a que ¿En que epoca te quitaron tu influencia? ¿Cuanto sabes del mundo en realidad? Sabes de historia humana, pero no se cuanto sepas en realidad."
Miro el estante grande y vuelvo a mirar a mi "reflejo". La curiosidad me ganó ahora que se había mostrado y pregunte cosas que antes había preferido callar, espero que no se moleste o algo asi, sería problemático con la crisis de estatura que tengo ahora
"Dijiste que podías teletransportarme o algo asi ¿Puedes hacer lo mismo con esos libros de allí? Quiero decir, no teletransportarme hasta allí, sino teletransportar los libros hasta mi para que pueda darles una ojeada. Necesitamos saber cuanto podemos aprovechar la situación. Aunque tampoco se si mi sufrimiento te afecte a ti."
Le señalo el libro de ciencias naturales y químicas, en caso de que no pueda traerme todos

>> 7K1oE6nL /#/ 329021 [X]
160528582314.jpg [S] ( 29.54KB , 225x350 , fd916024cbf7c64...jpg )
329021
>>328891
"Jejejej, buen dato, pero, ¿Acaso te pregunte la historia de tu vida? Si quería aburrirme, directamente iba a tus memorias a ver el Live Action"

El agua se asemeja a la escarcha en un ambiente invernal, lavar el bolt era una tarea tortuosa para tus manos. Por suerte no era algo tan grande, por lo que no te tardaste demasiado en limpiarlo.

"¿Sabes? No me hagas caso, quizá ser tan comedida nos dio esta nueva oportunidad. Sólo asegúrate de ser más inteligente ahora, no le debemos nada a nadie ni vicebersa, somos libres de hacer cuanto queramos con este mundo, es mi, digo, nuestra oportunidad... Oh, ¿Sobre como perderían la vida? Sencillo, con el sexo, ¿Acaso pensabas que les iba a chupar el alma? Lamento la decepción, pero sólo te apropias del tiempo de vida de la persona con la que te acuestas"

Explicó lo último con suma naturalidad, como si fuera algo mundano robar los años de vida de alguien a través de sus pipi genitales.

"No te hagas ilusiones, las Brujas del siglo 21 sólo son esquizas con aires de poder, olor a indigente y un poco de conocimiento sobrenatural, nada diferente a cualquier humano normal. Inclusive algunas ni siquiera sobreviven a la posesión luego de pactar el trato, y las que lo hacen, se pudren lentamente por la carencia de voluntad en sus almas o la poca habilidad para hacer contratos... Esa es la razón por la que tanto me llama la atención la forma en la que estoy sellada, es simple y llanamente perfecta, como si hubiera sido hecha por un Rey ma-gu-u-sha oriental u otra Succubu"

Esta singularidad en la que estaban metidas ambas mantenía en una indagación constante a la voz, era, como mínimo, excitante para ella pensar en las posibilidades y desafíos que tendrían a futuro.
Con tus delicadas manos de infante aún tiesas del frío comienzas una pequeña limpieza hogareña, iniciando con una rápida barrida en el piso de concreto del hogar. El polvo no tarda en elevarse por el ambiente luego de algunas sacudidas que le pegas al suelo con la cabeza de la escoba.

"Je, Je, JEHEHE ¿ME ESTAS TOMANDO EL PELO...? ¿Qué es lo que esperas para dibujar los planos de un arma así? Con sólo patentar eso, tendríamos el suficiente dinero como para no trabajar el resto de nuestra maldita existencia... Sólo imagina las millones que se crearán, y por las que nos deberán pagar, al estar Alemania al borde de una guerra"

La voz se babeaba imaginando en los miles de millones, y todo el reconocimiento, que ganarían con sólo crear algo tan pequeño antes de tiempo. Se podría decir que ambas se parecían bastante, no median las consecuencias a largo plazo sino que se centraban en la ganancia inmediata

"Así se dice... Creo que te juzgue mal, pensé que serias un contenedor soso, pero por lo que veo te encargaras de hacer esta guerra aún más divertida de lo que fue originalmente. No tienes de que preocuparte, te ayudaré si colaboras, también tengo mis propios intereses en esto"

Se podía palpar la codicia en la voz de esa cosa.

"¿Hacerte algo malo? ¿Una voz en tu cabeza proveniente de un Demonio? Oye, lo dudo"

Replicó con sarcasmo mientras tú te asomabas al baño.
El lugar era sombrío, apenas ingresaba luz por la misma puerta por la que entraste y el reflejo en el espejo era vagamente visible, pero, a pesar de eso, lo poco que podías distinguir te mostraba que algo estaba fuera de lugar.
Ese ni siquiera era tu reflejo, quien había reemplazado al mismo era una escabrosa mujer de poco menos de dos metros que casi rebasaba el tope del cristal, de pelo largo y blanco; piel perlada; con un sueter, lazo y falda que se asemejaba a los uniformes escolares; y una máscara similar a la comedy mask Griega, que tapaba parcialmente su rostro.
Un silencio incómodo las ato a ambas, lo único que hacía esa figura era fijar las vacías cuencas de su máscara en ti, se pasó diez eterno segundos analizandote de punta a punta antes de romper bruscamente el silencio.

"Excelente, no he perdido ni un gramo de belleza a pesar de alojarme en un contenedor taaan feo"

Exclamó de forma engreída.

"Soy Freyja, pero si quieres que te ayude, desde ahora me llamaras: Diosa omnipresente del amor, su Majestad Freyja; ¿Vale?"

>> MZv43jpr /#/ 329023 [X]
>>329021
>Jejejej, buen dato, pero, ¿Acaso te pregunte la historia de tu vida? Si quería aburrirme, directamente iba a tus memorias a ver el Live Action
TOP KEK


>> XwXlO82w /#/ 329028 [X]
160529089612.jpg [S] ( 91.99KB , 708x1027 , A+blonde+vampir...jpg )
329028
>>329021
>Szilvia

>Escucha atentamente lo que dice el ser que ahora vive dentro de ella y como me podría apropiar de la vida de la persona con la que me acuesto, acaricio mi barbilla un poco pensando en ello para después hacerle una pregunta un poco curiosa pero necesaria.

<-“¿Puedo calcular cuanto quitarle? Soy una niña, lo mas normal seria que follara con niños de mi edad, la cosa seria absorber hasta que nada mas le quedase 1 año de vida, no dejándolo seco, seria problemático que muriera y cayera sobre mi tieso, no sabría que hacer en ese momento con el cuerpo y sería contraproducente.”

>Dice pensando en las cosas que se pueden hacer con ese poder, vivir por siglos sería muy fácil, la mortalidad por edad no seria ya un problema, aunque claramente no me protege tanto de lo que seria heridas fatales, o eso puedo pensar, quizás después descubra formas útiles e inteligentes de utilizar este tipo de poderes.

>Escucha como la voz en su cabeza le habla sobre los miles de millones y todo lo que conseguirán cuando ella patente aquella arma, también escucha lo débiles que son las demás brujas y pensándolo un poco, bueno, son solo hipótesis tontas, simplemente pudo ser un error espacio temporal lo que nos trajo hasta acá.

>Camina hacia el espejo, cuando llega se mira y descubre que no se ve a ella misma, mas bien se ve lo que parece ser la representación humanizada de aquel demonio, porque no creo que realmente allá un Demonio que se vea como esto que veo en frente mío, o bueno, quien sabe, cuando termina de dar su discurso suspiro para luego sonreír un poco.

<-“¿Qué quieres que hagamos? ¿Nos vamos a Estados Unidos y los hacemos que el capitalismo conquiste el mundo? ¿O les doy a los nazis las armas mas letales, y funcionales del mundo? Aunque la verdad tendría que ver eso primero Señorita Freyja, porque los Americanos odian a las mujeres en estos tiempos.”

<-"Para una relación sana entre nosotras creo que llamarte Señorita es mejor."

>> 7K1oE6nL /#/ 329033 [X]
160529440283.jpg [S] ( 101.93KB , 512x384 , unnamed (2).jpg )
329033
>>328918
ignoras por completo la primera pregunta de tu madre, cosa que sólo afianza su temor referente a la posibilidad de que fueras una autista funcional. Los autistas de ese tipo concurren hispachan pueden llegar a nacer con una prodigiosa aptitud intelectual, pero son pésimos para mantener la concentración o desarrollar su lado social. Ibas a tener que mejorar ese aspecto si no querías acabar teniendo varias sesiones con un psicologo.
...
Estando por ingresar a la escuela, alcanzas a escuchar internamente como tu respuesta contrajo una no muy buena reacción de parte del ente.

"¿Qué me joda? ¿¡Que me joda...!? Tú no me conoces carajita, ¿Sabes quien soy? ¿Te pregunto si deberás sabes-quien-soy? Toda esta puta zona de influencia es mía, Venezuela me pertenecera, asi que será mejor que me trates con respeto o te voy a asesinar a ti y a TODA TU MALPARÍA FAMILIA COÑO E' TÚ MADRE, MAMAGUEVO"

Te maldecia colerica la entidad, ocasionando un ruido de fondo en tu mente que llegaba a sentirse algo molesto, más era tolerable con el tiempo.
Luego de una larga seguidilla de blasfemias dirigidas a ti, el ente cesó, marcando como final un largo suspiro.

"Carajita, perdona, creo que me alborote.. Yo no soy así, sólo ponte en mi lugar, hace siete años que no se donde o cuando estoy, soportando sentir como alguien me cambia los pañales y un viejo me besa en la boca ¿Así que, qué tal si me liberas? Tú por tu lado, yo por el mío, y prometo no matarte una vez este fuera"

Te propuso a la par de una respiración agitada, aún se oía nerviosa y su propuesta no se sentía muy confiable. Aunque en primer lugar, ¿Cómo se supone que la liberaras?
...
Minutos ingresaste a la escuela mientras el ente te maldecia de todas las maneras existente en la jerga Venezolana, como primera actividad del viernes tendrías educación física, algo habitual y sencillo. Nunca era la gran cosa, sólo te hacían correr un rato para que después los grupos se separaran a jugar por su lado; con las chicas charlando o jugando Voley, mientras los chicos hacían una carnicería entre si en el fútbol o los quemados, hasta que la hora terminara.

Está bien negrito, si quieres adelantar el día me dices

>> 7K1oE6nL /#/ 329042 [X]
160530265654.jpg [S] ( 31.26KB , 360x450 , Isabella.jpg )
329042
>>328938
Me haces arrepentirme de no haberlo puesto kek
Tu respuesta hace levantar una ceja a la instutriz, tus defectos no dejaban de sorprenderla. No estaría escatimando ni exagerando en detalles al decir que jamás conoció a un niño, no, que jamás conoció a una persona tan arrogante y desvergonzada como tú.

>Institutriz
¿¡QUE!? Mr. Willson, usted.. usted no sabe las palabras que salieron de la boca de su hija, yo misma no poseo el pudor de repetirlas, así que puede imaginarse la gravedad del asunto. Esa niña no está bien...

>Padre
Sinceramente, y sin ánimos de ofenderla, creo que exagera Señora Gardinner; pues, yo era similar a ella de pequeño. Sólo requiere algo de disciplina como yo en aquella época, y aunque no quisiera seguir los pasos de mi padre, me temo que si ella no me deja opcion debere enviarla al internado Mashwaran.

Había una cantidad igual de decepción y compasión, en el semblante y habla de tu Padre.
Si las novelas británicas de baja calidad exportadas a América te habían enseñado algo, era que los internados de ese tipo no son la estadía ideal para nadie, bastaba con decir que todas las docentes del lugar tendrían una actitud similar a la de tu institutriz.
En cuanto a la señora Gardinner, está no era capaz de procesar adecuadamemte el asunto, portando un semblante caracterizado por el estupor. A ojos de ella, la única explicación lógica para tal ceguera en tu padre y tan terrible comportamiento en ti, es que todo era netamente producto del Demonio.

>Padre
Si, puedes retirarte, ve con alguna de las sirvientas para que atienda tus heridas, quiero hablar en privado con la señorita Gardinner...

La fría mirada repleta de aversión de la Institutriz te siguió durante toda la secuencia, incluso cuando posiblemente te retiraras del lugar. Definitivamente te habías ganado un lugar en su corazon.
Mientras que tu padre, llevaba ese sumiso semblante que era tan propio de el. Desconocias de que hablarían ambos, pero definitivamente no sería para aprender a Gardinner por haber cometido lo que en tu época sería agresión infantil, tal cosa no era posible, tu Padre era demasiado sumiso.
Recto e inteligente, pero con la solidez que podía tener un trozo de tofu, ya conocías a ese tipo de persona, era como los niños ricos de tu epoca, sólo que tu Padre se mostraba mucho más humilde y comprensivo.

"Al fin nos libramos de la loca, ¡Vamos, escapa, escapa! Estamos en la Gran Bretaña post-guerra, mi segundo gran sueño después de querer unirme al escuadrón 731, es unirme a una pandilla londinense"

Propuso de forma entusiasta la voz en tu cabeza

"El anteultimo recipiente en el que me aloje, veía algo llamado Peaky Blinders en Jewflix, quizás podríamos unirnos..." Pensativa, hizo una breve pausa "Oh, Oh, ¿Y Jack el Destripador sigue vivo? Siempre quise conocerlo, me encantan sus pelis y series"

Todo los anhelos en la vida del ente estaban relacionados con figurar en los libros de historia de alguna forma negativa, por lo general uniéndose a grupos sanguinarios. Otra cosa a rescatar era su distorsionada concepción de la realidad, probablemente vio demasiada basura Hollywoodense en algún momento de su vida.
Verdaderamente ninguna de sus ideas era buena, por lo que la opción más sensata sería seguir tu propio juicio. No era el más atinado, pero definitivamente era más apegado a la realidad que el del ente.

>> 7K1oE6nL /#/ 329043 [X]
160530288158.jpg [S] ( 94.16KB , 675x861 , 18fe09864175253...jpg )
329043
>>329042

>> 7K1oE6nL /#/ 329122 [X]
160535737044.jpg [S] ( 83.06KB , 995x560 , Kurumii.jpg )
329122
>>329014
Tu acotación transmite un amargo sabor de boca que la Novicia enfrenta con silencio, tus palabras eran validas, no habías recurrido a ningún insulto para manifestarlas. Pero la mujer prefería evadir la realidad, puesto que, actualmente, la sinceridad en Austria se sentia más penetrante que cualquier mentira u blasfemia. Era mejor sólo limitarse a decir que era una persona que hacía su labor lo mejor que podia, sin ahondar en los pormenores de su vida.

"¡P-Pero fue s-sólo un ejemplo! E igualmente, mu-mucho de esos f-filmes estan basados en las p-posesiones forzadas de algunas Su-Succubus. Son muy des-desconsiderados, al poner s-siempre a algún D-Demonio random, cuando ya casi están extintos"

Era irónico como hasta los seres sobrenaturales estaban disgustados con el casi nulo apego a los hechos originales que se ilustraban en la filmografía Hollywoodense.

>Novicia Cotffield
... Me temo que sería irresponsable de mi parte dejarla salir afuera, Rachel... Por otro lado, falta poco para el mediodía y el ambiente se está poniendo un poco más cálido, así que hagamos un trato, las dejo salir afuera, pero regresan en cinco minutos a más tardar, ¿Vale?" Inclinó su mirada en dirección a Emilia "¿Quieres-salir-afuera-a-jugar-con-Rachel?"

Murmuró pausadamente en compañía de unos rápidos movimientos con las manos. La Novicia no tarde en tener una respuesta de la niña. A lo que volvería a elevar su mirada para tenerla a la par de la tuya.

>Novicia Cotffield
Dice que si, que quiere jugar al caballero y la princesa.

Te tradujo con una plácida sonrisa en los labios, le alegraba que ambas salieran, no por el potencial peligro de morir de frío, por eso les marcó el límite de cinco minutos o mandaría a la Hermana Juana para que las trajera de la oreja, sino que le agradaba que un niño pudiera aprovechar lo poco que le queda de infancia, es decir, todos los chicos/a cercanos a cumplir los 15, optan por unirse a alguna institución militar, fábrica o casarse con alguien que le pueda proporcionar comodidades. Por lo que no se opondria si dos niñas querían simplemente disfrutar un poco de su infancia afuera.

>Novicia Cotffield
Eso si, tal y cómo tú dijiste, Emilia necesita un abrigo si quiere salir. No creo que vaya a encontrar alguno, pero no habrá problema si usas las cobijas de la cama como un abrigo rudimentario, usa por lo menos dos o tres, sólo por si acaso.

Ordenó con inquietud, como se dijo antes, quería que ambas jugaran, pero sin que se enfermaran en una época tan fría, y por ende, tan peligrosa.

>Novicia Cotffield
Recuerden chicas... Sólo cinco minutos.

Remarcó antes de retirarse hacía la sala principal con el objetivo de seguir ayudando a las demás monja. En la sala principal se encontraba la única entrada y salida del, así que podría saber cuando se van, cuanto tardan y cuando entran.
...
La chiquilla ni siquiera requirió un Si de tu parte, apenas vio tu cabello caer se abalanzó ilusionada. Se tenía que poner de puntillas de pie para alcanzar la parcialidad de tu cabellera, por lo que era probable que de encontrarte de pie, está ni siquiera alcanzaria las puntas de tu pelo. La niña no tardo en comenzar con la labor, pasando los pelos del cepillo por las hebras doradas que conformaban tu cabello. Al principio la actividad te tiraba el pelo, generandote un agudo dolor que no bastaba para hacerte gritar, pero si para lagrimear involuntariamente. Para tu suerte, aquel suplicisio fue mermando conforme tu cabello se desenrredaba.

"¿Si sabes que estoy dentro de tu mente, cierto?"

Un argumento válido, ¿Para qué preguntar algo que tarde o temprano sabrías?
"Aún así tengo curiosidad ahora mismo, así que te daré el gusto... Habla, ¿Por qué estas tan amable con la mudita?"

La curiosidad mató al gato, eras un libro abierto para ese ente, ella podía saberlo casi todo de ti y tu vida pasada que tenga pereza para ver tus memorias es distinto kek, pero al igual que todo libro, no podría llegar al final sin antes leerse el principio.
Emilia, por su lado, seguía con su actividad con una sonrisa en los labios. Por los leves tirones que comenzabas a sentir en el pelo, intuías que la pequeña te estaba haciendo una trenza o alguna de esas cosas raras que se suelen hacer las mujeres en el cabello.
Sin mas complicaciones a la vista, acercaste la taza a tus labios para sorber algunos tragos de su contenido, el té portaba esa familiar esencia amarga capaz de transformarse en almíbar con un poco de azucar. A buena temperatura se volvía ideal para matar el frío, aunque aún sin estar a la altura del cafe.

esc: el OP tiene más ganas de saber tu historia que vicebersa. Bueno, la cancion me dejo mas preguntas que respuestas, ya veré si confirmo mis sospechas sobre tu mona a lo largo de los turnos

>> 7K1oE6nL /#/ 329124 [X]
160535989639.jpg [S] ( 20.86KB , 330x327 , Thanks+to+you+i...jpg )
329124
>>329015
"Preguntas cosas muy obvias, vengo de la misma época que tú, ¿2020, no? Pandemia, Amlo, fin del mundo, el viejito senil de Biden, etc, etc.. ¿Es que acaso me estas llamando vieja o algo así?"

Pregunto de forma severa lo último, estaba malinterpretandote un poco.

"Oh, te refieres a eso, perdona... Nuestra influencia cayó parcialmente en América durante el siglo Decimoquinto, nada que valga la pena decir, ya lo debiste haber escuchado mil veces en la clase de historia, bueno, al menos uno de mis huéspedes si lo veía cada año en la clase de historia"

No era muy exacta con su relato, pero por lo que se comprendía, al parecer se libro una batalla paralela en America, además de la que los Españoles tenían con los Indígenas en aquel entonces.

"No quieras correr cuando no puedes ni siquiera gatear, intentar teletransportar cosas ajenas esta a un nivel diferente, y de todos modos aunque quisiera no podría, mira, sólo déja que te expliqué"

La muchacha morena suspiro de brazos cruzados.

"Tu eres un pararrayos, y yo soy una tormenta, el pararrayos no puede almacenar energía sin la tormenta, y a su vez, está no puede enfocar su energía sin el pararrayos... A lo que me refiero es que puedes usar mi poder, más yo no puedo modificar nada en el plano terrenal"

Luego de explicar de modo calmo, la muchacha se sentó de piernas cruzadas y puso su barbilla sobre su mano, esperando a ver que harías.

"Es fácil, respira hondo e imagína que tus manos llegan hasta el libro de la estanteria. Siéntete, enfocate, relajate.. y procura no caer, por que efectivamente puedo sentir tu dolor"

Tlazoltéotl quedó expectante a tu próxima acción, quería que lo lograrás, pero aún más importante, que lo lograrás bien. No iba a servir de mucho si al igual que otros contenedores, lograbás teletransportarte, pero en el proceso quedabas en medio de una pared o te caías, teniendo que soportar ambas partes un chichon. Esto último obviamente no te lo contaria, no quería causar un efecto negativo en tu psique, que termine afectando la practica.

>> 7K1oE6nL /#/ 329125 [X]
160536633734.jpg [S] ( 338.12KB , 736x1105 , d88de4df9a1cdf8...jpg )
329125
>>329028
Aunque al principio no llegabás a notarlo, el cabello de Freyja parecía ponerse al compás del tiempo tan puro, espeso y blanquecino, que llegaba a ser refulgente. Como si la oscuridad del baño hubiera atraído la luz de la entidad, generando una luminiscencia completamente pura, la luz ordinaria genera sombra, pero esta era diferente, era absolutamente pura, nada generaba sombra a su lado... O quizá sólo se estaba exagerando, debido a que tus ojos se encontraban levemente cegados por el abrupto cambio de luz en el ambiente. Al menos se podría asegurar que se asemejaba a la iluminación que podia proporcionar un foco de los de tu tiempo.

"Cuidado con lo que deseas, tu hambre de verga Alemana podría condenarte a tener diez años por varios siglos. Algo que te limitará demasiado, si me lo preguntas"

Freyja retrocedió y dejo reposar su cuerpo sobre el reflejo del inodoro en su ¿lado? del espejo, antes de proseguir con la charla.

"Respondiendo a tu pregunta: Si, puedes moderar la cantidad, pero para eso requieres práctica, y por sobre todas las cosas, autocontrol. Algunos contenedores míos se han vuelto ninfómanas luego de practicarlo una vez, pero te tengo fe, tu sello es óptimo y por lo tanto tu cuerpo no contrae los efectos adversos de la posesión... Asi que sólo me queda recomendarte que al menos esperes a tener un cuerpo maduro y dejes la habilidad como un seguro por si te intentan violar. Pero si lo quieres hacer de todas formas, haya tu bola"

Una vez terminas de hablar, Freyja levanta tres dedos con una mano casi completamente extendida.

"Olvidaste la opción tres, Suiza, un país inmune a las guerras mundiales y que es el paraíso entre toda la mierda del siglo 21, no dudo que podamos desposar a alguien rico de la zona e invertir en Facebook dentro de 50 años"

Una propuesta ordinaria y lógica para alguien que sabe el futuro de esa pacífica nacion. Suiza daba la apariencia de ser un país inmune a las guerras.

"Jeje, espero no te la hayas creído... En primer lugar no se por que me preguntas, la respuesta es obvia, darle tus conocimientos a los EstadoUnidenses sería como leerse un libro dos veces, en cambio, no sabemos que podría pasar si le damos ese pequeño impulso que necesita Alemania para vencer" Hizo una pequeña pausa mientras levantaba el dedo índice hacía arriba "Perooo, definitivamente será más beneficioso, ¿Acaso has visto que el creador de la bomba atómica tenga estatuas o se haya hecho rico? Te respondere: NOP. Estimo que todo lo contrario pasaría si esté hubiera nacido en un país militarista y con un expansionismo global"

Freyja no era la entidad extradimensional más culta, pero tenía un punto en el que creía férreamente, y ese era en que sería bastante aburrido colaborar para que todo transcurra exactamente igual a como lo conocen en su epoca.

"Creo que no desacierto al decir que, como minimo... Seremos una Santa moderna para este país"

Culminó, cruzandose de brazos como broche de su argumento.
A continuación, el silencio que sustituyó la palabrería de Freyja, les permitió a ambas escuchar las aglomeraciones de pasos que ocasionaban un sonido crujiente al desplazarse sobre la nieve; se oían cercanos a tu hogar. Era un sonido reconocible y usual, no tenías nada que temer si no eras Judío, tratándose de la marcha que realizan con normalidad los soldados en vigilia, y en parte muestra de propaganda, por las calles berlinesas. Ahora que estabas sola y sin deberes, quiza podrías salir un rato afuera para verlos.

>> XwXlO82w /#/ 329131 [X]
160537783929.gif [S] ( 1.06MB , 500x227 , f7126e9c8c3977c...gif )
329131
>>329125
>Szilvia

>Se rasca la barbilla escuchando sobre como mantendría mi edad continuamente, realmente eso seria un problema, no hay forma de que se haga raro que no crezca, debería esperar hasta los 17 años para empezar a utilizar esta habilidad, si todo sale bien y no me utilizan como maquina de bebes, si eso sucede dibujare un arma y se la entregare a mi jefe de escuadrón, eso seria suficiente para dejarme tranquila.

<-“Si me meten en un sitio para hacer bebes tendré que utilizarlo, y decir algo como que no sabía que había sucedido, y que algo me dijo que no debía ser tocada por un hombre que yo no quería, o también podría hacer el plano de un arma, seria mejor, aunque no sé cómo haría para entregarle la misma, y bueno, esperare hasta los 17 años.”

>Escucho lo que dice sobre porque deberíamos darle nuestros conocimientos a los alemanes y esas cosas, suspiro fuertemente, para luego mirar el espejo y esa extraña mascara que posee, la verdad se me hace curiosa esa mascara, pero no seria correcto preguntarle ahora mismo sobre ella, quizás la necesite en el futuro para hacer algo o que se yo, como escapar de los aliados.

<-“Y si la historia se repite, podríamos escapar, decir que simplemente era una niña pequeña que fue obligada por el Reich Alemán a construir sus armas, que no sabía que ocurría, simplemente era controlada por la propaganda nazi y esas mierdas, pero bueno, siempre me ir con los Estadounidenses o los Suizos si algo sale mal, que esperemos que no, igualmente Alemania saldrá hacia adelante estos próximos años, quizás de alguna forma u otra la guerra no ocurre, si estoy aquí, significa que podría fácilmente suceder eso.”

>Diría tranquilamente para luego escuchar aquella marcha de soldados por fuera, frunzo el ceño, pero se relaja, camino y me pongo rápidamente un abrigo y un pantalón bueno, para caminar a la salida a ver los soldados, cuando los veo, hago el famoso saludo romano, también conocido como el saludo fascista hacia aquellas personas que están marchando, y si todo sale bien estaré ayudando.

<-"Nunca en mi existencia me hubiese imaginado que estaría haciendo esto."

>Le diría a Freyja mientras mantengo mi pose.

>> wRX0l-OR /#/ 329136 [X]
160538116572.jpg [S] ( 205.19KB , 1000x1200 , Rachelb.jpg )
329136
>>329122
>Rachel
(Espera... ¿Eres una Succubus?)

No puede evitar arquear una ceja en la realidad, pensando en lo descabellado que suena tener a una presunta entidad sedienta de lujuria en el laberinto de sombras que conforman su mente. Mas que pasiones desbordadas, Rachel es afine a la lenta asimilación de lo bello y sublime. Se puede ver en su mirada perezosa y caminar erguido, sereno, poco lanzada hacia adelante y más dispuesta a observar el ambiente.

"Cinco minutos... Esta bien, es un trato. Aunque Emilia deberá conformarse con un caballero de hojalata"

Se sienta para que la niña sordo-muda alcance su cabello, y con la vista clavada en la nada Rachel aguanta silenciosa el dolor causando por la brusquedad infantil que maneja el peine.

(Estar cautiva en mi mente no te impide disfrutar de las buenas conversaciones, con sus silencios prometedores y frases exactas. ¿O prefieres que sea más directo y eche sobre ti mis opiniones como agua en un retrete? No es mi estilo... Quizás por eso nunca tuve suerte con las mujeres. Jamas fui un real salvaje)

Da un sorbo al té, que sin llegar a las delicias de un tinto café recién hecho y no recolado, sigue siendo de lo poco que puede traerle gusto en ese cementerio de bebes.

(Soy amable con ella porque sufrirá mucho... En puertas de una guerra, ¿quien se molestaría es adoptar a una discapacitada? ¿O casarse con una joven que no puede entenderte? A lo mucho cuando crezca y se desarrolle, gastará su belleza vendiendo su cuerpo a depravados hasta que quede un despojo de enfermedad y hematomas. Eso si no muere antes por el frió, cosa que hasta cierto punto sería misericordioso, ya que solo la muerte cierra para siempre las puertas del vicio y la maldad. No sé si una entidad ominosa como tu pueda entenderlo, pero como soy un humano con un alma integra, lo comprendo)

Cuando consigue la manta, envuelve a Emilia con esta y luego le indica lo mejor que puede a que la siga hasta el patio trasero.

(Tenemos cinco minutos... Muéstrame todo lo que tienes, Pepe)

>> X-BdvDGp /#/ 329138 [X]
160538460976.jpg [S] ( 35.88KB , 500x625 , Imagen spoiler.jpg )
329138
>>329124
"Ah discúlpame, dijiste que habías sido una diosa, por eso pensé que eran atemporales y vivian en todas las epocas o que por lo menos las conocían."
Vaya ex-diosa.
"Entiendo, ya que quedo mas claro."
Luego la chica me responde mas confiada sobre lo que puedo o no puedo hacer con mis nuevas "habilidades". No parece complacida con mi pregunta, puede que siempre hagan la misma.
"Entiendo, entonces comenzaremos por eso"
Cierro los ojos, respiro profundo y estiro mis manos pensando que estoy tomando algunos de los libros del estante.
Perdona OP, turno cortito porque debo salir

>> 7K1oE6nL /#/ 329139 [X]
>>329138
Lanza daditos negro

>> X-BdvDGp /#/ 329140 [X]
= 62 / 92

>>329138
los dado

>> LdOZogDj /#/ 329141 [X]
160538546425.jpg [S] ( 38.79KB , 500x281 , s.jpg )
329141
>>329033
Beatriz

Si, te jodes y bailas.

>Respondio desganada, esa voz esquizofrenica era demasiado fastidiosa, posiblemente sea la condicion de haber tenido una segunda orpotunidad, o solo los años de vagancia lo volvio loco y ahora tiene secuelas, recuerda haber tenido un amigo tambien vagabundo el cual tenia una sanidad mental bastante mala, no era mala persona... peor posiblemente lo contagio...bastante extraño.

Mira, yo tampoco estoy agusto con esto, con el papa estoy asqueado, con la mama no estoy taaan mal, si estuviera de ganas de joder intentaria ligarmela, pero la verdad es que no...simplemente pienso tener la vida que perdi, eso es todo...aunque no me casare con un hombre, no se si hacer eso me hace gay, pero si lo hago con una mujer tambien me hace gay por el cuerpo que tengo...¿que opinas?.

>Dejo esa pregunta en el aire, mientras escuchaba sobre liberarla.

Eres la voz de mi consciensia, no puedo liberarte, tampoco se como hacerlo, o si cumpliras tu palabra, lo que dijiste antes era alarmante ¿a que te referias con dominar toda venezuela? si en un futuro vendra ese chavez y empezara a joderlo todo, es un pais destinado a la desgracia, no merece intentar dominarlo, prefiero dominar china y estados unidos, esos si son buenos paises por los cuales puedes ganar poder, pero solo soy un hombre en el cuerpo de una niña, lo unico que puedo rezar es crecer bien.

>...
>A las afueras del lugar, veria como todos los demas se ponian a hacer sus cosas de niños de primaria, en parte queria cumplir los deseos de su madre de socializar, pero siendo como es ella posiblemente no le salga bien hasta ser mayor.
>Pero lo intentara, caminando hacia las niñas a jugar voley.

quisiera hablar con la sayonita un rato kek

>> WJ6250mo /#/ 329143 [X]
160539138549.png [S] ( 1.00MB , 1293x709 , Imagen spoiler.png )
329143
>>329042
>>329043
keksito. Bueno, no se que tan bien quedaria un ugly bastard como padre siendo que son britanicos (y todo sabemos el estereotipo del tipico caballero britanico con los dientes hechos mierda y chuecos)
>Amber

Solte un bostezo frente a las palabras de la institutriz y mi "padre", realmente no me interesaba que pensaran de mi comportamiento, aunque lo ultimo que queria era ir a un internado...Nada que hacerle, total, si me mandaban a uno tendria que escapar y ya. Asi de facil era la solucion, por supuesto, decir algo siempre es mas sencillo que hacerlo pero ya me las apañaria de alguna forma.
De milagro mi "padre" me deja libre, sin dudarlo levante una mano a forma de despedida y me retire del lugar sonriendole burlonamente a la loca que me miraba con desprecio, ¿o quizas rabia acumulada?, no me importaba. Ella se lo busco con sus metodos de enseñanza.
No sabia de que hablarian entre ambos a solas pero ya me hacia una idea de que discutirian acerca de que hacer conmigo, ¿tan dificil era dejarme en paz?. Ni que fuera a matar a alguien...Sin un buen motivo de por medio.


(No, tengo, ¿cuanto?, ¿diez años?, no puedo ni patearle el trasero a un borracho, escapar solo me traeria problemas y no sali del agujero infernal al que llamaba vida para meterme a otro agujero infernal como lo puede ser la guerra, solo quiero estar tranquilo...¿Jack el destripador existio?, crei que era solo un cuento de hadas...)

Bueno, realmente fue un amigo de mi vida pasada el que me comento que era falso, nunca me di el tiempo para buscar si me dijo la verdad o no porque...¿Pereza?, supongo. Tampoco es que me llamen mucho la atencion los asesinos seriales o la historia en general.
Como sea, la voz en mi cabeza tenia ideas alocadas que no tenian nada que ver con mi objetivo de al fin tener una vida tranquila sin que nadie me moleste, cosa que se ve imposible de lograr.
De momento No me quedaba de otra mas que esperar a crecer hasta poder hacer cosas por mi cuenta y ya de ahi ver por donde cortar. Esperar a que el tiempo pase no me agradaba para nada pero preferia ser paciente a tirarme de cabeza hacia quien sabe donde, no quiero terminar muerto en una zanja despues de todo.
...Si no es mucha molestia, hare una pequeña escena estupida. Puedes ignorarla si deseas.
Caminando por los pasillos de mi nueva casa mientras me preguntaba porque demonios era tan grande, me tope con una espejo. Momento en el que me detuve para mirarme un poco en este de pies a cabeza.


"Joder...Pero que linda y adorable que soy"

Dije empezando lentamente a hacer pose tras pose como si estuviera en una especie de sesion fotografica, aunque una que otra me salia mal o ridicula (pic semi-related).
No es como si me gustaran las menores de edad mentira, y en mi otra vida era apuesto otra mentira, pero no podia evitar admitir que este cuerpo era bello. A futuro seguramente podria ser una idol modelo si quisiera...


(¿que carajos estoy haciendo?)

Pense mirando mi reflejo en el espejo. Estaba haciendo el simbolo de la paz con una mano mientras me inclinaba ligeramente hacia el frente, lo suficiente para que se me vieran las claviculas y de paso estaba guiñando el ojo.
Pestañeando un par de veces, me pare derecha y segui caminando. Esto jamas se lo contare a nadie, me lo llevare a la tumba aunque fuera lo ultimo que haga.
...
Cuando me encontre con una sirvienta le pedi que me curara mis heridas y de paso pregunte si podia salir afuera a jugar, aunque mis verdaderas intenciones eran explorar el lugar. Seguia intentando memorizarme las calles, callejones, tiendas y todo lo que me pudiera servir en caso de que tenga que correr por mi vida. No porque pensara en ponerme en peligro sino por costumbre, nunca se sabe cuando sera necesario una "salida de emergencia" porque un demente quiere matarte por A o B motivo.


>> 7K1oE6nL /#/ 329146 [X]
160539239850.jpg [S] ( 134.34KB , 1280x720 , x05-bullies.jpg )
329146
>>329141
"Opino que te metas tu opinión en el culo, Carajita. Si quieres andar de sodomíta sólo espera algunos años a que el Tío Sam disperce su maravillosa cultura por el continente, luego, métete cosas por el recto tranquilamente"

El ente te entrego su más sincera opinion, de la forma más vulgar que pudo.

"Mamaguebo... Estoy muy lejos de ser la puta voz de tu degenerada consciencia, es mas, no solo que no soy tu consciencia, si no que, YO SOY UNA SUCUBO, hija del Hombre renacida en el útero de la Serpiente. La sola presencia de mis contenedores evoca y extiende la miseria"

Exclamó altiva, pero a la vez, profundamente exhasperada. Se sentía ofendida, nadie como ella, lo remarcó, nadie de su categoría y renombre, merecía tal humillación como considerarla "la voz de mi consciencia", de parte de alguien que fue un vago en muerte y una mocosa en vida.

"Ohh, Chavez... Ese gordo diabetico es la principal razón por la que debo salir, el será mi contenedor dentro de unas décadas y colaborará en convertir esto en mi zona de influencia, estaba bien instruido en santeria y sus sellos eran buenos, pero tal y como se verá en el futuro, es sólo un hombre, mi presencia lo terminará pudriendo llevándolo a su inevitable final..."

Te reveló con cierta nostalgia en sus palabras, una nostalgia que no se notaba precisamente desdichada, si no que todo lo contrario.
Si no mal recuerdas, los últimos años del difunto mandatario Venezolano fueron en compañía del cancer, así que no sería tan descabellado pensar que la sucubo hablaba con la verdad.

"... Pero hablando de dominar" Mencionó en un tono más delicado y tentador "Quizá tú puedas reemplazarlo, ¿Quieres una vida comoda, no? ¿Qué vida más cómoda puedes pedir que la de un dictador? Eres del género femenino y tu contrato es singular, eso me asegura que no morirás por la posesión. Así que si quieres una vida mejor que la anterior, entregate a mi, sigue mi palabra y usa mi poder"

Eso sonaba a una inversión a largo plazo que te tomaría décadas, pero a cambio, obtendrias cantidades cuantiosas de influencia y comodidades. Básicamente te estaba ofreciendo ser la "Chavez" de esta línea temporal, lo que olía a que su propuesta sería una cuchilla de doble filo al igual que lo fue con el antes mencionado, algo a cambio querría la entidad.
...
Por primera vez en mucho tiempo tomas la iniciativa, te acercas al grupo de voley dispuesta a jugar, sólo para ser recibida de forma poco amena...
Las chicas que están intercambiando pelotazos de ambos lados de la cancha comienzan a cuchichear una con otra, a algunas se les escapa una risita, a otras algunas palabras: "¿Quien es esa? ¿No es la cuatro ojos que no habla con nadie?"
Todas siguieron encapsuladas en un sonoro silencio hasta que una dio un pasó al frente. No la conocias, al menos no personalmente, pero si la reconocias de vista, era un chica preteneciente a tu clase, de pelo marrón y actitud altanera, que solía ser agresiva con las chicas tímidas que intentaban salir del círculo vicioso de la soledad para intentar relacionarse, esto obviamente por que estas tampoco se atrevían a defenderse. No se podría decir que era una persona mala, después de todo era tan sólo una niña de 7 años y estos eran los años cuarenta, perfectamente podía ser alguien que sólo descargaba la furia hogareña en el ámbito escolar.

>Chica 1
¿Por qué no te vas a hacer tarea o algo? No queremos que juegues con nosotras, bicho raro.

>Chica 2
Pe-Pero Catalina...

>Chica 1
Catalina nada, si quieres ir a jugar con él bicho raro ve tú sola, tal vez son tal para cual.

La otra chica que hizo un vago intento por defenderte se terminó acobardando con tan sólo un comentario de la que parecía llamarse catalina. Tu destino estaba redactándose a pulso, de no hacer nada, serias el bicho raro por lo que resta del trimestre.

"Su miseria seria un buen bocado... Carajita, ¿Podemos matarlas? Somos menores y estamos en Latinoamérica, saldremos en menos de diez minutos de la cárcel"

>> 7K1oE6nL /#/ 329180 [X]
160541250762.jpg [S] ( 106.76KB , 827x513 , 20201115_001425.jpg )
329180
>>329143
La voz chasqueo la lengua repetidas veces en señal de desaprobación.

"Me decepcionas perrita, pero sobre todas las cosas, nos subestimas. Un borracho es lo mínimo que podríamos exterminar, ¿O acaso eres ciega para no notar lo rápido que te curas? ¡Ni siquiera un balazo a la cabeza podría matar a mi contenedora! Así de alto es el grado de mi poder... Aunque, creo que deberías entrenarlo un poco para controlarlo mejor o quedarás con daño cerebral las primeras veces que te penetren el cerebro"

Recomendó vanagloriandose el ente.

"No seas idiota, obviamente Jack el Destripador existió, creó que hasta era interpretado por un actor famoso... Creó... Y sólo creó, que se llamaba Sherlock Holmes, aunque no estoy segura"

No puedo ignorar esa escena, es simple, pero permite ver como afecta a la salud mental de tu mono el cambiar tan radicalmente de género y edad, junto con todo lo que eso conlleva con las hormonas y demás kek Ó quizá sólo me estoy haciendo pajas mentales
En una esquina apartada, justo a un lado de un perchero de madera, te topas con un espejo de marco de cedro que te sacaba cuatro o cinco cabezas en altura, apenas ocupabas un cuarto de la superficie del cristal.
No te restringes a pesar de que el lugar es frecuentado por las sirvientas que se dan a la, aparentemente interminable, tarea de aseo hogareño. Haciendo una que otra pose y gesticulando algunos simbolos con la mano.
Todo era ridiculo, pero normal, nada que no hiciera una un pedro en el cuerpo de una niña pequeña. Pero en el instante que formas el símbolo de la paz con una de tus manos, la otra le sigue con el mismo gesto sin que tu hicieras el movimiento, acto seguido observas como tu reflejo abre la boca a sus anchas y extiende la lengua, a la par de que ambos iris se alzan. Efectivamente, era un ahegao.
Sin dar mucho tiempo a pensar, rapidamente se desveló el secreto detrás de tal artimaña. Tu reflejo se deformó, adquirió tamaño e intercalo sus colores, dejando frente a ti una imponente figura que casi alcanzaba los 1.80

"¡¡Buuu!!"

Bramo repentinamente esa cosa con una minúscula sonrisa entre los labios, teniendo la clara intención de asustarte al agarrarte desprevenida.
La criatura, era simple y llanamente, dueña de una belleza impecable. Era semejante a una mujer de prominentes atributos, con un lustroso cabello negro azabache con un mechón en la punta de su cabeza emulando un peinado estilo Ahoge y, un cutis palidamente enfermizo que era casi perfecto. Tenía iris dorados y pupilas divididas verticalmente; en sus sienes izquierda y derecha hay dos cuernos gruesos que sobresalen torcidos, y en su cintura se encuentran un par de alas negras similares a las de un ángel. Vestia un vestido blanco puro con guantes de seda que cubrían sus delgadas manos, y un collar de telaraña dorada por arriba de sus hombros y pecho.

"Aparentas ser muy hombrecito, pero en solitario uno no puede negar lo que en verdad es, ¿No es así, dulzura? ¿No quieres un caramelo o algo, peshosha? Te ves taaan tierna, si no estuviera aprisionada en tu alma te comería a besos... Literalmente"

Te dijo casi en balbuceos lo último como si te trataras de un bebé, a la par de que se inclinaba un poco mientras ponía las manos sobre su cadera para poder estar a tu altura. La mirada de aquella cosa era retadora, como si su objetivo esencial fuera sacarte de quisio.
Lastimosamente, no podrían hablar demasiado entre si, puesto que tus deseos fueron escuchados, percandote por el ruido de discretos pasos como una sirvienta retrocedía lentamente hacía la salida, desconcertada por las extrañas poses que efectuabas frente al espejo. No quería interrurpirte, ni siquiera quería que te enteraras que ella estuvo ahí, pero ambas acabaron cruzando miradas lamentablemente.
La sirvienta, nerviosa, alzo inmediatamente los dobladillos de su vestido en señal de saludo. Tu actitud y la influencia que ejercias sobre tu padre hacía que toda sirvienta te temiera hasta cierto punto, debido a el miedo de que cualquiera pudiera perder el empleo por culpa de algún berrinche tuyo.
Algo a denotar, era que, a pesar de que ella te vio realizar esa ridícula secuencia, aparentemente era incapaz de notar a la hermosa mujer que se encontraba en el espejo.

>Sirvienta. R.
¡Good morning, Lady Amber! ¡¡So-Solo estaba limpiando!!... N-No la espiaba ni mu.. mucho menos

En el calor del momento esta acepta más que "encantada" limpiar tus heridas, percatandose de la carencia de lesiones sin decir nada, siguiendote la corriente en caso de que sea una broma en la cuál tenía que caer o le hablarías mal de ella a tu Padre. La concepcion general sobre ti no era muy buena, la mayoria de sirvientas pensaban que eras una total malcriada de la que tenían que tener cuidado; un fruto podrido proveniente del vientre de la amable Lady Catalina que en tan alta estima tenían.
Al igual que al "curar" tus heridas, la sirvienta no puso peros con tu siguiente petición, permitiéndote salir al patio con total libertad. Lamentablemente, una vez ahí te topas con una cerca de rejas negras el doble de alta que la sirvienta, y que para colmo, tenía soldadas en las puntas unas letales piezas de acero, con un filo tan fino que causaba dolor a simple vista. La sirvienta no era tonta, no dejaría salir a la hija de su amo sin saber que le sería imposible a cualquiera entrar o salir de la propiedad. Tu única esperanza si querías darte un paseo por la ciudad era escalar la muralla metálica que cercaba la mansión.
...
De decidir solo quedarte el patio delantero tampoco estaba tan mal, tenía el espacio de una cancha de fútbol americano, con un césped corto y bien cuidado que acompañaba a los juegos infantiles que tu padre había instalado para ti: Calesita, amacas, casa de muñecas y un caballito de madera con resorte. Más haya de la propiedad sólo se podía vagamente distinguir un ambiente urbano.

>> 7K1oE6nL /#/ 329181 [X]
160541267022.png [S] ( 0.96MB , 800x798 , Imagen spoiler.png )
329181
>>329180

>> 7K1oE6nL /#/ 329211 [X]
160544644278.jpg [S] ( 219.71KB , 1300x957 , 1940-street-sce...jpg )
329211
>>329136
"Algo a-asi... Es di-dificil de explicar..."

Tan inseguro como usualmente era, el ser ni siquiera pudo asegurar su naturaleza con exactitud.

"De hecho, por mi experiencia, se que existen mujeres que gustan de charlas tranquilas, los silencios reflexivos y hombres pasivos; claro, los cuckean a las pocas semanas... ¡Pero al principio le gustan! Eso refuta tus pesares, en parte al menos"

Básicamente te estaba diciendo, que los hombres así no son mas que un capricho pasajero. Pueden ser amables, corteses y atentos, pero si no tienen lo fundamental: Dinero y, contención física y mental. No sirven de mucho e incluso un criminal puede ofrecer más que cualquiera de ellos, con gallardía constante y dosis continuas de adrenalina por medio de actividades peligrosas. En pocas palabras eran los "Hombres de acción" del siglo 21 o un "Real salvaje" en tu opinión, mientras que las personas como tú eran los betas.

"¿Qué estoy escuchando? ¿El muerto se ríe del degollado? La única diferencia entre esa niña y tú, es que ella no nació con la disforia de género de fabrica... Jejeh creó.. Creó que comienzo a comprenderte, tú sabes tanto de la naturaleza humana como yo se de fauna, ¿Es por eso que colocas un perímetro a tus sentimientos, cierto? Naturalmente le temes a lo que no entienes, y tú, mi amigo, no comprendes el infinito potencial humano para la maldad o la bondad, bien esa niña puede acabar muerta de gripe común mañana o acabar en la cama de un tipo rico en veinte años si juega bien sus cartas"

En esencia, el punto de Pepe Grillo era que te refugiabas tanto en la lógica y naturaleza animal, por que precisamente no comprendías a tus iguales, te asustaba entregarte a la naturaleza social de estos, junto con todo lo que esto conlleva, tanto en cosas buenas como malas.

"Me prejuzgas, yo comprendo perfectamente... Después de todo, el diablo sabe más por viejo que por diablo. Dudo que haya algo que tarde o temprano no termine entendiendo del plano terrenal, por que a diferencia de ti, aún me quedan mucho años por delante si un celestial no me mata"

Luego de haberte hecho una pequeña trenza que oscilaba de atrás hacía delante junto a tu rubia cabellera, Emilia no opone resistencia cuando la envuelves cual infante en cobijas, permaneciendo con una extensa sonrisa en los labios, ante la esperanza de poder jugar afuera después de mucho, mucho tiempo.
Tus ademanes con las manos le indican a la pequeña que te siga, la cual, se desplazaba torpemente cual pingüino con todo el peso en ropa que llevaba encima.
...
Finalmente ambas salen del recinto ante la mirada atenta de las monjas. El frigido ambiente te provoca un escalofrío apenas pones un pie sobre la nieve, tu piel se eriza, los dientes te castañean y tu aliento cristalizado se despega de tus labios como vapor. Hacía mucho frío, algo que pasaba desapercibido para la pequeña Emilia que se había hechado de espaldas a la nieve a formar angelitos.

"¿Quien es Pepe...? Eh, olvidado, no tenemos mucho tiempo... Entre muchas comillas esto es algo similar a la telequinesis, es sencillo, sólo imagina que una mano despelleja tu piel y sale de tu espalda, ¿Fácil, no? Tranquila, las primeras veces duele, luego, ya ni lo sientes"

Una descripción "minuciosamente detallada" de la no telequinesis de parte de esa cosa.

"M-Mas bien, es como una mano de o-oscuridad, invisible e im-imperceptible al ojo humano y c-con una fuerza que puede ir en aumento al igual que el m-músculo de una mano normal en cuando más uses la habilidad, in-intentalo con calma y busca un o-objetivo sencillo de aplastar o mover, d-de preferencia q-que no este v-vivo, por favor..."

Aclaró mejor la parte más pasiva del ser. Era complicado entender la situación que dentró de tu mente se libraba.
A juzgar por lo solitaria que era la zona, no tendrías muchos problemas para intentar usar tu habilidad sin que alguien note alguna cosa extraña, y aún si lo hicieran, en palabras del ente era imposible que vieran la susodicha mano de todas formas.
La zona por otro lado no era muy destacable, tratándose de un ambiente semi-urbano, con casas algo precarias pero funcionales, de las cuales colgaban fragmentos de hielo en punta desde la parte inferior del techo y se expulsaba incesantemente humo por las chimeneas. La calle no era muy transitada, ya sea por que casi era la hora del almuerzo o era preferible quedarse en casa a pasar frío innecesariamente.

Lanza deditos si vas a hacer algo negro

>> 7K1oE6nL /#/ 329216 [X]
160547063047.jpg [S] ( 45.82KB , 560x293 , 1474996166_3921...jpg )
329216
>>329131
"¿Por qué estas tan empecinada en creer que te usarán cómo saco de semen? Que yo sepa eran conservadores hasta la médula en esta época, y dudo que intenten dañar a un activo tan importante como el que podríamos llegar a ser nosotras"

A ojos de Freyja eras una exagerada. Si fuera la Edad Media tendría más precaución y examinaria mejor tus palabras, pero estando en una época y lugar donde la norma era casarse antes de efectuar cualquier tipo de relacion, y un jefe militar era básicamente un pilitico, dudaba totalmente de la idea de que las usaran como una mera incubadora. Más bien, pensaba todo lo contrario, Freyja creía que sin mucha dificultad podrían engatuzar a un miembro del Estado mayor con buen estatus y riquezas, el cual les asegure toda una gama de herencias una vez muera.

"Depende, todo depende, igualmente creó que te enfocas a muy largo plazo cuando la guerra todavía no está ni cerca de empezar... Por ahora centremonos en nuestro primer pasó, ya si perdemos la guerra buscaremos alguna excusa o escaparemos a Sudamérica. A mengele le funcionó, ¿no?"

Propuso con cierta seriedad, tu actitud un poco más madura y acordé a las cirscuntancia, hacía que el lado burlón de Freyja no se sobresaltara con tanta facilidad.
Una vez te pones ropajes acordes al ambiente invernal, sales afuera para presenciar la marcha militar que estaba cercana a tu hogar. Se trataba de un batallón de unos treinta soldados que marchaba con sincronía a un paso redoblado. El que tomaba la batuta en la marcha, colocándose por delante del resto, parecía tratarse de un sargento.
En tanto los meses transcurrían más familiares se volvían ese tipo de escenas, aunque quizá uno nunca podría acabar de acostumbrarse viniendo de una época donde cosas como estas sólo eran ficción de un mundo pasado. Una vez pasan por delante tuyo levantas tu brazo dominante, formando el saludo Romano, Alemán o EstadoUnidense, da igual, en realidad casi todo el mundo occidental lo usa actualmente, al aun no verse estigmatizado.
Tu saludo ni inmuta a las tropas, como hombres de armas extensamente entrenados siguen centrados en su simultánea marcha, sólo perdiendo el ritmo cuando algún niño les llevaba alguna flor o modesto regalo. Sabías que el nacionalismo había rebasado sus límites cuando hasta la señora que vendía víveres en el barrio y se crió en las épocas del Imperio, salía de su negocio sólo para alzar orgullosamente el brazo.

"De base, jamás me imaginé viajando al pasado..."

Para la succubu ya era lo suficientemente impresionante el estar en una época a la que no pertenecía.

"Ey... Ahora que lo recuerdo la mujer que nos alimenta no llega hasta la tarde, ¿Asi que por qué no nos vamos a enlistar ahora? Dudo que el reclutador nos tome en serio, pero si demostramos un poco de nuestra capacidad seguramente tengamos una pequeña oportunidad para unirnos y presentar nuestros proyectos"

A pesar de la curiosa forma en la que Freyja llamaba a tu madre, su entusiasta comentario tenía un punto, si no aprovechabas estas horas en las que te dejaban sola, se te complicaria demasiado el salir después cuando estuvieses acompañada.

>> XwXlO82w /#/ 329220 [X]
160547504547.jpg [S] ( 31.82KB , 637x358 , 20120922155630e5d.jpg )
329220
>>329216
>Szilvia

<-“Soy solo una pequeña niña que nació y su mente fue envenenada por el Nazismo y toda su propaganda, los ayude simplemente porque de esa forma me aseguraron que estaba haciendo lo mejor por el mundo, y todas esas estupideces para ayudar a salvar mi culo, además que yo no quiero hacer crímenes de guerra como el idiota de Mengele, simplemente hare mi trabajo hasta que todo termine.”

>Suspira pensando mientras veo a todas esas personas salir a saludar a los soldados alemanes, la verdad esto es algo que no me esperaba, sabia que en Alemania amaban mucho a Hitler, y que a pesar de todo, la situación gracias a el a estado mejorando constantemente, pero este fanatismo se va incluso de las manos de todos, me pregunto si cuando la guerra afecte de verdad a todos si seguirán con ese nacionalismo tan exagerado, aunque por lo visto en películas y documentales así es, pero a la final la historia la construyen los ganadores, aunque en estas circunstancias, creo que los mayores demuestren su lealtad a un emperador es normal, crecieron siendo leales a su Imperio y todo eso, mis padres siguen molestos por la disolución del Imperio Austro-Húngaro, y eso que los Húngaros éramos oprimidos constantemente por los Austriacos, pero estábamos sobre todos los demás.

>Se rasca la cabeza escuchando como la Succubo le pide que vayan a hacer lo que tienen que hacer, miro a todos lados y tranco la puerta con seguro, después de todo ya estoy vestida, mis padres ya tienen llave, y además que yo de por si también tengo la mía, es algo muy beneficioso, y estamos en Alemania, aquí violar a alguien es algo casi imposible, al menos no hasta el siglo 21 con todos eso musulmanes e inmigrantes, empiezo a caminar hacia el comando más cercano.

<-“Podría decir que tuve un sueño donde vi los planos de un arma, y que estoy 100% que fue un mensaje de algo superior o alguna estupidez así, no quiero que me manden al maldito frente, aunque aun no a iniciado la guerra, por lo que los que mandaran no serán niños, al menos por ahora, para eso habrá que esperar bastante, y si me he ganado una reputación no sucederá.”

>Piensa por unos segundos.

<-“Estamos juntas con esto, sé que no debería para nada confiar en ti, pero actualmente estas dentro de mi cuerpo, y lo único que podemos hacer es tener una alianza para sobrevivir y lograr nuestros objetivos, quizás incluso podamos llegar a ser amigas o algunas de esas cosas.”

>> 0+ZoVr5D /#/ 329222 [X]
= 69 / 99

>>329211
>Rachel
(Tenemos toda la vida... Así que puedes ir empezando)

Esta aun sentada, admirando una pared con grietas mientras la sordo muda teje una trenza en su cabello.

(A mi nunca me abandonaron... Bueno, lo intentaron la primera vez, pero luego nos reconciliamos. ¿Significa eso que soy de las excepciones a la regla? Pero sí, en partes estas en lo cierto. No quita que cuando pierdan su belleza verdadera, busquen islas más estables y aburridas. Nadie come adrenalina)

Las palabras del Pepe grillo fluyen y fluyen como agua de un manantial. Rachel las recibe con la placidez de un lago sin fondo, pero nota cierto tinte dulce y burlón que le hace entona la mirada.

(Te repito que soy una persona integra... Y aunque no caiga en muchos rasgos sociales de mis semejantes, te apuesto un trozo de pan rancio que los comprendo mejor que tu. Todos caen en la maldad o el vicio siempre. La bondad es algo prematuro que se pierde junto la inocencia. Porque son los años, y sus pestilentes sirvientes llenos de hemorroides conocidas comúnmente como días, los que mueven la manecilla del tiempo y le presentan a las personas opciones para sufrir o descarriarse. Yo hablo con la certeza y presento soluciones, pero tu solo cuentas posibilidades como una ruleta... ¿Y que es abanderar las posibilidades sino aceptar que tus ideas están repleta de agujeros y errores por donde perderse?)

Premia la trenza hecha por Emilia dándole palmaditas en la cabeza. Luego se asegura que este bien abrigadita antes de salir, para evitar lo más posible que se resfrie. Rachel responde la sonrisa de Emilia con una propia, pero no importa cuando la rubia lo intente, no posee el mismo brillo de pureza que esa niña de verdad. Cierto es que no se diferencia mucho de esos bebes. Rachel la envuelve en un abrazo por unos segundos.

Ya afuera, los cincos minutos empiezan a contar. Rachel se sopla las palmas y luego las frotas unas contra otros en un intento de soportar mejor el frió. Emilia se queda jugando en la nieve.

(Pepe eres tú, ese es tu nombre... Es corto, fácil de recordar, funcional, lleno de cualidades, es ideal. ¿Mano despellejada? No es lo mío, pero sí, puedo imaginar algo como eso. ¿Duele? Esta bien, si Carrie pudo hacerlo... No, no me cambies el ejemplo ahora que me confundo. Serías una mala profesora por eso)

Busca con la mirada un elemento con el que poder practicar. Aquel ambiente de casas moribundas y calles donde reina la soledad gracias a los aleteos de frío, fue ideal para ver si Pepe dice la verdad o en su defecto es solo una creación de su mente.

(Pepe... ¿Vemos quien tiene la razón?) Pregunta a su cabeza sin dejar de frotar sus manos. (Sobre Emilia y su futuro... Me dejo muy inquieto que me refutaras. No me gusta eso, porque estas en mi mente, y mi mente es algo que atesoro. Si mis ideas no están orden sería el colmo. Pero ya dejo de agobiarte con palabras, vayamos al experimento)

Se acerca a Emilia y le da un besito en la frente antes de continuar. Evocar imágenes con su mente es coser y cantar para Rachel, siempre ha sido una persona muy imaginativa. Natural, ya que solo aquel bendecido con imaginación puede apreciar lo bello y sublime. La mano desollada sale de su cuerpecito, con todas sus venas y músculos relucientes por una capa carmesís. Aunque claro, nadie puede verla, así que nadie puede admirar su esfuerzo. La rubia piensa que seguro estará pasando mucho frió, pero bueno...

"¿Quieres volar, Emilia?" Le hace gestos con la mano. "Entonces no te muevas y aprieta el cuerpo"

Intenta levantar a la niña. Si algo malo pasa, entonces tendrá la razón. Pero si Emilia sigue como una rosa, Pepe podrá seguir defendiendo la ruleta. No le gusta poner en riesgo a una criatura inocente, pero como le a dijo Pepe, posiblemente no matarían a ninguno. ¡Que viciosa es la posibilidad! Rachel prefiere sus certezas.

>> LdOZogDj /#/ 329235 [X]
160550014591.jpg [S] ( 17.88KB , 211x238 , images.jpg )
329235
>>329146
Beatriz

Oye.

>Dijo ante el insulto, mientras solo se rascaba la cabeza, escuchando como la voz de su consciencia se niega a revelar su identidad.

Bueno, bueno, puedes decirmelo, no se lo dire a nadie, nunca esta mal tener una voz de la consciencia.

>En parte lo decia por joder y por otra parte porque no se cree lo de ser sucubo.
>Cuando se le presenta el trato, por un momento se debuto y nego con la cabeza, era una idea descabellada, y estupida, tener a un monton de gente pasando la mierda y hacer que varios queden como quedo el, es algo que su corazon no podia aguantar, prefiere hacer de todo, menos hacer que una persona pase lo mismo que el.

No gracias, amenos que tus ideas involucren hacer que enel pais no hayan gente con hambre no lo voy a aceptar, ademas no voy a matar a nadie, es innecesario.

>Sus ideas pacifistas no iban a dejar que esa tentacion de poder lo domine, asi que es normal que se niegue.

Ademas no creo que tengas poder, digo, si lo tuvieras pudieras salir de mi facilmente, yo creo que estas mintiendo, amenos que demuestres algo de lo que hablas, no te creo.

>...
>En la cancha, teniendo a las carajitas de frente, ella solo bosteza mientras estas le hablan.
>Cuando la chica con nombre de puta termina de hablar, ella solo se le acerca hasta tenerla de frente y apuntarle abajo.

Solo queria decirte que tenias los cordones desatados, te vas a caer.

>Apenas la catalina baja la mano, ella sube su dedo para pasarselo por la cara.

Caiste, no se a quien le hablas bicho raro, Cacatalina, mas pendiente para la proxima, no dejes que tus amigos imaginarios se entrometan o te puede acer una pelota, solo vine a jugar, no te voy a morder.

(Ya dije, no matar)

>> OqzJ3PeY /#/ 329245 [X]
160551001372.gif [S] ( 789.33KB , 371x209 , 1516982209_homu...gif )
329245
>>329138
"Atemporal. La única 'Diosa' que encaja con tu descripcion es Na-Nahama, y agradece que esa cosa no está en tu cuerpo, mejor dicho, agradece que ya no se encuentre entre nosotros"

Afirmó con cierta inquietud palpable en sus palabras. Su mirada cabizbaja y actitud esquiva a la hora de hablar de aquello, delataba casi a la perfección el temor e incomodidad que sentía al hablar del tema.

"Suerte..."

Te deseo con desconfianza la ex-Diosa antes de tu debut.
Tu concentración se enfoca en poner tu mano sobre esos libros, al principio no se presentó ni la más mínima modificación en tu cuerpo o el ambiente, y luego de algunos minutos, la esperanza de teletransportarte se convertía lentamente en la sospecha de que todo era producto de alguna enfermedad mental, sin ir más lejos, ¿Cómo sabías que todo esto no era producto del coma que te inducio ese accidente con el camión?
Pero una vez estuviste mentalizado al cien por ciento, cuando podías imaginarte a la perfección agarrando el libro, fue cuando la variación espacio-material se plasmó en el lienzo de la realidad. De un segundo a otro, tu cuerpo se desvaneceria por completo en tinieblas, tu respiración se detuvo, tus sentidos se apagaron y tu consciencia desespero instintivamente, sólo para que menos de un segundo después todos los sentidos se te fueran devueltos bruscamente, en una posición aeroespacial singular. Durante un breve instante, en el que el tiempo parecía transcurrir con lentitud, tomaste consciencia de las consecuencias de tus acciones.
No habías pensado bien la maniobra, no era una tarea imposible el agarrar los libros en esa posición si se era lo suficientemente hábil y rápido, pero si era imposible el salir ileso de tal situación.
Suspendida en el aire y en medio de un espacio reducido debido a que no abriste las puertas de la estantería; te deparaba una dolorosa caída de no hacer nada. No había tiempo para pensar, sólo para reaccionar.

>> 7K1oE6nL /#/ 329292 [X]
160559177466.jpg [S] ( 89.32KB , 640x405 , Puerta-de-Brand...jpg )
329292
>>329220
Siento la espera negroides
"Nos vamos entendiendo... Aunque discrepo en la parte de los crímenes de guerra, ¿Quien dijo que no los cometeriamos? Tú no tomas todas las decisiones aquí"

Te aclaro en un tono risueño. Freyja tenía una concepción propia sobre el teatro bélico, para ella, (o lo que sea que ella fuese), no debían limitarse en utilizar cual artimaña sea necesaria con tal de asegurarse un puesto cómodo en el futuro Imperio que se alzará sobre las naciones EuroAsiaticas. Ya sean armas regulares, sustancias químicas, armas biológicas o rudimentarios dispositivos nucleares; Freyja estaba dispuesta a utilizar todo eso y más contra el enemigo. No es que fuera excesivamente despiadada, ella no veía belleza alguna en la muerte, pero el perder un contenedor tan óptimo en pleno siglo 20, iba a representar el quedarse varada en aquel plano por al menos medio siglo. Algo que no toleraria y llevaría hasta las últimas consecuencias con tal de evitarlo.
Al parecer ni siquiera las Succubus quedan exentas al miedo primordial, el temor a la incertidumbre, a lo incierto que puede tornarse el futuro.
...
La propuesta de Freyja te motiva a llevar a cabo ahora mismo lo que ambas tenían planeado, cerrando con llave la precaria puerta de madera del hogar antes de disponirte a ir hacía el puesto de reclutamiento más cercano.
Durante el trayecto percibiste el usual ambiente esperanzador, que disonaba fuertemenre con la actitud tan respetuosamente fría de la sociedad en general, es como si la mayoría estuviese feliz del repunte económico pero no tuviera el animo de demostrarlo. Siendo uno un extranjero se podría pensar que el carácter Alemán siempre eea así de rígido, mientras que otros pensamientos válidos eran que no querían ser confundidos como alborotadores o subversivos en plena dictadura u que simplemente estaban demasiado ocupados dirigiéndose a sus labores cotidianas.
En tu camino te llegas a cruzar de frente con algunas obras arquitectónicas de un invaluable calibre histórico, siendo una de tantas la 《puerta de Bradenburgo》. Se trataba de una descomunal e imponente obra que marcaba el final de la Unter Der Liden, colmando de extremo a extremo la amplitud de una vereda a otra. Si bien la puerta contaba con una innumerable cantidad de detalles, el más notorio era la cuadriga que coronaba al monumento, tratándose de una escultura de cobre que representaba a la Diosa de la victoria en su máximo esplendor. La única característica que la diferencia a las fotos de tu época, era el invasivo color rojo de las banderas Nazis ondeando en toda asta y recoveco, del monumento y la plaza de París que la precidia.
Aquella vista, por alguna razon, le saco un pesada exhalación a la Succubu.

"Todavía no puedo creer como a esa... Esa.. ¡A ESA PERRA DE FRIGG le hayan hecho un puto monumento! ¡Y a mi no! ¡Su majestuosa Diosa del amor! Ahora recuerdo por que no quise venir a este estercolero desde que perdimos ante Elohim"

Clamó a todo pulmón, volviéndose una pequeña jaqueca en tu cabeza durante unos breves instantes. No entendías el contexto ni por que la Succubu interpretaba a la Victoria como Frigg, pero algo que sabías era que no era fácil sacar de quisio a Freyja, es mas probable que se burle cruelmente a que te entregue un doloroso insulto, así que eso debió tocarle una fibra sensible.
Suspiro con pesar antes de proseguir hablando.

"Bah, por lilith, ¿Quien los necesitas? Como si las plegarias o adoración de algunas hormigas afectará en algo..."

Acepto tenuemente melancolica; tan engreída como siempre, la Succubu no se rebajaria a sufrir por que ya no era uno de los tantos ídolos de plásticos de la Humanidad.

"Jejejeh, así quieras ir al frente dudo que te manden, es una posibilidad imposible, creo que incluso menor a imposible, sería como el equivalente a querer mandar a un ingeniero de diez años al frente... Meramente descabellado y sin una utilidad práctica, valemos mucho más detrás de una lapicera que detrás de una bayoneta"

Incluso le ocasionaba risa a la albina el que verdaderamente creyeras que existía tan siquiera la remota posibilidad de ser enviadas al frente, ni siquiera servía como un chiste, mucho menos como una posibilidad real. Tan sólo era cuestión de analizarlo de forma fría y realista.

"No me vengas con el rollo de la amistad y el amor, es obvio que estamos juntas y es aún más obvio que no nos conviene a ninguna de las dos que mueras. Así que ten en mente que tendrás mi ayuda, pero a cambio, vas a necesitar practicar, que tengas un buen sello no significa que naceras sabiendo controlar al 100% mi poder, es más, dudo que si quiera puedas usar sin desmayarte mas del 5% ahora"

Afirmó. La Succubu llegaba la practicidad a su máximo, teniendo siempre en cuenta que esto no era más que una relación de mutuo beneficio impuesta por las cirscuntancias. No se proyectaba a ser tu amiga ni mucho menos, 'tendrías suerte si algun día una simple mortal llegaba a ser considerada una camarada por la omnipresente diosa del amor'. En pocas palabras, esto último era lo que pensaba.
...
Luego de algunos minutos de caminata recorriendo sitios historicos, tiendas de artículos variados y plazas de juego, terminas distinguiendo, a algunas manzanas del Reichstag, un edificio descolorido de corte abierto similar al de una Cafeteria.
Pensarías que era un Quiosco si no fuera por la bandera Nazi ondeando a algunos metros por sobre la puerta, el cartel de madera entre la puerta y la bandera con las palabras inscriptas: Rekrutierung für die Wehrmacht und Hitlerjugend; y las pancartas, que atestaban los ventanales casi no permitiendo observar el interior.
Unos cuatros jóvenes que no superaban los treinta años estaban apilados uno detrás del otro esperando su turno para ingresar al sitio, cada uno entraba solo para salir con algún formulario o sobre en manos.
Te colocaste como quinta en la fila, los que vinieron después de ti no pudieron evitar llevar su mirada hacía abajo extrañados, la única idea que podía cruzarles por la cabeza es que eras la hija del reclutador a cargo del sitio.
Al llegar tu turno entraste al lugar, encontrandote con una especie de oficina de notables toques minimalistas. En el lugar no había más que un reclutador detrás de un ancho escritorio de madera, un pequeño mástil adjunto a la bandera Nazi a algunos metros del escritorio y detrás de todos estos un simple soldado raso que custodiaba el lugar, con postura firme y rifle en mano.

>Reclutador
Guten Morgen...? ¿Pequeña, estás perdida o algo? ¿Qué haces aquí?

Pregunto amablemente, buscando tener tacto con sus palabras debido a tu edad.
Tanto reclutador como custodio no podían ocultar su confusion, llegando incluso a levantar una ceja extrañados.

>> 7K1oE6nL /#/ 329294 [X]
160559231733.jpg [S] ( 7.88KB , 220x220 , Jojoreclutador.jpg )
329294
>>329245

>> eD1qEe8w /#/ 329298 [X]
160559730987.jpg [S] ( 144.50KB , 1920x1080 , cc71f31b.jpg )
329298
>>329292
>Szilvia

>Acaricio mi cabeza ante el berrinche de Freyja, parece realmente molesta porque esta Frigg este aquí en ese momento, me imagino que habrán peleado por territorio o algo así, pero bueno, camino suavemente por aquel sitio, donde todos se me quedan viendo por ser pequeña entonces le digo en mi mente calmadamente a Freyja para que se relaje y le baje dos.

<-“Freyja, si quieres cuando consiga algo de poder por mis creaciones haga este sitio en tu influencia o lo que sea, pero por favor, me hace doler la cabeza tu misma lo dijiste que me desmayaría ante tu gran poder, en algún momento lo dominare y lucharemos juntas por modificar y tomar este mundo como nuestro o lo que sea, esta tierra que se yo, si la guerra va mal hacemos que la Operación Valkiria funcione o lo que sea, da igual.”

<-“Me tienes que enseñar como entrenar para soportarte, yo daré de mi parte, después de todo las dos estamos en esto, somos compañeras de lucha, por lo tanto iremos codo a codo, tú me enseñas a entrenar, me enseñas las habilidades, e iremos viento en popa por el mundo construyendo armas y esas cosas, pero bueno, todo dentro del respeto que mereces claro está.”

>Dice mientras por fin llega frente a aquella institución, ya no hay vuelta atrás, todo el mundo me mira extraño mientras espero pacientemente que todo avance, la verdad todo esto es una locura, ni siquiera sé a dónde llegar a parar, pero soy una inocente niña, ¿Quién me culpara por cualquier delito? Eso sí, si esta mierda llega a caer, y no llego a escapar con todos los demás, tendré que huir al lado donde están los aliados, no puedo dejarme capturar por los malditos soviéticos, allí si me usaran como un saco de semen constante, donde mi vagina será llena de esos mugrientos criminales sueltos por el asqueroso de Stalin.

>Miro como la fila se va haciendo cada vez mas y mas pequeña hasta que por fin me toca a mi pasar, miro como todos se me quedan viendo con cara extraña, recojo un poco de aire, y rasgando el suelo con la punta de mi zapato, me pongo recta, con los zapatos en posición recta, y mi espalda totalmente firme, mirando a esta persona que encuentro aquí, se que es un simple reclutador, pero de igual forma tengo que dar una buena imagen al inicio, para de esta forma ganarme el respeto, estoy en Alemania, aquí esto es lo que más se valora, no soy tan estúpida para faltarle el respeto a alguien aquí, y menos a un oficial durante la época nazi.

>Tomo un poco de aire para empezar a hablar seriamente, donde se nota que estoy hablando seriamente, y que realmente esto no es una broma de una niña pequeña, ella realmente está hablando en serio.
“Me presento ante Usted, soy Szilvia Miklos, mis padres son del extinto Imperio Austro-Húngaro, pero yo nací en esta patria, y la amo con el fragor de mil leones romanos, por ello quiero informar sobre algo, un día vi el arma de uno de los honorables soldados, y entonces entre en mi humilde hogar, fue allí cuando algo vino a mi cabeza, unas memorias que no deberían estar allí, lo único que supe en ese momento era que eran los planos de algo, mi padre suele hacerlos para hacer cosas de madera en la casa, pero esto era diferente, con el paso de los días, en mi mente se dio la forma, y rápidamente arme todo, estoy segura que esto es un mensaje, los planos del fusil definitivo, pido permiso para enseñárselo mi señor, si me permite un lápiz y un papel lo hare.”

>Traga saliva por un segundo.

“Esto no es una broma de una niña, realmente esto puede ayudar a nuestro Gran país, y no debe darse de menos, por favor, deme una oportunidad, y no la desperdiciare.”

>Dice totalmente seria, demasiado madura para tener 10 años.

>> 7K1oE6nL /#/ 329301 [X]
160562182839.png [S] ( 249.52KB , 540x721 , 20201117_110018.png )
329301
>>329222
Lindos dados y lindos trips negrito
"Tú misma lo has dicho, si tenemos toda la vida, ¿Cual es la prisa?"

Percibias cierto toque de sarcasmo en las palabras del ente. Era como si la personalidad más rígida de Pepe supiera a la perfección su propia naturaleza, pero no lo quisiera contar, esencialmente por esa rivalidad que se estaba forjando bajo el calor del debate que libraban referente a la naturaleza humana.

"Te has respondido tú sólo, regreso una vez tuvo su dosis de semen y adrenalina, pero en cuanto se aburriera demasiado habría hecho lo mismo por tercera vez, quizá a tus espaldas, trayendote en el proceso un hijo bastardo del que cuidarias placenteramente creyendo que es propio; no sabes cuantas millones de veces he observado, escuchado y palpado lo mismo. Casi que es cliché entre ustedes los humanos" Bruscamente Pepe aclaró su voz repetidas veces "No le h-hagas ca-caso, seguramente hasta h-hoy en dia tu pareja sigue llo-llorando tu perdida, es decisión de los h-humanos si se dejan llevar por sus i-instintos, no vi-vicebersa..."

Una voz áspera buscaba hundir tus esperanzas y la otra consolar tus males. Quizás esa cosa en tu cabeza estaba incluso más loca que tú, y no en el sentido intrigante, si no en el que sabes que puede llegar a ocasionar problemas a futuro.

"En eso se equivoca nuevamente mi buen amigo, y junto con su equivocación volvemos a retomar el concepto de la urdimbre o ruleta, usted tiene una fijación inequívoca sobre la maldad o la inocencia, piensa que son intrinsecas. Cuando hay registros de niños nacidos en cuna de oro que matan animales por puro capricho, mientras que otros en peor situación socio-economica, llevan una vida relativamente humilde y amable. La personalidad muchas veces es un mero capricho de la naturaleza y las cirscuntancias, así como lo es el destino"

El ente exhalo lentamente algo de aire, como si reflexionara, para proseguir diciendo:

"Los hechos no requieren de agujeros u errores para ser válidos, asi como las posibilidades no nece-... Ahgg ¿Sabes que? Estaba maquinando un exquisito monólogo sólo para refutarte, pero no tiene ni el más mínimo sentido. No llegaremos a nada de todas formas. Así somos la mayoría, ¿Verdad? Buscamos la supremacía ideológica y física en el ajeno, así estemos equivocados o ello nos lleve a una muerte anunciada. Es un defecto que hasta Elohim posee después de todo"

Resignada, Pepe Grillo se decidió por dejar inconclusa la conversación. No veía el caso en confrontar a alguien con convicciónes tan férreas como las propias, simplemente serían como dos objetos de la misma masa chocando a una idéntica velocidad, se repelerian o fracturarian en mil pedazos. A pesar de esto, internamente la Succubu no podía evitar extender una de las comisuras de sus labios, una vez más las variables del destino entraban en acción, ¿No es cierto? Pudieron conllevar un acalorado diálogo durante años, pero en cambio, la Succubu decidió cortar repentinamente por lo sano. Entre comillas, ella creía haber tenido la razón al final.
...
Lejos de la charla interna, te dedicas en la realidad a darle un abrazo a Emilia, está no entendía el por que de esta acción, pero aún así te correspondió, abrazandote. Un abrazo era un abrazo después de todo, nada de maldad podía haber detrás de aquello. La calidez de la niña se podía percibir al tacto, tanto en su calor corporal como en su sonrisota, que se extendía de una mejilla rojiza, como una frutillita, a otra.

"Ni lo pienses, ese nombre es.. Ridiculo... A mi me llaman Eisheth Zenunim, así que ni se te ocurra volver a decirme Pepe o yo te voy a decir hippie pseudointelectual... Y disculpa a la otra voz, sí esa, la que tiene dislexia para hablar, no es muy brillante, de ahí su pésima explicación"

Amenazó con seriedad y humor entrelazados en sus palabras.

"No desesperes, tampoco es como si pudiera hacer mucho aquí dentro, no soy capaz de modificar ningún recuerdo o afectar tu mente de alguna forma... Caso distinto sería si esté fuera un sellado de segunda"

Imaginar es poder, tú estabas llevando a otro nivel ese proverbio. A través de un breve enfoque, comienzas a imaginar como una mano, despojada de toda piel, sale de tu espalda. Conforme tu inventiva vislumbraba la mano, en tu espalda se comenzó a generar un hormigueo que fue rapidamente reemplazado por un punzante dolor que ocasionó el temblor involuntario de tus piernas. Apenas unos instantes después de que se hubiera originado el dolor, logras observar como se asoma de reojo una mano absolutamente negra, de aura púrpura, dedos terminantes en punta y dimensiones sobrehumanas; su tamaño superaba ampliamente la mano promedio. De girar tu cabeza, te percatarias como aquella cosa había brotado cual planta de la sección media de tu espalda, dejando lo que parecían raíces oscuras desperdigadas por la parte trasera de tu ropa, como si aquello la anclara a tu espalda sin importar que tanto se extienda.
...
Emilia, siendo sordo-muda, no comprende ni una de tus palabras y los gestos que formabas con las manos de poco servían, ya que no conocías el lenguaje de señas. Esta no tuvo más remedio que apuntar con el índice repetida veces hacía su oído, señalandote que no te escuchaba. Pero ya era tarde.
La niña ignoro el peligro incluso cuando la mano estaba a centímetros de sus ojos, confirmandote que efectivamente era imperceptible. Tu pequeño experimento inicia, sin previo aviso una niña de seis años es cogida sorpresivamente por una fuerza invisible y seguidamente es elevada a varios metros por sobre el suelo. Natural que se pusiera blanca como un papel y comenzara a gemir de terror, cual cerdo que es sacrificado para la cena. Para tu muy buena suerte, la voz de la chiquilla no era casi audible, por lo tanto sus gritos no llegarían al orfanato, al menos, por ahora.

"¡¡Su-Su-Sueltala!! E-Esa cosa no este hecha para tareas delicadas, la, la, ¡la vas a matar!"

Clamó desesperada Pepe grillo, se mostraba tan preocupada como lo haría una madre.

"Lo mismo digo, me da igual que hagas con ella, pero si no tienes cuidado va a reventar como una lata, es una habilidad netamente asesina después de todo, necesitas cierto control si quieres hacer algo más que simplemente golpear, lacerar o desgarrar"

Dijo con más serenidad a comparación del otro Pepe. Ahora quedaba a tus manos imaginar que hacer con la mano que envolvía a Emilia y la tenía suspendida a casi trece metros de altura. Esa extensión de oscuridad no mostraba signos de cansancio a pesar de la complicada acción, así que, por ahora, lo que únicamente debería preocuparte es el bajar sana y salva a la pequeña sordomuda.

"Por cierto..." La voz de Pepe se sintió tan cercana a tu oreja, que te causo un pequeño escalofrío "Puedes intentar generar más de una mano, pero si te pasas de tu límite y te desmayas, no creo que le depare nada bueno a la mudita... Vamos, desmayate y prueba mi punto. Las posibilidades superan cualquier certeza"

No sabías si lo último lo decía en serio o con intenciones de animarte.

>> 7K1oE6nL /#/ 329306 [X]
160562807238.jpg [S] ( 13.33KB , 300x168 , ff151bb670cf0b2...jpg )
329306
>>329235
"Carajita triple hijueputa, te estoy diciendo que en verdad soy un Demonio nocturno, yo soy la Sayona. Los infieles en tierras Venezolanas, Colombianas y Mexicas rezan y patalean cuando me tienen de frente... ¿En verdad nunca escuchaste hablar de mi? Soy muy popular en America"

Reveló enardecida e irritada, su paciencia se colmaba, no iba a tolerar que un energúmeno se burlara de ella tan impunemente.

"Las personas más exitosas son las que se arriesgan, y veo, que tú no eres ese tipo de persona... Una lástima"

Acoto al recibir una negativa a su propuesta. Ahora estaba recurriendo a una estrategia más inversa, no insistiendo, pero si mostrando decepción hacía lo que podrían llegar a ser juntas, pero no lo son, gracias a tu ineptitud y carencia de iniciativa.

"¿Que no tengo poder...? A ver, acercate a un espejo, te mostraré si tengo o no tengo poder, Carajita estúpida"

Propuso con una respiración agitada y un ansioso tono, se oía nerviosa, como si tantos desprecios seguidos le hubieran valido su serenidad habitual.
...
Catalina, a pesar de que te le acercaste, no perdió los estribos, procurando mantener hacia ti esa actitud sobrante y sonrisita burlona en todo momento.
Tu conocimiento sobre el futuro te daba ventaja sobre ciertos aspectos y situaciones, esta era precisamente una de esas situaciones, donde acababas de componer una pequeña broma nunca antes vista, al menos, nunca vista por los chicos de esa escuela.
Catalina cayó en tu engaño sin la mas mínima objeción, mirando hacia abajo sólo para encontrarse con tu dedo chocando contra su mentón y nariz. Inmediatamente por toda la sala hicieron eco las carcajadas, las chicas que estaban detrás de Catalina no pudieron aguantarse la risa al igual que los chicos que se encontraban cerca. Incluso algunas niñas tuvieron que llevarse ambas manos al estómago, les dolía el abdomen de tanto reirse.
Todo eran risas, excepto para Catalina, la cual aún seguía con ambas manos sobre la nariz, analizando con estupor que era lo que acababa de pasar. Una vez te escucho y comprendio a plenitud la broma, sus ojos no tardaron en posarse en ti, su mirada fruncida destilaba odio, su piel blanquecina se había tornado bordo de las oleadas de rubor generadas por la verguenza y, sus manos, estaban fuertemente contraídas, formando un puño.

"¡¡Ahhgggg!!"

Bajo un ridiculo gritito Catalina se lanzó al ataque contra ti, teniendo la intención de poner su mano izquierda sobre tus cabellos para poder tirartelos, mientras que con la derecha, buscaba conectarte un golpe en el cachete. Por alguna razón, su velocidad y manera de pelear se podían observar ridículamente lentas, ¿Quizás era por la velocidad a la que estabas acostumbrado a vivir y reaccionar de mas joven? Era incierto, lo seguro es que ibas a acabar con unos buenos tajos si esa niña ponía sus largas uñas flúor sobre ti.

>> WJ6250mo /#/ 329310 [X]
160563127988.jpg [S] ( 153.70KB , 850x1007 , __futaba_anzu_i...jpg )
329310
>>329180
>>329181
50/50. En parte la hice porque se que un cambio radical de sexo afectaria en mayor o menor medida a la forma de pensar de mi mono, pero, por otro lado, tambien queria hacer el imbecil con una escena de comediaDije que la podias ignorar porque puede llegar a ser molesto o disgustarte. Tengo esta costumbre de hacer pequeñas escenitas ridiculas con mis PJs cuando se me da la oportunidad y a veces siento que a los OPs no les agrada que haga eso
>Amber

(Genial, incluso la voz de mi cabeza esta loca...Bueno, no importa)

Pense soltando un suspiro. ¿Que tan mal debia estar para que mi esquizofrenia padeciera de esquizofrenia?...¿Siquiera era posible eso?.
Le reste importancia al asunto y segui caminando, total, los problemas de la voz de mi cabeza no me conciernen o eso queria suponer.
.....
En el espejo, ante mi ultima pose, de la nada el reflejo comienza a moverse por si mismo hasta mostrar mi figura haciendo una cara que, a mis ojos, era de gozo repugnante. Retrocediendo medio paso, noto como ahora la imagen empieza a deformarse hasta revelar a una mujer alta de cuernos, cabello negro y ojos dorados junto con alas negras.
Era hermosa, no lo podia negar, pero en ese momento estaba concentrado en algo mas importante que en la apariencia del reflejo.


"Dios mio...Menos mal era todo una ilusion, por un momento pense que de verdad toque fondo y me transforme en un degenerado...."

Dije en voz alta llevandome una mano al corazon antes de soltar un suspiro de alivio. Realmente no hubiera sabido que hacer si aquella pose fuera obra mia, quizas consideraria el suicidio o similar. Bueno, exagero pero si me tendria un asco tremendo mentira.
Relajandome un poco, escuche lo que la chica alada tenia que decir sin cambiar la expresion de mi rostro, una vez termino, ladee la cabeza y arquee una ceja.


"¿Y tu quien putas eres?" Pregunte antes de negar con una mano "No, olvidalo, ya se quien eres...La voz de mi cabeza, osea que mi esquizofrenia aumento un nivel...Genial"

Volvi a suspirar. Ahora si necesitaba la ayuda de un psicologo o psiquiatra...¿Si quiera existian en esta epoca?, no se, tendria que averiguarlo en algun momento.
Pasandome una mano por la cara observe a la figura y abri la boca listo para contestar a sus burlas pero un sonido llamo mi atencion. Al desviar la mirada de donde provino dicho ruido, me encontre con una de las tantas sirvientas de la casa.
Poniendo cara de poker, la mire fijamente, ¿que tanto abria visto?, ¿quizas y estuvo presente todo este tiempo?. Eso si que no me hacia gracia.


"Si, hola..." Respondi levantando una mano "...Mas te vale no decirle a nadie lo que acabas de ver o te mato"

Le amenacé de inmediato por si las dudas, luego de eso le pedi que limpiara mis heridas...Que ya no tenia pero tampoco venia mal desinfectar mi rostro por si acaso.
Siempre me parecio curioso como las sirvientas no tenian una buena imagen de mi, jamas toque a una ni mucho menos ya que no solian molestarme. Literalmente con un: "Dejenme solo" o "No me molesten" se iban y me dejaban tranquilo, algo que agradecia.
Si, sere agresivo y carezco de modales o soy malhablado, pero si nadie me irritaba, en general, era bastante pacifico y calmado.
En fin, tampoco las culparia por pensar tan mal de mi, razones di mas de una vez.
....
Terminando las curaciones, sali al patio encontrandome con la reja que facilmente me sacaba dos metros de altura o incluso mas. Escalarla era una opcion, pero, sinceramente, no tenia ganas de poner a prueba mis habilidades de ladron, tampoco queria hacerme mas daño por hoy. Ya algun otro dia le preguntaria a "papa" o "mama" si puedo acompañarles cuando vayan de compras...Claro, si es que ellos van y no mandan a una de las tantas sirvientas que tienen.
Al menos el patio era espacioso y bonito, tenia de todo para "entretenerme". Aunque ahora mismo preferia hacer otra cosa.


"¿Puedes traerme un espejo de mano?"

Le pregunte a la sirvienta. Una vez me lo trajera, agradeci y camine hasta la amaca.
Tumbandome en la amaca, mire el reflejo en mi espejo un momento y pregunte:


"He, la vaca de antes, ¿sigues ahi?"

No creo en la religion ni en los fantasmas o cosas sobrenaturales/fantasticas. Pero, desde que revivi, me he estado cuestionando todo esto.
Reencarnar no era normal, viajar al pasado tampoco, cambiar de sexo mucho menos y ni hablar de tener una regeneracion avanzada. Si esa tipa de cuernos sabia algo, valia la pena indagar al respecto, tal vez ayudaria para saber que esta pasando exactamente.


"Entonces...¿Quien eres y como te llamas?, ¿Sabes porque estoy aqui y esas cosas?"

Pregunte mirando de reojo de vez en cuando a las sirvientas. A quienes les pediria que se alejen de mi para poder hablar tranquilo con la mujer misteriosa del espejo.
Perdon la tardanza, de la nada me tiraron mil cosas que hacer pero ya estoy de vuelta

>> 7K1oE6nL /#/ 329311 [X]
160563736326.jpg [S] ( 25.23KB , 454x238 , pads.jpg )
329311
>>329298
"Te lo repito, deja de ser tan condescendiente, no me interesa ser un ídolo de plástico ni tener una zona de influencia, ya demostrare que no necesito nada de eso para triunfar aquí... Tú, sólo relajate en la medida de lo posible, se supone que yo me debo preocupar de ti no viceversa"

Declaró más dócil y serena; lo de la estatua, en palabras de Freyja, había sido un mero desliz, nada de que preocuparse. No es como si tuviera en mente algun dia ejecutar un atentado de falsa bandera en el monumento o algo asi, no, eso sería caer bajo para la Diosa.
Frente al reclutador, tomas una posición recta y adoptas un semblante cirscunspecto. No querías dejar lugar a dudas sobre que en verdad ibas en serio. Ante esto, tanto soldado como reclutador siguen con la mirada fija en ti con interés e intriga.

>Reclutador
¿Es esto una clase de broma, pequeña? Por que si lo es, no causa risa...

Dijo de forma severa antes de que desataras tus justificaciones y razones para estar parada frente a él. El reclutador se trataba de un hombre que rondaba los cuarenta, de cabello corto y rubio, mirada risueña que denotaba haber sido templada por décadas de servicio, y su elegante uniforme militar, que tanta formalidad expedia con sus finas terminaciones de cuero, acero y tela. Del cuello de su camisa colgaba una Cruz de Hierro de segunda clase, lo que te indicaba que algún acto heroico debió haber llevado a cabo durante la Gran Guerra.
...
Conforme mas avanzabas en tu relato, más confuso e inquieto se torno el rostro del reclutador. Algo en ti le incomodaba, ¿Eran esos ojos que habían perdido ese brillo infantil hace mucho? Puede ser, ¿O acaso la disciplina con la que empleas las palabras? Posiblemente; pero sobre todo, un suceso pasado le hacía rememorar tu presencia, al punto de que se escaparon unas solitarias palabras de sus labios:

>Reclutador
Deja vu...

La mirada del militar pareció perderse en la finitud de las grietas sobre la pared. Sólo una vez acabo tu relato, este volvió en si, con sus facciones ablandadas producto del latente nerviosismo que lo invadia. No lo demostraba al ser un hombre de sangre fría, pero tú, definitivamente no le traías un agradable recuerdo a la mente.

>Reclutador
¿Los planos del fusil definitivo, dices...? ¿Qué sería exactamente el 'fusil definitivo'? Siendote completamente sincero, no se que decir, creería que estas bromeando o nos estás distrayendo, de no ser por que me recuerdas a algo...

El reclutador abrió uno de los cajones de su escritorio, sacando una libreta amarillenta y un lápiz algo gastado, los cuales deslizó hacía adelante, dándote el beneficio de la duda.

>Reclutador
Señorita Miklos, tendrá la libertad de demostrar su punto y probar que su plano es funcional, pero a cambio, debo encarecidamente pedirle que acompañe al raso Lupen con uno de mis superiores. Si no es mucha molestia, claro... Caso contrario, veré de organizar la reunión con sus padres, si tampoco es mucha molestia, claro. Creo que el Reich estará más que interesado en usted.

Freyja:"¿Sólo a mi me da mala espina...?"

El reclutador te ofreció una oportunidad a cambio de que tengas una pequeña charla con un superior, más haya de la visible tensión en el sujetó, todo era "relativamente normal". Claro, de base no es común que una niña venga con revelaciones divinas, pero no por eso se va a desestimar lo que podría significar una innovación bélica sin precedentes en la última decada.
El reclutador entrelazo los dedos de las manos, expectante a ver la inverosimilidad encarnada sobre el papel.

>>329310
En un ratito te respondo negro

>> q1odDgyL /#/ 329312 [X]
= 64 / 03

>>329306
Beatriz

-Te juro por dios que no te conozco, posiblemente mala cultura o lo que sea.

>La verdad toda esta conversación era bastante surreal, una sucubo atrapada en el cuerpo de una niña, bastante extraño.
>...

-No intentes psicología inversa, no funciona conmigo, pero buen intento.

>....
>¿Eh?.

¿Enserió necesitas un espejo para eso? ¿Tan débil eres?... Perdona que te cuestione, pero eso ya es demasiado, para que te sientas bien después iré.

>...
>Cuando vio que inició la broma del dedo, se sorprende, pues está broma es tan milenaria que nadie sabe quien la creó, y si ella lo inició, ¿como se la sabe entonces? ¿Quien en verdad difundió esta broma? Cuestiones que no tienen nada que ver con esto.
>Cuando Catalina viene hacia a ella, era tan fácil de esquivar que daba pena, por lo que solo espero el momento justo y se puso a su lado, esquivando el penoso intento de agarre y el penoso intento de la cachetada, para luego sólo darle un cálido abrazo impidiendo el movimiento de los brazos de la otra.

-Prefiero el amor, no la guerra.

(No quiero problemas, solo cállate y déjame).

>Cuando ve el momento solo se aleja de la catalina, dejándola allí.

>> ynZY6Dx7 /#/ 329313 [X]
160563970262.jpg [S] ( 33.26KB , 403x604 , Rachel.jpg )
329313
>>329301
>Rachel
(Saberlo podría serme útil... Entonces, ¿por qué tanto secretismo? ¿Te avergüenza de lo que eres acaso? Y eso que expones hubiera sido imposible. Nos reconciliamos para siempre, sería complicado para ti comprender lo profundo de nuestra relación. Actualmente me acompaña en espíritu)

Aun puede sentirla junto las otras flores de su jardín. Mismo jardín que la policía arruinó excavando. Antes-de-Rachel odia a esos cerdos por profanar su santuario y obligarle a huir.

(Genial, un demonio bipolar, me saqué la lotería, ¿o podremos mejorar el trato y hacer que me de viruela...? Y sí, hay niños crueles, pero incluso ellos en su actos de maldad poseen una pureza innata, porque no entienden sus aficiones del todo. De la misma forma que un par de jovencitos descubriendo sus cuerpos a escondidas no entienden del todo la lujuria, pero aun así disfrutan de esos actos precoces. Con los años viene la claridad, el conocimiento, y se pudre la inocencia, se adoptan los vicios sabiendo. Por eso aprecio a los animales, nunca serán mancillados del todo con el estigma del conocimiento y la maldad... ¿Uhm? ¿Quieres dejar de debatir? Muy bien, acepto la victoria sin regodearme)

¿Por qué razón Rachel abrazó a Emilia con tanto afecto? Porque aprecia lo bello sublime, ¿y existe algo más bello y sublime que la inocencia? Quizás, es un tema de debate.

(¿Eishet-qué? Prefiero Pepe. Puedes decirme hippie peusointelectual si te apetece. Tienes la de perder, gastando tantas silabas. Mientras que para mi, Pepe, Pepe grillo, no significa ningún esfuerzo o malestar)

Ya en las afueras, Rachel aprieta los dientes aguantando el dolor y extiende la mano de penumbras. Aprovecha de revisarla a fondo.

(Parece como algo sacado de la ciudad de la muerte, esa erigida sobre un millar de tronos vacíos y un mar traslucido, horrorosamente sereno, desprovisto de vida submarina y de vientos que auguren costas más cálidas, un desierto de cristal... Es satisfactorio ponerse poético ahora que otra presencia no puede evitar escucharme, aunque se cubra los oído o se meta a lo hondo de mi mente, mi subsuelo)

En pocas palabras Rachel está en su salsa. No puede evitar esbozar una sonrisa por eso, aunque esta es reemplazada por una ceja arqueada por la sorpresa de ver como alza a la pobre Emilia varios metros sobre el suelo. ¡Entonces era cierto! ¡Tienes poderes!

Emilia al ser sordo-muda poco puede alertar a las novicias, dejando de lado lo poco que le gusta poner a una criatura pura en peligro, la verdad es que fue una estupenda opción para su pequeño experimento.

(Tengo la sensación de que quieres que me desmaye... ¿Lacerar o desgarrar? Desagradable, hay que solucionar eso con la practica. Te dije que no soy un real salvaje. Prefiero métodos limpios. Pero por los momentos dejemos este enfrentamiento de ideas en un empate inconcluso)

Como las voces en su cabeza están haciendo mucho alboroto, Rachel baja a la niña y la deja sobre el angelito. La revisa para ver como esta y llevarla dentro donde pueda calentarse. Hasta donde sabe Rachel, falta poco para que terminen los cincos minutos.

(Pepe, ¿que más puedo hacer ademas de la técnica de la mano peluda?)

Le puso ese nombre porque, de nuevo, le es fácil de recordar. Aunque no descarta otros como Sombrano o Manombra, obvias mezclas de Sombra y Mano, o quizás Terminator por la conocida frase Habla con la mano. Cuantas opciones, cuantos juegos de palabras ingeniosos.

>> eD1qEe8w /#/ 329314 [X]
160564075924.jpg [S] ( 112.23KB , 1440x810 , e0070554_1664728.jpg )
329314
>>329311
>Szilvia

<-“Tranquila Freyja, eso de “Deja Vu” también me pareció muy extraño la verdad, pero considero que esto puede llegar a salir bien si manejamos bien nuestras cartas, y te lo digo, soy una cabeza hueca en muchas cosas, pero en armas… Me ganaba la vida diseñando y construyendo estas cosas.”

>Dice en su mente mientras asiente en forma de gratitud a aquel reclutador que se encuentra frente a ella, sale de su posición de estar firme y se acerca para sentarse donde se encuentra aquel papel y lápiz, los agarra y sostiene muy fuerte el aire, para mirar a aquel hombre que la ve expectante y al otro, sonríe suavemente en señal de tranquilidad y baja su mirada hacia el papel.

>Agarra aquel lápiz con la mano izquierda, y comienza sus andadas, suavemente el grafito va pasando por la suave hoja que se encontraba frente a ella, no quiere dejar ninguna muestra de parte, cada parte y sitio es descrito en la hoja con delicadeza, mientras ella esta totalmente concentrada haciendo esto, pone las balas que usaría, como se accionaria, todo estaría dibujado en aquel plano, se preocuparía mucho por no manchar la hoja con el grafito utilizando de vez en cuando algunas técnicas de Diseño Gráfico, después de esto, comenzaría a poner algunas de las cosas que podría hacer el arma, y su forma de funcionamiento, su confiabilidad, su cambio de Automático a Semiautomático, lo escribiría rápido pero necesitaba que fuera legible por lo que se tranquilizo del fuego interior de hacer su pasión, el cual era hacer armas, después de varios minuto se detendría y vería todo lo que hizo se fue hacia arriba y escribió “Sturmgewehr Szilvia Miklos 1938”

>Ella se recuesta en la silla sobándose sus pequeñas manos para luego acercarse de nuevo a los planos y escribió una forma resumida del nombre “SSM38” entonces, cuando ya estaba terminado, puso el lápiz cuidadosamente a un lado y se recostaría de forma infantil en la silla, sobándose fuertemente aquellas pequeñas manos que habían diseñado un arma que realmente por los sucesos de la WW2 pueden cambiarla por completo, miraría al señor que esta enfrente de ella con una cara inocente y le pasaría lo que había hecho.

“He terminado, espero con ansias lo que tiene que decir Señor.”

>Sonríe suavemente, pareciese como si esta niña no estuviese consiente que había hecho una maquina para matar.

>> 7K1oE6nL /#/ 329349 [X]
160567062057.jpg [S] ( 83.26KB , 604x604 , 569caea504318ca...jpg )
329349
>>329310
Una vez más, captaste la melódica, y hasta cierto punto burlona, dicción del ente.

"No te tires rosas, para transformarte en un degenerado primero tienes que ser un hombre... Y distas mucho de siquiera ser algo parecido, diria que más bien sólo eres un afeminado. Vamos, no te hagas el hombrecito y aceptate, prometo darte consejos cuando te venga tu primera menstruación o algún hombre intente empalarte por primera vez Hehehej"

Sus carcajadas hacían eco en tu cabeza, se notaba que le era placentera la situacion.
...
Amenazas de muerte a la Sirvienta, la cual se limita a asentir repetidas veces con la cabeza, temerosa de las represalias. Luego de observar una escena tan bizarra y recibir una amenaza de tal magnitud y de forma tan desalmada, de parte de una niña de tan sólo diez años, a la Sirviente no le cabía duda, tenías que estar poseida. Tal comportamiento excedia cualquier tipo de indisciplina infantil.

>Sirvienta. R.
De i-inmediato, mi La-Lady.

Poco antes de que se cumplieran los dos minutos desde tu pedido, regreso la Sirvienta a pasó ávido con un espejito entre las manos. Una vez te tuvo de frente se agachó llevando la rodilla al suelo y lo extendió hacía ti, con la intención de entregártelo. Se exigía a brindar la más alta calidad en cada uno de los servicios que ofrecía, viendose esto reforzado al tener de frente, a quien sospechaba, estaba poseída por el mismísimo Demonio.
...
El espejito no tenía nada que lo hiciese resaltar, se trataba de una simple espejo circular con cubierta y manijita de madera. Predilecto entre las damas para llevar discretamente entre los pliegues del vestido en caso de alguna emergencia.
Resignada, te dejas caer sobre la amaca con espejo en mano, comenzando a mecerte de atrás hacía adelante con calma. Decidiste no abusar de tu suerte, evitando la temeraria maniobra que tendrías que realizar para burlar la seguridad de la mansion. Una decisión lógica y recatada.
Colocas el espejo de mano frente a tu rostro, chocando directamente miradas con el ente. Tal parece que ocupará el puesto de tu reflejo por un tiempo indeterminado.
La mujer de delicados y atractivos atributos se dedicaba a peinar pausadamente sus rizos negros, poniendo esmero en cada cepillada que le daba a esa aglomeración tan negra como la noche. Tus primeras palabras fueron las más memorables, haciendo que el imperturbable rostro de la mujer formará una siniestra sonrisa de oreja a oreja la cual exponía dientes albos y filosos, siendo exagerados, incluso se podría comparar su dentadura con una hilera de cuchillas. Rememorando a los mortales dientes de un tiburon.

"Afeminado... ¿Acaso te quieres morir prematuramente? Vaca será tu madre, a mi me dices por mi nombre o me llamas señorita, ¿Entendido, mariquita?"

En conjunto de un tono seco, que discrepaba enormemente con su femenina serenidad habitual, te dejo en claro que tenía tan poca paciencia como tú. Al parecer era de las personas que le gustaba burlarse mucho pero no que se burlen de ella.
Una vez acabo su advertencia, volvió a relajar su expresion, escondiendo su amenazante sonrisa detrás de sus voluptuosos labios blanquecinos. Su semblante, de igual manera, volvió a tornarse soso.

"Eso debería preguntártelo yo, ¿Quien eres y por que estoy sellada? No, deja que reformule mejor mi pregunta, ¿Qué demonios hago en los 30's? No es imposible que un Ma-gu-u-sha haga un sello tan bueno sacrificando docenas de infantes a Baal, ¿Pero viajar en el tiempo...? Eso no lo pueden hacer ni las perras de Elohim"

Divago con la mano en el mentón, pensativa sobre el por que estaba ahí. Era un dato tan imprescindible como inútil, pues, aunque lo supiera, ¿A quién le reclamaria? No podía viajar en el tiempo de todas formas, así que encontrar un culpable no haría la diferencia. Si es que alguien hizo esto, y puede manipular el tiempo, sólo lo encontrarían si el mismo quería ser encontrado, no por investigación ajena.

"Supongo que si ninguna de las dos sabe nada, todo lo que me queda por revelar es mi nombre... Yo soy Aloqua, primera primogénita de la serpiente y Diosa de las succubos, ignoro las cirscuntancias que nos reunieron, pero..." puso la mano extendida sobre su pecho e hizo un reverencia "Si queremos hacer esta rara estancia tolerable, vamos a tener que estar en buenos términos y cooperar, ¿Así que, qué tal si te ofrezco el permitirte utilizar todo mi poder a cambio de un módico precio?"

En cuanto acabo su ofrecimiento, Aloqua volvía a alzar la vista para proseguir con la tarea de cepillar su cabello despreocupadamente.

"Por cierto, podemos atravesar fácilmente esos alambrecitos si es lo que quieres... Pero tampoco me quejo, es muy bonito por aquí, me recuerda a las descripciones que mi madre daba sobre su lugar de origen"

Dijo refiriéndose a las rejas sin perder el ritmo en su cepillada.
Viendo de reojo, te percataste que la Sirvienta ni siquiera se daba a la tarea de vigilarte, siguiendo con sus responsabilidades cotidianas ajenas a ti. No es que fueran ineptas en su trabajó, sólo que, ¿Literalmente que te pasaría ahí? Eras una niña en medio de una fortaleza que estaba en medio de un barrio residencial de clase alta, era más probable que te rasparas la piernas jugando a que algo externo te lastimara.
No te preocupes negro, mientras no tardes demasiado no hay problema

>> 7K1oE6nL /#/ 329350 [X]
160567076390.jpg [S] ( 13.59KB , 263x320 , D_NQ_NP_770655-...jpg )
329350
>>329349
Espejito.
>>329313
Tira dados negrito.

>> ynZY6Dx7 /#/ 329364 [X]
= 71 / 54

>>329350
Dados.

>> 7K1oE6nL /#/ 329369 [X]
160572042971.gif [S] ( 4.86MB , 470x495 , giphy.gif )
329369
>>329312
"Al menos tenía que intentarlo, ¿no? Eres poco manipulable a pesar de haber sido un simple indigente..."

Halago o insulto de parte de la Succubu, eso quedaba a tu juicio.
En tu cabeza te cuestionas si es que esa broma fue inventada por alguien más o tú la acababas de inventar con tu accionar, bueno, si es que la investaste, técnicamente la creó una persona ajena a tu anterior vida, por lo que, en líneas generales, no se le podría llamar un bucle propiamente dicho.

"...."

Tus últimas palabras dirigidas a la Sayona son correspondidas con un inquietante silencio. No hay insultos. Tampoco ninguna respuesta altanera. Ni siquiera una amenaza... Sólo un retorcijon en tu vientre que se va desplazando hacía tu boca, ese tipo de sensación era incomodamente familiar, sintiendote como en el momento previo a vomitar.
Aún asi, la incómoda sensación no era intolerable, podías seguír moviéndose con total libertad, teniendo apenas unos vagos mareos y malestares estomacales.
...
Sin mucho esfuerzo, logras deslizarte a un lado de tu contrincante, cosa que sorprende incluso a la propia Catalina, está era una persona ágil, practicaba gimnasia artística desde pequeña, no parecía que fueses más rápida, ¿Así que como terminó entre tus brazos? Fue como si lo hubieras visto venir, al punto de darte el tiempo de envolverla en tus brazos. Esto era humillante en todas las instancias, la niña se retorcia en tus brazos buscando liberarse en compañía de una cólera errática. Quería poner sus uñas sobre ti a como de lugar.
Mientras que a ti, se te dificultaba cada vez mas el mantenerla entre tus brazos.

>Catalina
¡¡Su.. Sueltameee, Bicho raro!!

Vocifero a todo pulmón al borde de las lágrimas, a sus ojos no la estabas humillación, no, no, esto era directamente degradar. Se notaba a leguas que la niña quería llorar por no poder ponerte un sólo dedo encima, pero no se lo permitía por no querer quedar aún más mal frente a sus amigas.
...
En tanto retenias a la niña, podías sentir como se acentuaba la sensacion de malestar, tu cuerpo no era capaz de contener aquello un segundo más, y en un reflejo involuntario... Terminaste expulsando todo.
https://youtu.be/u8qYxw2a_Cw
Sólo que no se trato de vomito. Esa sensación había ido de tu estómago hasta tu tráquea para finalmente acabar en tu boca, en tu paladar, no se sintió desagradable, o al menos no sabía como vomito, era más bien ¿aire?
Una vez tus mejillas se hincharon, dejaron inevitablemente colapsar la sensación de vomito por tus labios, captando como de tu boca salía expulsado lo que era un grito extremadamente fino, a tan alta frecuencia que los niños de los alrededores debieron llevarse las palmas a los oídos con dolor.
El estallido sonico se acrecento con el pasar de los segundos, haciendo que la propia Catalina que estaba pegada a ti, cayera inconsciente. Como una marea irrefrenable de ruido, el potente estruendo se prolongó hasta resquebrajar y destrozar en mil pesados las ventanas y objetos de cristal cercanos; todo niño/a que no había salido del gimnasio apenas comenzó la catástrofe acústica sufrió una pérdida total de la consciencia e incluso un maestro, que venía a separar la pelea, se seguía retorciendo en el suelo, a tan sólo unos metros de ambas. Ni siquiera un adulto podía tolerar ese grito.
...
Luego de lo que fue un interminable minuto, finalmente el grito cesó, y junto con el, se fueron tus fuerzas. No pudiste evitar caer de rodillas, te sentías carente de aire y fuerzas, como si tus pulmones hubieran sido exprimidos hasta el limite. Tu cuerpo tuvo que tomar varias bocanadas de aire antes de permitirte moverte de nuevo.
Los oídos te zumbaban y tu respiración era agitada, a diferencia de tus compañeros, no acabaste con los tímpanos reventados ni perdiste la consciencia, pero tampoco estuviste muy lejos de acabar con esos efectos.

"Oopsi ¿Me excedi? No creí que alguien tan débil como yo pudiera hacer eso, me pregunto como sería si lo ejecutaras voluntariamente, seguramente un grito de Banshee debidamente liberado dejaría como un simple recuerdo a esta escuela"

Declaró internamente con ironía. No sabías como funcionaba la esquizofrenia simbiosis con esa cosa, pero tal parece ser que puede 'sobrecargarte' para obligarte a manifestar sus 'habilidades'.
...
El sonido blanco en tus oidos fue mermando poco a poco hasta desaparecer, al fin estabas de nuevo en condiciones óptimas, sin dolores de estomago, gritos sonicos saliendo de tu boca, ni tampoco sordera. Pero restaba resolver una gran incógnita: ¿Qué harías ahora? Catalina estaba medio muerta en el suelo expediendo sangre de los oídos, y el resto de las personas en el gimnasio, seguían inconscientes o retorciendose del dolor en el suelo. Mires por donde lo mires estabas en un aprieto y todo por culpa del pésimo temperamento de Sayona.
Como cereza del pastel, tenías tiempo limitado antes de que llegarán los directivos que se vieron atraídos por el descomunal ruido proveniente del gimnasio.

>> 7K1oE6nL /#/ 329376 [X]
160573880171.jpg [S] ( 24.48KB , 480x360 , hqdefault.jpg )
329376
>>329313
Resposteadito por un error
"¿Te gusto...? Me refiero a acabar con su vida, ¿Te gusto o luego sufriste la atrición post-crimen? No puedo negar que la retorcida fijación que tienen los asesinos por el dolor es de mi interés, pero lo que se me hace aún más interesante de ellos, son sus razones. Profanados de niños, despreciados por la que les dio la vida, víctimas de alguna enfermedad mental, despecho, aburrimiento ¿Cuál de la ruleta te toco a ti, Hippie?"

Pregunto curiosa. Fue seca y directa en sus preguntas, como si ya le fuera predecible el tema y sólo quisiera desvelar las motivaciones. Parecía querer indagar en el asesinato sin prestarle importancia al acto en si, sin aplicar la sana moralidad que condenaria inmediatamente aquel hecho.

"No, saberlo te será inutil... ¿Ademas, para que quieres saber lo que soy si de todas formas me llamarás Pepe? Para eso sólo me quedo como un delirio producto de tu imaginacion"

Proclamó molesta.

"Prefiero ser bipolar a ser un rarito pseudo-intelectual, no me jodas, cada uno que se quedé con sus defectos... Además no sufriría de esto de no ser por que me sacaste de mi capullo antes de tiempo, estaba cerca de germinar más fuerte que nunca y sin problemas de personalidad"

Te recriminó, era cierto que no habías sido el culpable directo, pero tu eras el contenedor, eras el alma que utilizaron para privarla de la seguridad de su capullo y aprisionarla sin siquiera un contrato con su consentimiento. Incluso podría decirse que ahora mismo era lo más cercano a una esclava o prisionera, cosa en la que Pepe evitaba pensar para no ver su autoestima aún más degradada.

"Cuanto pésimismo... El mundo no es blanco ni negro, no eres la victima ni el resto son los malos, incluso en el mundo animal hay asesinatos, violaciones y funerales. La única diferencia entre el resto de animales y el mono que consiguió evolucionar hasta convertirse en la mascota favorita de Elohim, es que uno tiene una existencia íntimamente ligada al conocimiento, y al hacer las cosas mal, a pesar de poseer ese conocimiento. Todo en la existencia terrenal esta lejos de ser bondadoso o puro por completo, así como todo está lejos de ser corrupto y malvado de forma absoluta, mientras más rápido aceptes que la vida es una borrosa gama de grises mejor te ira... Pero te dejo de aburrir con mi verborrea, disfruta tu 'victoria', ya veremos si tus certezas estarán a la altura de los vaivenes del destino"

Bajo esas palabras, entre muchas comillas, te cedía la victoria y buscaba dar cierre al debate. No estaba interesada en prolongar indefinidamente algo futil que acabaría volviéndose una cruzada intelectual, donde ambos probarian la paciencia del otro con argumento tras argumento, con tal de probar su punto.

"Hippie, asesino, pseudo-intelectual, hippie, furry, rarito ¿Ya mencioné Hippie?... Tampoco le veo el problema. Mientras tú uses ese apodo no te responderé ni ayudaré en nada, después de todo tu muerte me liberará. Tengo mucho que ganar y nada que perder, así que yo que tú pensaría mejor como me tratas"

No tenías un conocimiento exacto sobre la naturaleza de Pepe, pero puede que sus palabras estén en lo cierto, de ser un ente sobrenatural no tendría nada que temer a la muerte; pudiéndo darse el lujo de ayudar o ignorar a su contenedor al no verse afectada ni beneficiada con la relacion, al menos, hasta donde sabías.

"O-Ohh, p-pero... ¿por que alguien e-evitaria escucharlo? Es un hermoso poema, sigue, s-sigue por favor, este lugar se siente muy v-vacio a veces. No hay nadie con quien hablar, tus s-sueños son tan raros que nos los comprendos y los recuerdos son algo demasiado pri-privado como para atreverme a echarles un ojo..."

Mencionó agradecida la parte más suave del ente.
Te decides a bajar de los cielos a la pobre niña que pataleaba desesperada en el vacío en busca de que algo o alguien la ayudase. La tarea era delicadadamente compleja, si te excedias ibas a dejar a Emilia como un limón exprimido; si flaqueabas, la niña se daría un intenso primer beso contra el suelo. Esta dicotomía en busca de un trató delicado sobre el cuerpo de la infante, causaba que el pulso de la mano de oscuridad temblara notoriamente. Al final, y para suerte de tu impecable historial delictivo en esta nueva vida, lograste dejar limpiamente sobre la nieve a la sordo-muda. Ni uno de sus cabellos se había visto perturbado... O al menos eso se veía a simple vista, si se era más meticuloso, se podría llegar a observar que sobre el pecho, espalda y abdomen de la niña había quedado plasmado el horroroso recuerdo de esa fuerza que la elevó. Teniendo un extenso hematoma que formaba la figura de unas enormes garras.
Si fuera sólo eso no sería tan malo, pero, la niña además lloraba desconsoladamente, aún siendo presa del panico que le género esa fuerza desconocida. Lágrimas caían desenfrenadamente sobre la nieve y moco se escurria por su nariz, estaba claro que aquello dejaría una marca en su psique. Un trauma.

"Hippie, grabate esto, mi nombre es Eisheth Zenunim, así que mientras me sigas llamando de otra forma, no te voy a responder nada. Ya lo dije y lo vuelvo a aclarar..." El ente suspiro profundamente, como si buscará paciencia "Y para tu informacion, esa habilidad ya tiene un nombre y, aunque no es de mi agrado, es un millón de veces mejor que la ridiculez de 'mano peluda'..."

Afirmó sin titubeos, realmente se negaba a brindarte cualquier tipo de ayuda mientras le dijeras Pepe. Demasiado sensible para ser un supuesto ente sobrenatural. Aunque más que sensibilidad, quiza sólo se trataba del orgullo que estaba en juego sobre la rivalidad que ambas mantenían.
...
No fue necesario que entraras al orfanato, las monjas fueron advertidos de inmediato por los desesperados gritos de la infante. Casi que sólo segundos después de que la dejarás sobre el angelito de nieve, varias monjas salieron a ver que ocurría, entre ellas no estaba la Novicia Cotffield, lo que no era precisamente bueno. Mientras más años adquiriera una Monja más duros parecían tornarse sus castigos, así que definitivamente esos vejestorios del siglo pasado te prohibirían, como mínimo, salir por dos meses.

>Madre Leticia
"¿Que.. Que pasó? ¿Qué ocurrió?" Fijo su arrugada mirada en ti "¿Se cayo, le pegaste o algo?"

La primera en exigir respuestas fue una de las Madres. Se trataba de una mujer que rondaba los setenta años, de voz áspera y tantas arrugas que la hacía asemejarse a un perro Shar pei. Está sacó del bolsillo de su hábito un pañuelo de tela que utilizó para limpiar el pálido rostro de la pequeña, aún Emilia seguía tan blanca como la nieve bajo sus pies por culpa del susto.
Otras Hermanas y Sor buscaban inútilmente comunicarse con la pequeña por medio de señas, encontrándose con el mismo palabrerío fragmentado que sale de un niño estupefacto en lagrimas.

>Hermana Amelia
¿Volar...? ¿Saliste volando? Creo que se cayo, no la entiendo bien... ¿No la habrás tirado a la nieve por casualidad, Rachel? Esta tan asustada que parece haber visto el cuco.

Te interrogó una de las monjas, que si no mal recordabas, se encargaba esencialmente de preparar la comida. No era muy común ver a esa mujer de ojos celestes fuera de la cocina.
El grupo de monjas, comenzando a sentir la presencia del frío, agarraron entre brazos a Emilia y se retiraron a la seguridad del orfanato... Iba a ser un día atareado, si volvías ibas a tener que justificar muy bien el por que Emilia acabo horrorizada y con moretones por todo el cuerpo. No fue la decisión más sabía el usarla como conejillo de indias.
...
Le habías proporcionado a la niña, su primer vistazo a el infinito abismo al que todo ser vivo teme caer: La muerte.

>> ynZY6Dx7 /#/ 329378 [X]
>>329373
>Rachel
(¿Sí me gustó...?)

Se queda en silencio un rato, dejando que la entidad desvaríe a gusto con sus fijaciones con la matanza y quienes la realizan.

(No hubo un gusto como tal. Simplemente hice lo que tenía que hacer para salvarla del abismo del vicio y la maldad que amenazaba con tragarla. Eres una criatura muy morbosa, ¿lo sabías?)

Suspira y niega con la cabeza, poco dispuesto a hablar con una criatura que habla de matar como si fuese entretenimiento. Incluso sus otras flores, con las que sintió menos apego que con su novia original, las plantó con la máxima solemnidad, sin dejarse engatusar por esas pasiones que emboban a los psicópatas. Antes-de-Rachel, y por consecuencia Rachel, considera el asesinato como una de las bellas artes. No una herramienta para la catarsis de frustraciones o parafilias, sino una forma de expresión tan valida como la pintura o el cine, incluso más, porque el sacrificio y la astucia mental que se necesita es por mucho superior a las artes anteriormente mencionadas, es amor, hasta puede llegar a ser justicia.

(¿Estas molesta? ¿Quieres un poco de pan rancio? Yo no te saqué de ningún capullo, no se de qué hablas)

Obviamente Rachel no está al tanto de todos los detalles que la llevaron a esa época ni a tener un demonio dentro.

(A mi me resulta bastante blanco y negro todo... Solo los que carecen de una convicción clara se pierden entre grises. Pero bueno, allá tú con tus ideas sin pies ni cabeza. No te voy a censurar... Okay, no me respondas nada, en diez años solo tuviste una cosa útil que contarme, supongo que deberé esperar hasta mis 20 para la próxima. Otros demonios serán más precoces, imagino, no lo sé, solo te conozco a ti... ¿Sabes? No te creo con eso de que mi muerte te liberará. Digo, si fuera tú, me hubiera dicho que puedo volar o alguna otra tontería y dejado matarme solo. Siento que estamos en el mismo bote o algo por el estilo)

Anda tanteando el terreno. De nuevo poco sabe de las implicaciones que significa tener a Eisheth en su interior y todo lo que sus poderes puedes hacer. De ocultismo Rachel conoce lo justo, solo post sobre tulpas dejados en tablones anónimos de internet, que más que misticismo eran solo una forma de alucinación auto-inducida.

(No todos poseen la sensibilidad para apreciar mis versos... Sí, es mi culpa que esté tan vacío, perdón. Puede ojear mis recuerdos, no me quejaré. ¿Quieres que siga...? Muy bien, a ver que puedo decir sobre ti... Eishet, quizás fatal, universal, cosmopolita, sola y a todas horas misteriosa y erudita. Iluminame, sé las estrellas, el viento, las gaviotas del mar, sé en tu dualidad mi faro y mi tesoro, mi ballena blanca de las obsesiones. Porque aun en las tinieblas que presentas traes orientación, señalamiento, destino. Descansa en mis palacios solitarios, en mi corazón de hojalata, duerme. Yo encenderé los inciensos y velas mortecinas, para mitificar las grietas, para endulzar mi frío subsuelo. Y juntos sobre el bote de Caronte, seguiremos al Oeste, al final, al ocaso de nuestras conclusiones... Y bien, ¿qué te pareció? Improvisar no es lo mío)

Aun quedándole un poco largo, lo sintió un poco escueto o falto de agudeza. Natural, apenas está empezando a conocer a fondo al Pepe grillo que guarda su mente. Pero ya tendrá luego tiempo para pensar sobre eso... Se concentra en bajar a Emilia, evitando estrujarla como un tomate, porque eso hubiera sido difícil de explicar a las novicias.

"..." Sobre la piel de la niña quedó la marca de su toque. ¿Será temporal o esos hematomas paranormales quedaran para siempre? Si es lo segundo, la balanza se inclinaría a darle la razón sobre el futuro que auguró para Emilia. ¿Qué hombre, o familia, se quedaría con una chica sordo-muda y con el cuerpo dañado? Rachel le limpia los moscos y las lagrimas e intenta consolarla.

(Si no me dices cual es el nombre... No tendré más alternativa que seguirla llamando Mano peluda. Me dejas de manos atadas... ¿Entendiste?) Esboza una pequeña sonrisa mental.

Las monjas aparecieron como un alarmado grupo de pinguinos. Leticia, la de mayor edad, como siempre es la menos amigable de la camada.

"No me fijé... Yo estaba intentando husmear por los callejones. Como es muy pequeña le dije que se mantuviera en el patio. Cuando me di la vuelta estaba llorando" Suelta con el tono monótono que siempre utiliza. Le cuesta usar otros. La hermana Amelia ya viene a dar por sentado que la tiró a la nieve o algo. "¿Por qué haría eso? Puede preguntarle si quiere, yo no la toqué"

Al final se llevaron a Emilia dentro. Rachel fue detrás, avanzando con pocas ganas, aunque agradece protegerse al menos un poco del helado exterior.

>> WJ6250mo /#/ 329379 [X]
160574457324.jpg [S] ( 266.31KB , 850x1202 , __futaba_anzu_i...jpg )
329379
>>329349
>>329350
>Amber

"Primero que nada, jodete, segundo, ni muerto dejo que un hombre me toque siquiera" Respondi antes de hacer una corta pausa "Pero...Contra la menstruacion no puedo hacer nada, creo...Agh, de puta madre"

Me pase una mano por la cara sintiendome entre frustrado e irritado. No podia creer mi suerte al transformarse en mujer, ¿de verdad tendria que preocuparme de cosas tan triviales como esas?, ¿me terminaria interesando por la moda y demas cosas femeninas?. Rogaba porque no fuera asi y pudiera vivir mi vida como siempre lo he hecho.
.....
Arquee una ceja al ver la pose que adoptaba la criada para entregarme el espejo. Me limite a agradecer sin comentar nada al respecto para luego caminar hacia la amaca y probar mi suerte hablando con la mujer del reflejo.
Para mi sorpresa ella no se oculta ni mucho menos, de hecho, a penas levanto el espejo de mano puedo ver de inmediato su figura en el reflejo del vidrio. Ahora se encontraba tranquila peinandose, bueno, al menos, hasta que abri la boca causando que cambiara su expresion.
Pestañee un par de veces al ver sus afilados dientes pero mi expresion no cambio mucho, habia vivido mas de una experiencia "de vida o muerte" como para verme asustado por algo tan simple.


"¿Mi madre?...Quizas si, siempre pense que era una prostituta, no me sorprenderia si, ademas, fuera una vaca" Respondi. Nunca conoci a mi madre y respeto o curiosidad por ella ya no me quedaba a estas alturas de la vida "No se tu nombre y yo trato como me tratan, dime mariquita o similar y yo te llamare vaca o parecido, asi de simple"

Dije encogiendome de hombros. No me importaba si le molestaba el como le trataba, si ella empezaba con los sobrenombres, yo le seguiria el juego hasta el final.
Por otro lado, ante mis preguntas, la cornuda responde con cosas que no comprendo del todo.


"Oye, mas despacio, me acabas de perder..."

Suspire. No parecia que ella supiera mucho, quizas entiende mejor la situacion que yo, pero la informacion que me entregaba servia entre poco y nada, por lo que volvia a estar al principio del todo sin saber que demonios esta sucediendo.
Masajeandome las cienes mientras pensaba en que hacer, la tipa del reflejo nuevamente se roba mi atencion cuando se presenta y ofrece el llevarnos bien para evitar problemas.


"Aloqua...Es un poco raro, jamas he escuchado un nombre asi pero no es feo..En fin, yo soy..Ehhh..." Entrecerrando los ojos, me tome un momento para recordar "¡joseph!, si, ese era mi nombre, aunque en este cuerpo me dicen amber. Me da igual con cual de los dos te refieres a mi, solo, nada de sobrenombres molestos. Y soy un humano comun y corriente por si te lo preguntas"

Baje la cabeza a forma de saludo. A veces me pasaban cosas como estas que se me olvidaba informacion que a mis ojos era banal, preguntas como cuando es mi cumplaños o que edad tenia me demoraba en responderlas porque necesitaba tiempo para refrescar mi memoria. Aunque en este contexto probablemente sea malo que me olvide de mi anterior persona, cosa que dudo ocurra del todo gracias al tipo de vida que llevaba antes de ser una niña de diez años.

"Como sea, ¿entonces eres una succubo y estas atrapada en mi cuerpo o algo asi?...Suena descabellado pero puedo tragarmelo" Balancee la cabeza de lado a lado como diciendo "mas o menos". Despues de todo, yo deberia estar muerto, tener un demonio en mi cuerpo no sonaba fuera de este mundo, no ahora "Aunque eso no explica porque estoy en el pasado...Y no se tu pero en mi tiempo las succubos son conocidas por ser demonios que mataban hombres a traves del sexo, dudo que el precio por tus "poderes" sea "modico", aun asi, soy todo oidos"

Desviando mi mirada hacia la reja, me quede mirandola fijamente de arriba hacia abajo antes de devolver mi vista hacia Aloqua.

"Si se, no es dificil saltar rejas como esas, aunque no se si pueda hacerlo con el cuerpo de esta niña...Tambien se forzar cerraduras y candados o cosas asi por si te lo preguntas" Me gustaba pensar de vez en cuando que, si estuviera en un videojuego, mi clase seria: Brayan Ladron o Asesino. Al fin y al cabo, a algo similar me dedicaba en mi anterior vida "Pero, si tienes una manera de atravesar esa reja sin ser visto o llamar la tencion, no me molestaria intentarlo. Quiero recorrer un poco el pueblo"

>> 7K1oE6nL /#/ 329415 [X]
160576158380.jpg [S] ( 159.62KB , 599x1000 , 4.jpg )
329415
>>329314
"Tontita, no es que te tenga poca fe, despues de todo no pase una década en tu cabeza en vano, conozco mejor que nadie tus capacidades y defectos... Pero el miedo que irradia ese nombre no me agrada, un animal temeroso es más impredecible que un carnívoro hambriento. Asi que ten cuidado y aplicale una 'sugerencia' si es necesario.. Ahora que lo pienso eso también podría ayudarnos a evitar toda la mierda burocrática"

Freyja se iba mostrando más afable y cooperativa, en especial en un momento tan tenso que deliniaria su destino de ahora en adelante. Estaban a un sólo paso de la pobreza o la riqueza, casi todo recaía en ese momento y la Succubu era consciente de ello.
Estando frente al escritorio, tomas asiento, coges el lápiz de grafito entre la yemas de los dedos e intercambias una incómoda mirada con el reclutador. Esté te corresponde de buena manera regalandote una amable sonrisa, su instinto le exigía precaución, pero la lógica le traía reminiscencia de cuando su hija aún era pequeña. Que le recuerdes a algo desagradable no era justificacion para ser grosero con una patriota de exhuberante iniciativa, eso intento tenerlo bien claro al momento de esbozar esa sonrisa.
Estas a punto de iniciar tu obra, tus dedos están ansiosos por poner todo su esmero y agilidad en lo que sería el artefacto bélico insignia de este siglo, hasta que la Succubu te interrumpe.

"Cierto... Olvide que estas porquerías de contrato no traen ningún tutorial o guia para evitar que tenga que explicar la misma mierda a cada contenedor" Reclamó al aire fastidiada "No te robaré mucho tiempo, la 'sugerencia' es una orden de diferentes niveles que puedes darle a un hombre, mientras más intensa sea la orden más difícil te será ejecutarla, sólo tienes una única bala para cada singular sujeto, así que no des una sugerencia en vano, ¿Okey?"

Freyja reveló otra de sus habilidades. Te había prometido indagar más en estas cuando entrenarán a solas, pero, lógicamente, pensó que te sería más útil ahora mismo. Por lo que podías entender, la habilidad consistía en poder dar una única orden a un único sujeto, mientras más compleja sea la orden, más energía te valdrá el que un individuo la concrete.
...
Sin más interrupciones te das a la tarea de plasmar la AK-47, o la que más bien sería conocida ahora bajo el acrónimo de SSM38. Tus dedos deslizan el grafito con velocidad y delicadeza por el papel, la exactitud de tus trazos hacen que el Reclutador observe desconcertado hoja tras hoja que llenas, el sabía perfectamente la práctica que se requería para realizar semejantes maniobras sobre el papel sin necesidad de ningún instrumento extra, como la regla o el compas. En su humilde opinión, tenías la mano de un ingeniero con décadas de experiencia, cosa que no estaba muy lejos de la realidad.
Luego de casi veinte minutos donde lo único audible era el lápiz paseándose por el papel y los descontentos cuchicheos que se efectuaban en la fila de jóvenes al ras de la puerta, finalmente acabaste tu magnum opus.
Cada mínimo detalle del arma estaba ejemplificado y descrito a lo largo de unas veintisiete paginas. Dejaste el desgastado lápiz a un lado de la libreta e indicaste que habías concluido con la tarea, haciendo que el Reclutador volviera a deslizar lentamente el cuadernillo hacía su lado.
...
La muñeca y la mano te dolían, en tu anterior vida podías estar horas produciendo planos durante tus estudios universitarios, pero en aquel cuerpo con músculos desacostumbrados a ese tipo de actividades, emprender tareas tan complejas dejaba tu mano a la miseria.
En cuanto al reclutador, este se dio el tiempo para recorrer con la mirada cada rincón de las hojas. Estaba lejos de ser un ingeniero armamentista, pero su entrenamiento y experiencia le habían otorgado un concepto general sobre las armas y su funcionamiento, no era un profesional pero tampoco era un ignorante en la materia. Con todo y lo poco que sabia, era consciente de que tenía algo grande entre manos.

>Reclutador
"Señorita Miklos, la patria agradece su esmero. De su plano ser funcional y tener todas las cualidades descritas, puedo asegurarle que será bien remunerada y honorificada... Pero ahora" Poso de reojo su mirada en el raso y esté se la regreso, atento a las órdenes "¿Sería tan amable de acompañar al raso Lupen hasta el departamento 7-A...? Le aseguro que mi superior no le robara más de cinco minutos, luego podrá retirarse con total libertad, no dude que la llamaremos en cuanto verifiquemos los planos"

Dicho esto, el Reclutador con el puño cerrado, se llevó esta misma mano al hombro y levantó el brazo hasta la vertical para bajarlo donde se inició el movimiento. Intento hacerlo pasar como un mero estiramiento del brazo por haber estado tanto tiempo sentado, pero si tus ojos no te engañaban, eso se había tratado de una seña militar. Más específicamente, la de "ve rápido". No era el efecto Nostradamus, las señas militares eran algo que inclusive se podia encontrar en Google, no son nada discreto y mucho menos secreto. A pesar de esto es entendible que las usen sin demasiado cuidado, después de todo, en esta epoca, son algo más de nicho.
Bajo la presión de la orden y la seña, el soldado raso dio unos pasos hasta posicionarse a tu lado. Era evidente lo descolocado que se sentía Lupen con todo lo acontecido, él incluso creía que se seguía tratando de una broma de la que no estaba enterado.

>Lupen
Por favor, Fräulein, acompañeme.

Te pidió cordialmente, mientras se acomodaba mejor el rifle al hombro, esperando que lo siguieras hasta donde el Reclutador le había ordenado. Claro, eso implicando que aceptaras en primer lugar.

>> eD1qEe8w /#/ 329457 [X]
160582932150.png [S] ( 50.14KB , 900x507 , png-clipart-kis...png )
329457
>>329415
>Szilvia

<-“Entiendo, un poder interesante, lo usare para algunos planes, tranquila Freyja, si todo sale bien seremos protegidas por el gobierno Alemán casi endiosadas, por lo que no podrán tocarnos momentáneamente, cuando vea alguna debilidad en nuestro imperio rápidamente les daré otra arma, mientras tanto entrenare continuamente para poder utilizar de forma buena lo que es tu poder, para llegar a desarrollarlo al máximo, puedo suponer que mientras más fuerte me vuelva más habilidades conseguiré, quizás incluso podamos ser la siguiente Futher.”

>Escucharía después de que el hombre termine da hablar, mientras mi mano ardía fuertemente, a la larga mi cuerpo se acostumbrara a esto, quizás me lleve ampollas y así, como cuando estaba de la otra vida, este cuerpo es débil, pero mis intenciones son mas importantes ahora, debo terminar lo que este hombre me diga para poder completar, así que rápidamente vuelvo a mi apariencia infantil, no quiero que este tipo piense que soy una amenaza, quiero que quizás piense que de verdad mi cosa es divina, o tal vez que soy una prodigio, pero como no lo entiendo, mi joven mente lo hizo ver así, quizás piense en el segundo, es lo más probable verdaderamente.

>Veo como esta persona dice que los siga y me pongo en un lado de el y sonrió suavemente, claramente lo mas inocente que puedo, mis pequeñas manitas agarran su dedo índice.

“¡Sea mi guía por favor!”

>> 497XWP7k /#/ 329460 [X]
>>328618 (OP)
OP, aquí Meifang. Tuve un mal revés de salud y quería preguntar si aún sigo vigente, lo siento por no poder avisar.

>> 7K1oE6nL /#/ 329465 [X]
>>329460
Ojala te recuperes negrito
Claro, súmate cuando quieras, después de todo es para divertirnos. Sólo ando algo lento por el trabajo.

>> 7K1oE6nL /#/ 329482 [X]
160587412280.jpg [S] ( 384.39KB , 1440x2070 , edgar-jr-lagaya...jpg )
329482
>>329378
"Morbosa no mi amigo, lo mío es simple y llanamente curiosidad. Soy tan sana e inocente como el que se une a la policía o al ejército para matar legalmente, ¿Los puedes culpar? ¡Claro que no! Esos hombres se manchan las manos por los demas y se les agradece por ello. Son héroes"

Pepe empleaba firmeza en cada una de sus palabras como toda una patriota, no habría distinción entre el discurso que está daba y el de un caudillo asegurando a sus hombres que no había pecado alguno en destrozar al enemigo.

"Vamos, no me lo niegues, hasta tú debes sentir curiosidad por lo paradójica que es la vida, en especial la humana..."

En esas últimas palabras, la voz de Pepe se torno más suave y seductora, como si indirectamente buscará incitarte a esas depravadas ideas.

"Ya veo, si para ti los matices son un cuento, entonces cuéntame, ¿Estas del lado blanco o del lado negro? ¿Asesinar a esa chica no te volvió incluso más aborrecible de lo que pudo haber sido ella? Vamos, cuenta, cuenta. Es placentero poder hablar ahora que tengo a alguien que seguramente me quiere asesinar, pero no puede, así como no puede dejar de escucharme, ni siquiera si se suicida"

Te pasaba factura por lo que habías dicho antes, adoptando una actitud un tanto más quisquillosa y, hasta cierto punto, sádica. Buscaba enbrollar tu psique a través de las grietas o flancos que Pepe creía ver en tu ideologia.

"No llores, no llores, si tanto lo quieres saber te contaré; tampoco es que fuese la gran cosa... Mi procedencia esta ligada a la serpiente de el final del ciclo, así que soy una Succubu, una cortesana de los abismos donde acaban los pecadores. Ya, ¿feliz? Te di todo masticadito en la boca, si no correlaciones lo restante consideraré seriamente el que tienes un retraso madurativo"

Explicó visiblemente molesta, como si no fuera de su agrado explicar su procedencia, ¿Quizás pertenecer a esa calaña conllevaría algún estigma? Lo desconocias, y desgraciadamente sería algo más que difícil de responder, visto y considerando lo insistente que se tiene que ser para hacerle escupir a Pepe cualquier tipo de información, por insignificante que fuese.
Pepe se limita a cesar su palabrería una vez responde eso último, evadiendo tu última pregunta referente a por que no te asesino con algún insulso engaño cuando tuvo la oportunidad. Curioso, cuanto menos. Algo tenía que ocultar o al menos eso daba a pensar.

"Owww... Es, es... Es muy t-tierno, ¿E-En verdad sientes ta-tantas cosas bonitas por mi? Es-Esperaba que al menos tomaramos un café primero, qu.. que te me de-declares con un poema, es tan ro-romanticamente inesperados..." Por primera vez en toda tu (nueva) vida, podías oir un apabullante golpeteo provenir del palpitante pecho de Pepe, algo singular, jamás habías percibido venir ni siquiera una respiración de ella "... Pe-Pero tampoco rechazó tus sentimientos, creo tam-tambien sentir lo m-mismo.... ¡Y un demonio! ¡¡NO, NO, NO!! Me niego, lo repito, ME NIEGO. No compartiré cuerpo contigo si te enamoras de ese tipo, prefiero quedar lisiada espiritualmente a tener algo que ver sentimentalmente con el rarito que se ve como niña... ¿P-Pero por q-que? R-Rachel es muy ti-tierno"

Un mar de palabras se dispersó en tu cabeza, siendote difícil, más no imposible, distinguir entre el cambio de tonos de las personalidades de la Succubus. No se tenía que ser brillante para darse cuenta que era lo que ocurrió, efectivamente tu poema había engatusado el corazón de la sección más blanda de Pepe. Aunque... ¿Eso era exactamente bueno? A fin de cuentas no era una mujer humana, sino que se trataba de un Demonio sexual. Uno que precisamente mata o consume a los que le atraen.
...
Más haya de las implicaciones que acarrearía el tener una relación con un ser sobrenatural, era, cuanto menos, curiosa la disputa que habías originado indirectamente entre ambas personalidades. Pareciendose a un Padre negandole a su hija pequeña el tener un novio.
La firme personalidad dominante de Pepe se dio el tiempo de callar a la personalidad más blanda antes de proceder a suspirar pausadamente dispuesta a responderte.

"Escuchó otro ridículo juego de palabras relacionado con manos y creo que no les vuelvo a hablar... Se llama Rakshasa's limbs"

Se le notaba estresada. Normal, pasar de estar 24/7 en los locales de comida rápida y cine de tus recuerdos, a estar lidiando con dos niños pequeños, era una gran diferencia.
...
No titubeas un segundo en proporcionar una convincente mentira a las alarmadas preguntas de las monjas. La Hermana Amelia se tragó tu engaño, no era una mujer ingenua, pero jamás te había visto hacer o decir alguna cosa mala a los más pequeños, es más, tú comportamiento había sido intachable desde que te conocía; si a Emilia le pasó algo, se negaba a creer que hayas sido la causante. Mientras que la Madre Leticia sospechaba de todos por igual, sin dejarse guiar por ningún historial o precedente. A sus vetustos ojos eras tan sospechosa como el resbaladizo piso, pero eso ya se averiguaria mejor cuando Emilia se tranquilice y pueda contar con calma lo ocurrido.
A pesar de sus tempranas conclusiones, las Monjas se enfocan más en llevar a la pequeña sordo-muda a la seguridad del orfanato que en seguir interrogandote, dejándote sola entre el infinitamente albo panorama invernal.
La estática helada que se posaba sobre el pueblo te tienta a de igual manera seguir los pasos de las monjas, disponiendote a regresar hacía la precaria seguridad ofrecida por el orfanatorio. Pero, en cuanto estuviste a pocos pasos de tu cometido, una voz llegó a tus oidos.

"¿P-Por que le hi-hiciste eso? Era sólo una n-niñita, si te hicieran algo asi también me pondría muy tri-triste. No quiero q-que le hagan daño a mi pre-pretendiente..."

Tu mirada se viro instintivamente hacía el origen de la voz, encontrándose con un charco congelado a unos pocos metros de tus pies. La escarcha reflejaba vagamente ¿tu reflejo? No, a pesar de que a esa distancia te reflejarias perfectamente, ese no era tu reflejo, esté se había visto reemplazado por la desconocida chica que ahora te miraba con ojos compasivos.

"Si de verdad sientes por mi esas c-cosas que antes dijiste... ¡Pro-Prometemelo! P-Promete que no volverás a h-herir a nadie en vano..."

Te demandó de una forma tan dulce y melosa, que era difícil sentir algún tipo de obligación por cumplirlo, más bien, se sentía como si inconscientemente tus sentimientos y moralidad quedarán encadenados a su reclamó, como si llevará a cabo un chantaje emocional... Aunque fuera de esa ultima creencia, sólo era alguien que te apreciaba, y como tal, no quería que lastimes a gente inocente ni que te lastimaran, ¿Había algo de descabellado en eso? No le interesaba ningún embrollo psicológico a diferencia de la otra personalidad; simplemente quería lo mejor para ti y tu entorno.
...
Sobre su apariencia, era como la de una inmaculada doncella, la cual, aún no ha visto su cuerpo manchado por el tiempo o los vicios. Sus cristalinos ojos magenta transmitían inocencia, sus delgados y pálidos labios ilustraban la pureza y, sus embestiduras, la reflejaban como alguien simple, más enigmática en más de un sentido. Llevando un kimono rosa con un patrón de estrella, un obi a cuadros rojo y blanco, y un haori negro. En sus pies y piernas, usa sandalias zori rosas, calcetines blancos y abrigos negros para las piernas. Ropa inusual para esta lado del hemisferio.

>> 7K1oE6nL /#/ 329496 [X]
160589567632.jpg [S] ( 51.16KB , 600x482 , d5e869qqjet41.jpg )
329496
>>329379
>Primero que nada, jodete, segundo, ni muerto dejo que un hombre me toque siquiera

"¿Segura? Si mataran a una persona por cada vez que una mujer dice eso, se resolvería la sobrepoblación" Lentamente esbozó una apacible sonrisa "No te culpo, debe ser confuso, ¿no? Como saber si eres una niña con una consciencia ajena o eres una consciencia ajena en el cuerpo de una niña. De cualquier forma estoy segura que terminarás cediendo a las hormonas y el deseo, tu anterior vida no te exenta de ser un humano Jejeh"

Divago sin dejar de proporcionar lentas cepilladas a su cabellera. Usando una mano para seleccionar los mechones enredados y la otra para peinarlos, un cabello tan abundante requería cuidados y mimos igual de extensos.
Nuevamente tu respuesta saca a relucir la filosa sonrisa de la Succubo, sólo que en esta oportunidad, de una manera mucho menos exagerada. Tratándose de una simple sonrisita.

"Lo simple me agrada, tú no me dices vaca y yo no te digo marica, acepto... Pero" El sonido de los cepillados cesaron, siendo bruscamente reemplazados por el sonido de un corazón palpitante... El mismo cepillo era el que palpitaba desagradablemente en las manos de la mujer, retorciendose y alterando sus colores en cada exhalación de sangre, hasta finalmente, acabar con la forma de un corazón traslucido "No peques de confiado, por que yo no estoy encerrada aquí, ¡Tú estas atrapado conmigo!"

El corazón en sus manos se veía levemente presionado por las garras de la mujer, no al punto de dañarlo, pero si causar incomodidad, y junto con esto, se originó una punzante sensación similar a la arritmia en el lado izquierdo de tu pecho. No era una sensación de dolor, si no que más bien de malestar.
¿La Succubu podía tener acceso a tus órganos remotamente? Aún más importante, ¿Tú podrías hacer eso?
....

"¿Ehh...? ¿Cómo te vas a perder? Recién voy por las cosas más sencillas de digerir..."

Cuestionó extrañada. Si la cosa empezaba así, entonces tendrían graves problemas de comunicación a futuro.
La sonrisa de la succubu poco a poco fue desapareciendo junto a las palpitaciones, quedando, luego de unos instantes, nada más que el cepillo en su mano nuevamente. Retomo la tarea de acicalarse mientras ideaba una forma más óptima de explicarte las cosas sin que te perdieras a las dos palabras.

"Joseph y Amber. Amber y Joseph. Me quedo con ambos, son bonitos y no merecen ser olvidados aun sí 'Joseph' algun dia es reemplazado por 'Amber' completamente Jejejeh"

Replicó en compañía de una afable risita que tapaba con el reverso de la mano. A ojos de Aloqua, era una posibilidad muy real el que algún día se vea tan transtornada tu personalidad, que la diferencia entre lo que eras y lo que eres se vuelva inexistente.

"Y no te equivocas cariño, efectivamente somos demonios sexuales, sólo que su representación, como todo, no es tan apegada a la realidad... Lo que buscamos no es robar su energía vital por medio del acto sexual, quiero decir, no dudo que alguna que otra se ponga intensa con algún humano que le guste, pero lo que en realidad buscamos es la posesión... La posesión, es nuestra fuente de evolución constante. Un buen contenedor puede volvernos unas cinco veces más poderosas a cambio de simplemente dar nuestros servicios... Y hablando de servicios, el mío será más barato de lo que crees..." los ojos de la mujer se contorsionaron con gozo, las mejillas se le ruborizaron y sus labios dejaron salir una lasciva sonrisita "Pagame... Con tu cuerpo"

Punto y aparte al excitado rostro de la Succubu, ese precio era excesivamente retorcido, además de poco específico, ¿Cómo podrías saber que no era ese tipo de pactos con vacíos legales, que le permitirían a la Succubu violarte o hacer cuanto quiera con tu cuerpo? Vea por donde se vea, hasta el más estúpido notaría que es arriesgado.

"¿Eh? ¿Sabes forzar cerraduras...? ¿Entonces por que no fuiste solamente a la entrada? Me haces ofrecer mis brillantes ideas en vano" Aloqua, con los ojos cerrados, pensó silenciosamente unos instantes antes de proceder a revelar la que era su brillante idea para escapar, aunque tengas una forma efectiva de salir, quizás su idea también sirva "Rompete todos los huesos" Dijo al aire sin contexto "Si, eso, si aceptas mi trato podrás regenerarte cuanto quieras. Así que romperte todos los huesos para pasar entre las rejas será como un simple rasguño. Vamos, ¿Eres un Joestar Joseph o eres una Amber?"

Te cuestiono notablemente con su última pregunta, retandote a destrozar casi un cuarto de tu peso en calcio y membrana sólo para pasar entre dos barras de acero. Incluso el intentar saltar o usar una palanca para expandir los espacios era más lógico. Era como si a toda costa quisiese que selles el trato con ella, para poder abusar cuanto quieras de su poder.
En cuanto a tus conocimientos de forcejeo, estos te serían ideales si tenías en mente escapar, ya que las dos partes de la entrada de reja estaban adjuntas con gruesas cadenas y un férreo candado, que se la dejarían difícil, si no es que imposible, a cualquiera que quisiera abrirlo a golpes o por todo medio rudimentario que no implicará manipular el mecanismo o duplicar la llave.

>> 7K1oE6nL /#/ 329497 [X]
160589594032.png [S] ( 1.60MB , 1366x768 , Overlord_EP03_046.png )
329497
>>329496

>> LdOZogDj /#/ 329498 [X]
>>329369
Turno de mierda por poco tiempo y quiero avanzar.

Beatriz

>...

-Esa...esa...fue muy buena...

>Se levantaba mientras miraba a su alrededor.

-Oh...

>Al ver a todos así, ella se rasca la cabeza, para luego sólo pensar en una sola cosa.

-Plof.

>De un salto se tira al suelo de espalda, fingiendo estar como los demás, si tiene suerte, todos pensaran que no fue ella, tampoco es que se le ocurra mucho las, es lo primero que se le viene a la cabeza.

>> 1qBArLVb /#/ 329504 [X]
>>329482
>Rachel
(Esos héroes no se diferencian mucho de matones incapaces de apreciar lo bello y sublime, solo que con uniformes y reglas... Es obvio que estoy del lado blanco del cuento. ¿Por qué asesinar sería aborrecible? ¿Acaso reprocharíamos las acciones de un león si este mata una gacela, o a otro león en una lucha territorial? Claro que no, es simple naturaleza. El problema que veo es la falta de sensibilidad y elegancia al momento del asesinato, véase actuaciones tan burdas como aporrearle la cabeza a alguien con una roca hasta hacerla papilla. Barbarie inaceptable, que para algo estamos más evolucionados que el resto. ¿Y por qué querría asesinarte? No tengo motivos, ni un jardín donde ponerte. Debe ser un sitio amplio porque tienes una boca muy grande. ¿Serpiente del final del ciclo? ¿Cortesana abisal? Espero que todo eso no sea un eufemismo para decir que cobras caro, Pepe Pepinillo Pillo)

El tonito mental de Rachel, siempre invariable como una linea recta en una maquina de pulsos vitales, no camufla las intenciones de la rubia para molestar a la succubus.

(¿Cosas bonitas...?)

Pasando el poema por el traductor que extrae toda la sensibilidad, Rachel básicamente dijo: Eishet eres peligrosa, sabes cosas, y no te conozco bien. Dime qué hacer o a donde ir. Mi cabeza esta fea pero intentare hacerla medianamente tolerable. Sigamos hasta que nos muramos... De allí que se desconcierte por escuchar a la demonio aparentemente encantada por toda esa cascada verbal.

(Piensas mal, no me confesé ni nada por el estilo, solo estoy exponiendo mi manera de verte. Escucha a tu otra mitad. Te estas apresurando y las prisas no traen nada bueno)

Confía que con eso se solucione cualquier malentendido. Respecto al Rakshasa's limbs, Rachel solo diría:

(Vaya... Me contaste su nombre real... Ahora estamos a mano)

Luego pasa lo de Emilia y las monjas, que parecen creerse más o menos la mentida de no haber visto lo que le sucedió a la pequeña sordo-muda, a la que llevan al interior del orfanato. Rachel va detrás, hasta que una vocecita la detiene y le hace mirar un charco congelado. Los ojos dorados de Rachel se abren un poco más que de costumbre por la doncella impoluta que le devuelve la mirada.

(¿Pepe...? ¿Eres tú? Suponía que eras hermosa por tus voces, pero superaste mis expectativas...) Escucha lo que dice y suelta un largo suspiro. Niega con la cabeza. (Solo prometo cosas que tengo la certeza no romperé... Pero si sabes algo o conoces un truco que pueda hacer sentir mejor a Emilia, y si eso alivia tu corazón, procederé)

La dulzura y la moral no dirigirán sus acciones, busca mantenerse fiel a sí mismo y, aunque está dispuesto a dialogar y reconocer opciones ajenas, no significa que siempre las vaya a acatar.

>> 7K1oE6nL /#/ 329507 [X]
160590915910.gif [S] ( 773.08KB , 450x253 , 60c3d51ab5c81c7...gif )
329507
>>329457
"Cincuenta-Cincuenta, casi le atinas. En realidad puedes usar todas mis habilidades, de la primera a la ultima, pero el poder de estas será paupérrimo a comparación de su desgaste. Básicamente la efectividad bajará y el costo crecerá mientras menos experiencia y entrenamientos dediques... Espera, repite lo de antes, ¿Ser la próxima Führer? ¿En los 40's? ¿En una dictadura totalitaria y conservadora? Me parece un sueño inverosímil, pero tampoco te lo negaré como posibilidad"

El reclutador entrecerro uno de sus ojos, este hombre, a pesar de haberse arrastrado por las putrefactas trincheras de la gran guerra, jamás observo algo que le hiciese tallarse los ojos estupefacto. Pero ahí lo tenia, en tiempos de paz pudo ver de frente a una patriota de diez años con la capacidad de plasmar perfectamente lo que serían bocetos de un arma nunca antes vista. Era algo digno de un milagro o un santo, indudablemente esto debia de ser obra divina, otra explicacion para tal hazaña le era imposible de encontrar.
...
Te colocas a un lado del raso Lupen y te agarras de su índice cual pequeña que va a pasear con su Padre. No causas ninguna reacción en especial en el soldado, al menos no una reacción física, pero mentalmente se estaba cuestionando continuamente la veracidad de la situación ante sus ojos. ¿De dónde saliste? ¿De donde sacaste esos planos? ¿Por qué ahora cambiaste tan bruscamente de comportamiento? Antes juraría que te veías más madura que muchos adultos, pero, de un momento a otro, tornaste tu comportamiento más infantil, al punto de que ahora estan saliendo del puesto de reclutamiento de la mano... Quizás sólo te había sobrestimado.
A la salida del lugar tu mirada se cruza con la fila de voluntarios que esperan su turno desde hace casi media hora gracias a ti, te miran extrañados más que enojados, poco comprendían al igual que el raso Lupen.
Ambos caminan silenciosamente algunas calles hasta llegar al monumental Reichstag, el trayecto fue tranquilo, el soldado no dijo ni pío, los autos transitaban con normalidad, los bebés dormitaban en sus carreolas luego del horario de la comida y casi todos los niños estaban ahora en la escuela. Un horario predilecto para la siesta.
Ya en las puertas del restaurado Reichstag, tanto Lupen como tú se encuentran con dos soldados haciendo guardia, no existían diferencias entre los uniformes de los tres soldados, por lo que debían de pertenecer a un rango similar, sólo que ejerciendo diferentes labores.
Lupen te suelta la mano para llevárla extendida al frente en señal de saludo, sus compañeros le regresan el gesto, realizando de igual manera el saludo Romano.

>Lupen
El Obersturmführer Becker ha ordenado de manera urgente la transferencia de la niña al departamento 7-A. Requiero permiso para ingresar al Reichstag.

>Raso 1
Permiso denegado. Nosotros nos encargamos de custodiar la entrada, verificamos quien entra y quien sale, en especial de ese sector. No se preocupe, nos encargaremos de ella de ahora en adelante.

>Lupen
Entendido.

A través de un breve intercambio de palabras ambos rasos se habían puesto de acuerdo, haciendo que Lupen se retirará apenas confirmo que la tarea ya no estaba en sus manos. El soldado que antes hablo con Lupen ahora te hacía un ademán con la mano indicandote que lo acompañes hasta el interior del Reichstag, relevando la responsabilidad de vigilar la entrada a su compañero.
Otra trayecto de unos siete minutos empieza, en el camino puedes observar a detalle, la estructura interna de la obra neoclásica de inmensas proporciones que era el Reichstag. El lugar se sentía frío y solitario, apenas ofrecían compañía las fotos de viejos de barbas frondosas sobre en la pared. Los pasos de ambos retumban con eco en cada rincon. El ambiente lúgubre era ley durante los periodos de inactividad donde los empleados públicos no deben reunirse por ningún asunto o tienen su temporal periodo de descanso durante el día. El piso lustroso te revela cada tanto tu reflejo, el cual, no se encuentra corrupto por la presencia de Freyja en el.
Luego de recorrer monotonos pasillos de madera, que poco y nada se diferenciaban de un sector a otro, llegan hasta unas puertas de roble al menos tres veces más altas que tú. La puerta se encontraba recubierta de relieves a modo de decoración, la mayoría eran meramente estéticos, siendo el esencial el número 7 que se elevaba sobre todos los demás detalles de madera. Indicando que habían llegado al sector del mismo numero.
...
El soldado abrió la puerta de un suave empujón, dio media vuelta y luego se detuvo, finalmente estaban frente a la sala 7-A. La puerta en esta ocasión no era nada espectacular, siendo una simple puerta de madera que desemseñaba bien su función de otorgar privacidad.
El raso propinó tres golpecitos a la puerta.

>Desconocido
Paseeen...

Ordenó serenamente una voz masculina del otro lado. A lo que el soldado agarraria el pomo y abriría la puerta, revelando lo que se encontraba del otro lado. Una vez entraras, volvería a cerrar la puerta y se retiraria.
>Desconocida 1
"Ohohojo ¿Qué tenemos aquí...? ¿Es otra? Parece apetecible"

Palabras dirigidas a ti no tardaron en venir apenas pusiste un pie en la habitación. El lugar era modesto y minimalista, un extraño cuadro era lo único que colgaba sobre la pared conformada por tablas de roble. La anfitriona, la que no pudo evitar que las palabras se escaparan de su boca con sólo verte, era una chica de unos veintitantos, de cabello tan negro como el interior de sus ojos. Una característica para nada normal.
En una esquina de la sala se encontraba una mujer, esta aparentaba más edad, portaba un hábito de monja, tenía un cabello completamente dorado y ojos que se mantenían cerrados en todo momento. Sus palmas no se separaban ni un solo instante, como si se mantuviera en un constante rezo.
Mientras que en el centro de la sala, sentado detrás de un escritoria, se hayaba un hombre corpulento, de unos cuarenta años, mirada sosa, cabello rubio y un fino traje blanco. Al notar tu presencia esté levantó la mirada y se ajustó los anteojos con el indice. Una cálida sonrisa se esbozó en sus labios.

>Desconocido
Siento la posible interrupción de tus quehaceres, pero si estás aquí debe ser por algo, ¿No es-

>Desconocida 2
"De las 13:48 a las 14:12 dibujo planos fuera de su alcance individual como sujeto. De las 14:12 a las 14:20 estuvo viniendo aquí. Es una anomalía"

Intercedio repentinamente en la conversación la monja. No alterando su expresión ni deshaciendo su rezo ni por un sólo instante. Parecía conocer de forma meticulosa y cronológica tus pasos.

>Desconocida 1
"Supongo entonces que no será bueno comerla... ¿O si? Creo que con nosotras basta y sobra, Heydrich. ¡Yo me pido la cintura para arriba!"

>Desconocida 2
"Desagradable..."

>Desconocido
Chicas, chicas, tranquilas, asustan a nuestra invitada. Ni siquiera hemos confirmado nuestras sospechas, si actúan con tan poca profesionalidad, va a acabar como la niña que trajimos aquí sólo por tener un buen promedio en la escuela.

El hombre intercambio una mirada con cada una mientras hablaba, para que al final, su mirada ojiazul acabará sobre ti.

>Heydrich
"Déjame presentarme para compensar los pocos modales de mis compañeras. Me llamo Reinhardt Heydritch y ella es Equidna" Apuntó con el índice a la monja "Y está otra Adeleine" apunto con el pulgar a la chica de ojos oscuros e iris platinados.

>Adeleine
"Equidna fue clara, así que vayamos al grano mocosa, ¿Escuchas o no escuchas esas voces?" Dio unos pasos hasta quedar frente a ti, y ahí, puso la mano sobre sus caderas y se inclinó para tenerte de frente, con sus caras separadas por unos simples centímetros de vacío "Si mientes sufriras de combustión espontánea, no importa que poseas una piel blindada, asi que yo que tú empiezo a hablar..."

Amenazó con rigidez al compás de una expresión indiferente, esta vez no bromeaba en lo más mínimo, te hablaba en serio.

>> 7K1oE6nL /#/ 329508 [X]
160590935941.png [S] ( 483.05KB , 640x711 , Imagen spoiler.png )
329508
>>329507
>Heydrich
Adeleine... Que trates mejor a la niña.

Los ojos plateados de esa muchacha se paseaban por tu rostro, como si buscarán cualquier tipo de lenguaje no verbal que delatara la mentira en ti. Estabas en un total, no, un absoluto aprieto. Con personas que no conocías pero que aún así parecían saber sobre tu procedencia.

"Esto, no lo entiendo... Era consciente que había otras Succubus... ¿Pero justamente en Alemania? ¿¡Justamente en Berlín!?" Freyja se mostraba confundida y descolocada "¡Qué va! Somos más listas y poderosas que esas perras... Quizás puedas evadir esa habilidad respondiendo con una verdad a medias, aunque.. No me explico por que te analiza tanto si supuestamente puede saber si mientes, algo no cuadra, pero, en primer lugar, ¿Por qué querrían saber eso sobre nosotras?"

La Succubu no tardo en reincorporar su buen humor a la embrollada situacion, mostraba su mejor cara ante la adversidad, pero que hubiera tantas preguntas y nulas respuestas, no ayudaba.

>> 7K1oE6nL /#/ 329509 [X]
160590953539.jpg [S] ( 67.24KB , 639x720 , Imagen spoiler.jpg )
329509
>>329508

>> 7K1oE6nL /#/ 329595 [X]
160596414289.jpg [S] ( 14.48KB , 295x171 , descarga (3).jpg )
329595
>>329498
Te desplomas, dejando caer tu cuerpo de espaldas al suelo. Una decisión perspicaz, si no puedes lidiar con las cirscuntancias, es mejor sólo intentar escapar de ellas.
Las cuerdas vocales te arden al punto de que articular cualquier palabra, por corta que fuese, era un castigo. Tu cuerpo se sentía desgastado, como si efectivamente hubieras hecho toda la rutina de ejercicios del gimnasio. Ese grito te había agotado exageradamente.
....
Manteniendo los ojos cerrados y la consciencia serena, no puedes más que escuchar el bullicio del desastre generado por la Succubu. Maestras desorientadas, alumnos gimoteamdo desesperadamente y un profesor de Educación Física que simple y llanamente, no podía explicar que había pasado.
Las sirenas de las ambulancias no se hicieron esperar, revisando a cada niño y llevándose a los que se encontraban en un estado delicado; encontrándose entre estos ultimos Catalina.
Tú no fuiste vista con ningún daño permanente o severo en el tímpano, tan sólo habías quedado aturdida, por lo que luego de un rato, tu madre te retiro al igual que al resto de chicos que no estaban en un grave estado.
Una vez en casa tu madre te permitió descansar en tu habitación, los medios estaban enloquecidos, no había transcurrido ni una hora y ya se estaba hablando de que el Gobierno o los Cubanos emplearon un arma sonora contra la escuela. Una tecnología que, por lo que se sabe, no es más que ciencia ficción.
La absoluta oscuridad con la que estaba impregnada la habitación no te deja escuchar nada más que el leve zumbido en tus oidos y la noticias en la sala principal. No había mucho para hacer ahí si no querías dormir, por lo que también cabia como una posibilidad que quisieras ir hacía la sala con tu madre, para pasar tiempo con ella mientras escuchabas las locuras que se transmitían en la tele de a blanco y negro.
....
Aún desconocias si la investigación policial terminaría guiando a las autoridades hacía ti.

>> eD1qEe8w /#/ 329620 [X]
160598678258.jpg [S] ( 186.76KB , 1318x700 , 1552f5d390b0a9b...jpg )
329620
>>329507
>>329508
>Szilvia

>Cuando empiezo a ver que esto es raro para donde me están llevando, empiezo a mosquearme un poco, sigo al hombre ya que se que ya no hay escapatoria, no puedo simplemente huir ya que me buscaran por todo Berlín, simplemente seguiría a aquel soldado hasta que llegamos a un sitio donde al parecer hay muchas mujeres esperándome para hablar, cada una parece estar sedienta de hablarme y parecen estar atrapadas, escucho atentamente lo que dice cada una, lo mas probable es que esta gente sea un sitio de exterminio de personas como yo, pero no puedo flaquear, simplemente debo mantener mi actitud infantil, el hombre dijo “Anomalía” eso me recuerda a cierta fundación ficticia en mi realidad, por lo que debo tener cuidado de todo lo que estará por suceder en este centro.

>Veo como esta mujer me empieza a amenazar pegando su cara a la mía y empieza a amenazarme, entre la voz del tipo y los demás, se que puedo estar en problemas, escucho de fondo la voz de mi cabeza y veo a la chica y empiezo a temblar por la ansiedad y lagrimones salen de mis ojos, mis pies tiemblan como si fuera a orinarme y mocos también son expulsados de mi nariz.

“No hice nada malo, me asustan, Mamá me dice que la conciencia y pensamientos, solo quería ayudar a Alemania, no se que hice mal, quiero a mis papas.”

>Dice mientras tiembla y llora del miedo, era verdad, ella le había preguntado sus padres si era normal las voces aquí, porque tenia miedo al principio, y ellos le dijeron que los pensamientos y la conciencia, Szilvia se pone pálida mientras mira con temor a la señorita que la amenaza de muerte, esto mas que una actuación quizás sea verdad y sea el miedo a morir verdadero de la chica que esta dentro de el pequeño cuerpo de la niña, una nueva forma de Freyja para burlarse de ella en el futuro quizás, ahora mismo tienen que irse de aquí lo más rápido que pueda.

>> 7K1oE6nL /#/ 329707 [X]
160604830225.jpg [S] ( 230.22KB , 946x1336 , b214df23485c42b...jpg )
329707
>>329504
Tu primera afirmación fue la gota que derramó el vaso, el desagradable cóctel que se basaba en la mezcla de todo lo que irritaba a la Succubu. Refunfuño entre dientes unas palabras inaudibles antes de proceder a responderte... Jurarias que te estaba maldiciendo en varios idiomas por el carácter cólero en su voz.

"Que no... Soy... El maldito... PEPE. Ni mucho menos una prostituta, Hippie mugriento... ¿Sabes que...? ¿¡Sabes que!? No tengo por que tolerar esto, si tanto quieres molestar a alguien hazlo con mi otra yo, esa idiota seguramente acepte con una estúpida sonrisa en la cara"

Exclamó furibunda.

"¡Adiooos!... Yo me voy a ver esa novela turca en tus recuerdos, no se como harás para sobrevivir con menos de la mitad de mi poder, pero ese ya no es mi problema. Si algún día maduras, llamame, no antes, por que la segunda vez que me vaya será la definitiva"

Afirmó seca y cortante. Al igual que una madre estricta, se tomaba las cosas muy a pecho, al punto de ver toda muestra de irresponsabilidad e ineptitud como un rotundo fallo de parte de su prole. Esto se acentuaba con el hecho de que esperaba más madurez de alguien que teóricamente ya rondaría, cómo mínimo, y contando los años de su actual vida, los cuarenta años.
Esas palabras fueron las últimas que vinieron por parte de Pepe, siendo su voz paulatinamente reemplazada por el absoluto silencio. En lo que iba del día era la primera vez que tu cabeza se sentía tan... vacia. Colmada de silencio y tranquilidad. Efectivamente, Pepe se había ido, al menos, parcialmente. Aún quedaba la otra cara del Yin y Yang que era esté.

"Oh, ¿E-En serio? Pensé... Pensé que teníamos algo especial... Perdona, creo que me deje llevar por el encanto del p-poema... Nunca me ha-habian hecho uno"

Pregunto con la mirada cabizbaja y las mejillas rebosantes de un rubor rosacéo. Se sentía profundamente avergonzada por lo dicho.

"¿Quien es P-Pepe...? Soy Eizeth ze-zenunim... C-Crei que la Eizeth histérica te lo había dicho... ¿Her-Hermosa yo? No es p-prudente que un chico diga eso sí no va a tomar la m-mano de la chica en ma-trimonio... ¿V-Vas a tomar mi mano? Lo único que puedo o-ofrecerte son hijas fuertes y sanas, espero baste"

Ya se hacía costumbre el que Eizeth transgiversara tus palabras en favor del malentendido. Ni siquiera se podría decir que fuese coherente, ambas eran mujeres, es imposible que tengan hijos e intentarlo probablemente sea sumamente incomodo. La única respuesta posible a toda esta cuestión es que Eizeth no veía a Rachel, sino que al mirarte ella observaba a Antes-De-Rachel, el hombre que alguna vez fuiste. De lo contrario evidentemente tendría un raro fetiche.
....
Eizeth asintiria animadamente con la cabeza ante tu propuesta.

"¡Co-Conozco un truco para hacerla s-sentir mejor! Pero es arriesgado... P-Podrias perder todo el día, ¿Estas listo?"

Advirtió antes de proseguir.

"Sólo dale cariño... Juega con e-ella, consientela, apapachala... Tratala como lo que es, u-un ser humano... Me in-incomoda que tú y la otra Eizeth muestren tanto desprecio por los demas... Qu-Quiero decir... Son los años 30... Aún el i-individualismo y hedonismo desenfrenado no ha siquiera pisado esta época... Creo que ambos aún siguen muy a-apegados a sus vivencias del siglo 21"

Sin perder su tímido tono y mirada imperturbable, Eizeth ofreció enmendar el daño hecho a Emilia por medio de la vía tradicional. Sin ningún tipo de magia o poder de por medio.

"Si-Siento no poder ayudarte de otra forma... Las Su-Succubus no nos caracterizamos por ayudar o sanar a otros precisamente... A lo sumo, puedes curarte a ti misma, pero ese es el límite..."

Minúsculos copos de nieve caen con calma sobre tu cabeza y el reflejo de pepe Eizeth. Esta última estiraba su rojiza lengua buscando atrapar uno en su boca, no teniendo exito, al obviamente ser un reflejo.

"Me gustaría saber a qué saben... he oído que los de aquí son más pasables y fríos"

Comento para acto seguido proseguir con su búsqueda de un copo, estirando la lengua en dirección a donde caían, sólo para recibir un resultado infructuoso. Los copos de nieve acababan sobre el hielo, incluso sobre el reflejo de su lengua, pero había una clara barrera entre la Succubu y el mundo terrenal.
La puerta del orfanato se te había sido cerrada frente a tus narices mientras hablabas con Eizeth, no por nada en especial, era tan sólo que se enfriaba la temperatura interna del lugar.
Probablemente todos estén lo suficientemente ocupados en calmar a Emilia y realizar sus labores diarias como para notar tu ausencia, así que aún te quedaban algunos minutos extras para estar afuera.
En cuanto a la extremidad del Rakshasa, se desvaneció al compás de tu falta de concentracion. Así desapareciendo junto a las molestar raíces que había sembrado sobre tu espalda, sin dejar secuela alguna.
Si quieres pasar a la noche o al siguiente día, dímelo negrito

>> 7K1oE6nL /#/ 329708 [X]
160605276058.png [S] ( 79.69KB , 301x327 , UVmio46.png )
329708
= 68 / 44

>>329620
Tu reacción origina una mueca de curiosidad en el rostro de la muchacha frente a ti. A pesar de las lagrimas, mocos y temblores, no demostraba lástima ni despegaba sus iris plateadas de ti.

>Adeleine
"De algun modo toda tu existencia esta seriamente trastornada... A pesar del miedo y el enojo, no demuestras nada de color en tu rostro, si al menos finges hazlo de forma decente" Comprimio el puño derecho con tal fuerza, que sus guantes de cuero chirriaron "Equidna, tú sabes que hacer..." Dijo sin voltear la mirada "Y en cuanto a ti mocosa, sino te defiendes..."

Su puño retrocedió, colocándose en posición para propinar un derechazo con toda la potencia posible.

"Moriras"

Con un aviso incluido, el puño de la muchacha comenzó su trayecto a una inconmensurable velocidad, no se tardaría más de un segundo en impactar de lleno contra tu nariz. La fuerza ejercida era de temer, haciendo que incluso tus cabellos rubios retrociederan como si recibieras una ventisca de lleno en tu rostro.
Lo más extraño de todo esto es que aún sigas lo suficientemente viva como para darte cuenta de esos pequeños detalles, normalmente algo a esa velocidad ya hubiera bastado para atravesar tu rostro sin que si quiera te percates. Pero, en cambio, ahora podías observar el puño de la muchacha avanzando con lentitud, como si estuvieras bajo los efectos de la taquipsiquia, ¿Era eso producto de la Succubu o por el contrario una reacción instintiva de tu mente?
No había tiempo para pensamientos innecesarios, si lograbas esquivar eso podrías delatar tu naturaleza, de no hacerlo, acabariás gravemente herida o peor. En cada variable parecia que salías mal parada de una forma u otra.

>> 1qBArLVb /#/ 329712 [X]
160606242435.jpg [S] ( 85.18KB , 841x1150 , Rachel8.jpg )
329712
>>329707
>Rachel
Una parte de la entidad que lo habita se ardió decide cortar por lo sano y abandonar la sesión. Es lo que tiene no saber lidiar con alguien tan inteligente, nihilista, y con un ácido sentido del humor como lo es Rachel. Él las mata callando, pero cuando habla también.

(Se fue... Bueno, ¿quien tiene hambre?)

Ella sin duda tiene, que ese pan rancio que tanto le ofrece a todo el mundo no llena a nadie, y ahora que se siente más vacía vendría bien pasearse a ver qué sobras encuentra en la cocina. Aunque también piensa que fue un poco grosero con la ¿Chica? en su cabeza.

(Pepe grillo es el apodo típico de los consejeros mentales, la representación de la consciencia... Sí, sé que te llamas Eizeth. Pero me estuve entreteniendo a tu costa, o mejor dicho a costa de tu otra mitad. Si algo es hermoso se dice) Evade el comentario matrimonial y salta al siguiente. (Este cuerpo femenino no puede inseminar a otras)

Le cuesta creer que una demonio que representa el lado lujurioso del infierno, no esté al tanto de lo más básico sobre ese tema.

El truco que la ente expone para hacer sentir mejor a Emilia, hace que Rachel suelte otro largo suspiro y asienta con lentitud, para luego añadir un: "Lo intentaré"

Su área de clases era la preparatoria, no pre-escolar ni otras sesiones que guarden a niños pequeños. Pero tratará de que sea un ¡Gran éxito! Como dice el siempre sabio Borat.

(¿Yo? ¿Despreciar? Creo que me malinterpretas...) Se queda mirando como Eizeth intenta atrapar copos con la lengua sin interrumpir. Hasta que pasa un rato y decide que ya está disfrutando demasiado del frío. (Es solo agua congelada, así que en teoría no te pierdes del mucho...) Mira a las nubes. (Pero también simplificando nuestras lagrimas pueden describirse como agua salada... Y a veces significan tanto...)

Aprovecha que le cerraron la puerta en la cara para practicar un poco más con la mano sombría. A pesar del regaño anterior, Rachel intenta que los movimientos con esta sean lo más exacto, delicados y elegantes, como si manejara pinzas o navaja. También intenta hacer un hombre de nieve.

Ya cuando entra al orfanato, pide permiso para ver a Emilia y si la dejan procedería a jugar con ella, consentirla, apapacharla... Luego de preguntar lo que eso significa, y en pocas palabras hacer que la niña se sienta mejor. También husmearía por la cocina para ver si sobra algo.

Al llegar la noche, Rachel simplemente se iría a dormir.

>> 7K1oE6nL /#/ 329721 [X]
160607157786.jpg [S] ( 137.37KB , 680x680 , 5c3c92efd35a139...jpg )
329721
>>329712
"Rachel, eso es muy g-grosero... Eizeth será desagradable, his-histerica y fea... Pe-Pero se preocupa por nosotros, caso c-contrario ni siquiera se hubiera to-tomado la molestia de enseñarte la mano peluda... Es-Espero no me haya escuchado, no es a-aproposito, pero el verdadero nombre de esa mano es c-complicado"

Te recriminó frunciendo inocentemente el ceño y formando un pequeño puchero. A ojos de Pepe, molestar a tal grado a Eizeth, cuando sólo te quiso ayudar, era desproporcionado.

"¿Qui-Quien dijo que tú me inseminarias...?"

Cuestionó ingenuamente a la par de una mueca de curiosidad. Evidentemente era claro que tú no podrías embarazarla, eso Pepe lo tuvo en cuenta desde el minuto 0, donde, (supuestamente), te le declaraste con aquel poema, por eso tenía en mente darte hijos, pero quien embarazara a quién quedaba a la libre imaginacion.

"Si des-despreciar la vida humana no es experimentar algo potencialmente p-peligroso en una niña, entonces no se que lo sea... Pudiste haber hecho cualquier otra cosa. T-Tirar nieve del techo de alguna casa, ahuyentar una paloma e inclusive levantar un simple ob-objeto... Todo era más a-aceptable que usar a Emilia de conejillo de indias, ¿E-Es que ac-acaso no sientes culpa?"

Eizeth no era capaz de comprenderte, no es que le asustaras, pero el que fueras tan frío e indiferente hacía lo demás le extrañaba de sobremanera. Incluso llegaba a ser irónica la situación, si ella, siendo un demonio, sentía culpa, ¿Por qué tú no? ¿De verdad ella es la Succubu sellada o era al reves?

"¿Qué no me pi-pierdo de mucho...? ¿Dónde está tu espíritu, Rachel? Es n-nieve, nieve de verdad, de donde p-provengo la nieve es como acido, ¿Cómo puedes despreciar algo tan her-hermoso?"

Te reprendió en un tono cálido, mientras se tiraba el suelo y comenzaba a agitar las extremidades buscando formar un angelito sin éxito alguno. Incluso cuando no había ni un ápice de nieve donde se encontraba, se veía feliz y con una sonrisa en los labios. Si se tuviera que describirla, se podría decir que tenía la mentalidad de un niño pobre o un cachorro abandonado, un ser que a causa de sus carencias e inocente visión, ve hasta el mínimo detalle como la octava maravilla del mundo.

"Eres muy m-melancolico, Rachel... Sólo deja de sobrepensar las co-cosas, diviertete, vamos. T-Tirame una bola de nieve o algo"

Pepe sonrió ampliamente y cerró con fuerza los ojos, como si fuera a esperar el impacto de una bola de nieve de verdad. A diferencia de Eizeth, Pepe no estaba tan predispuesta a las charlas profundas, a lo sumo criticaria tu comportamiento, pero no le interesaba indagar y divagar excesivamente en los infinitos "Por qué". Sólo quería pasarla bien, después de todo, para eso es la vida, ¿no?
.....
Aprovechas la calma proporcionada por la soledad para hacer reaparecer la Rakshasa's Limb, sintiendo un dolor punzante menos agudo que en la vez anterior. Con apretar los puños y morder tu labio inferior se te hacía lo suficientemente tolerable como para no gritar.
Te dispones a entrenar con la mano de nuevo en escena, mentalizandote en ejecutar movimientos más delicados, exactos y serenos. Buscando tener el mismo control que tienes sobre tus propias manos en la extremidad de Rakshasas.
Lamentablemente ese objetivo estaba lejos de cumplirse, siendo la norma que el control sobre la mano de oscuridad sea torpe y tosco al momento de hacer cosas de forma más delicadas. Esto llegaba al punto de parecer una serpiente decapitada por la forma tan arbitraria en la que se retorcia en el aire.
Con el muñeco de nieve corriste la misma suerte. Siendo algo parecido a mandar a una barredora de nieve a hacer un muñeco. Nieve se dispersaba por todo el lugar debido a los irregulares movimientos de la extremidad, la mano excarvaba en vez de agarrar, desgarraba en vez de modelar; las Succubus no mintieron al decir que era algo adaptado al asesinato.
Al final, y luego de algunos intentos fallidos, conseguiste crear un muñeco de fango y nieve, con una ramita por nariz y rocas por ojos. Era feo como el demonio.

"No está tan mal... ¿P-Pero que tal si utilizas la mano en ti misma? Con la pre-presión de tener que hacerlo completamente bien, quizás consigas hacerlo m-mejor"

Opinó Pepe mientras la nieve que la extremidad había alzado, terminaba de caer lentamente... Revelando un extraño hombre sentado a un lado del muñeco mal hecho. El hombre se veía fatal, incluso cabia etiquetarlo bajo la palabra moribundo. Parte de la piel de su rostro se encontraba totalmente chamuscada, con cejas blanquecinas y ojos incoloros que ya no mostraban ápice de vida en ellos. Era ciego.
El hombre sólo se mantenía cruzado de piernas junto el muñeco, aspirando del pico de su pipa con una mano y sosteniendo un simple bastón de madera con la otra. No módulo palabra alguna hasta que exhalo e inhalo humo algunas veces sin despegarse la pipa de los labios.

>Desconocido
No querría ser tu vecino siendo tan ruidosa...

Comento con humor luego de sacarse la pipa de la boca.

>Desconocido
Te recomendaría discreción, ya dos vecinos te vieron moviendo cosas con la mente y no dudo que Uroboros ya haya percibido tu aroma... Tu olor es demasiado fuerte, lo que significa que debes tener algo igual de fuerte dentro, si eres tan amable, ¿Me dirías el nombre de "ella"? Ya sabesh, tu compagñesha.

Dijo lo último volviéndose a meter la pipa en la boca. Su actitud y tono se mostraban calmos, quizás demasiado, casi rozando lo indiferente. Pero dentro de todo, no demostraba malas intenciones, o al menos, hacía un buen trabajo ocultandolas si es que la tenía.

Tira daditos la próxima que hagas alguna cosa negrito

>> 7K1oE6nL /#/ 329722 [X]
160607164590.jpg [S] ( 194.78KB , 735x1280 , Imagen spoiler.jpg )
329722
>>329721

>> eD1qEe8w /#/ 329723 [X]
160607193985.jpg [S] ( 69.60KB , 640x1137 , 8650fcfa17df080...jpg )
329723
= 77 / 08

>>329708
OP, cuando alguien se pone pálido es que se encuentra asustado, enfermo, se le baja la tensión, etc kek

>Szilvia

>Me quedo paralizada del miedo mientras los mocos y lagrimas salen por mis orificios por donde deben salir, entonces miro como aquella mujer dice tranquilamente que me matara si no me defiendo o lo esquivo, por lo tanto, miro como la otra se acerca y cierra el puño enfrente mío, ya lista para morir veo como ese puño se detiene frente mío, esto es toda una sorpresa, pero una clara cosa para escapar, rápidamente salto a un lado para poder escapar, rápidamente me levanto, teniendo espasmos del sollozo, me volteo y miro totalmente seria a todas las personas que se encuentran en la habitación, mis ojos rápidamente intentan buscar un sitio para buscar una forma de escapar de este infierno que se hace llamar sitio, ya no hay razón para intentar aparentar mi inocencia, aunque si escapo seguramente Freyja se burlara de mi por años, ya que estaba llorando de verdad, me tranquilizo y ese aire infantil regresa, pero sigo mirando oscuramente y con lagrimas todo el lugar para buscar una escapatoria, se que es poco posible, pero así son las cosas en este momento exacto.

>> LdOZogDj /#/ 329729 [X]
160607788322.jpg [S] ( 17.88KB , 211x238 , images.jpg )
329729
>>329595
Beatriz

>...
>En casa, sin tener sispechas sobre lo que habra ocurrido, habia salido airosa por ahora, ya que es casi imposible que den con ella, puede que atalina diga que ella grito, pero es tan facil confundir a un niño en estos tiempos que no le haran caso, esta bien, su vida seguira en su rumbo pacifico, nadie lo a estropeado, ella podra vivir en paz.
>...
>¿Verdad?...
>...
>Ella solo se levanta, mientras mira su habitacion, antes de ir al baño y mirarse en el espejo.

-Esa vez agnaste y como recompensa.

>Baja su cuerpo, mostrando algo de respeto, puesto que ahora no cabe duda que lo que tiene dentro es real, y peligroso.

-Te ganaste el respeto que buscabas, ahora muestrate.

>> WJ6250mo /#/ 329735 [X]
160607917658.png [S] ( 304.56KB , 570x601 , poderes de bray...png )
329735
= 36 / 73

>>329496
>Amber

"No soy una mujer, por ende, si, estoy seguro" Recalque el "seguro" para indicar que, en el fondo, soy un hombre "Deja de hacer todo mas complicado....Y no, no caere frente a algo tan estupido como el deseo o las hormonas...Y si lo hago, espero sea con una mujer"

Respondi. La verdad no sabia si podia resistirme a la tentacion o las hormonas, pero, si terminaba por caer, deseaba que fuera con una mujer y no un hombre....Para mi suerte, tenia Diez años, faltaba un poco hasta que llegaran esos cambios extraños que probablemente me harian actuar como un idiota, bueno, mas de lo que ya soy.
Con eso fuera del camino, nos ponemos de acuerdo en no tratarnos de mala manera, todo para hacer de esta relacion una soportable. Aunque Aloqua me deja muy en claro sus capacidades y quien tiene, de cierta forma, el control sobre quien al hacer aparecer un corazon que aprieta ligeramente.
Frente a esa pequeña fuerza una incomodidad aparecio en mi pecho, no me demore mucho en entender que estaba pasando. Si esas eran las capacidades de la succubo, realmente no cabia duda de que era peligrosa, no solo para mi sino que para el resto.


"Curioso que no me mates, digo, si yo dejo de existir, tu serias liberada, ¿no?....Bueno, debes tener tus razones, supongo"

Me encogi de hombros sin tomarle importancia al hecho de que mi vida dependiera de otra persona. Jamas le he dado importancia a mi muerte o mi persona, e incluso cuando me vinieron a matar a mi hogar, mori de forma pacifica.
Puse resistencia, claro, pero cuando llego mi hora, solo queria un cigarrillo para acompañar la frialdad y tranquilidad que consumia mi cuerpo ante la vida que estaba desapareciendo.
....


"Pues...No soy el mas inteligente como puedes ver, por favor, habla con palabras mas...Sencillas cuando quieras explicar cosas misticas o parecidas. Por que a este paso no me voy a enterar de nada"

Replico para evitar futuros malentendidos. Aunque no se que entendera ella por "sencillo", pero esperaba que de ahora en adelante pudieramos entablar una conversacion que pudiera comprender.

"No creo que eso suceda...Quizas si me olvide de mi anterior nombre o anterior cumpleaños, pero no de toda mi vida...Hay mucha mierda ahi que no sere capaz de olvidar nunca, ni aunque trate"

Un pequeño escalofrio recorrio mi espalda. No niego la posibilidad de olvidarme de mi anterior yo, pero siempre habra algo que no podre separar de mi quiera o no.
En eso, aloqua empieza a explicarme acerca de su especia ademas de decir que tipo de pago tendria que realizar por sus servicios. Mi tranquila expresion paso a una de asco al enterarme de que tendria que darle mi cuerpo a cambio de sus poderes.


"Agh...No, ya he escuchado esa frase mil veces y nunca termina bien" Negue con la cabeza "Se mas especifica o no hay trato"

No era la primera vez que escucho acerca de ese tipo de tratos. Tenia conocidos, tanto hombres como mujeres, que se habian metido en donde no debian y ahora eran la perra personal de otra persona.

"Porque toma tiempo y que flojera tener que explicar que hago con la cerradura de la puerta, ademas, si se rompe estoy jodido, aunque dudo llegue a echar a perder la cerradura" Explique antes de guardar silencio esperando a escuchar la idea de la cornuda. Pestañeando un par de veces al enterarme que quiere que me rompa todos los huesos para pasar la reja "Solo para aclarar...No soy masoquista, solo soy resistente al dolor, es diferente"

Suspire y me levante de la hamaca para caminar hasta una de las criadas. No queria hacerlo pero si no tenia opcion ni modo, era hora de forzar el candado.
Cuando estuve enfrente de la sirvienta le pedi dos horquillas para mi pelo. Nada sospechoso considerando que soy una niña de diez años, cualquiera pensaria que es para arreglar mi cabello, sobre todo despues de estar tanto rato mirandome en el espejo, por lo que no deberia de levantar sospecha alguna.
Ya con mis herramientas a mano, agradeci y espere a estar solo nuevamente para poder actuar con libertad.
A la primera horquilla la doble hasta dejarla en forma de "L", no se si con mi fuerza bastara pero siempre podia usar la cerradura del candado a mi favor, era cosa de meter parte de la horquilla para hacer palanca y asi doblarla lentamente hasta dejarla con la forma que queria.
La segunda la estire completamente, primero debia quitarle una de las pelotitas que habian en los extremos. Para eso use mis muelas, simplemente meti uno de los extremos a mi boca para morderla y empezar a moverla violentamente hasta que aflojara y la pudiera arrancar. En el otro extremo realice un par de dobleces dejandole una especie de "mango" para que sea mas facil manejarlo (pic related).


"Listo..."

Dije y mire una ultima vez a mi alrededor antes de dirigirme al candado, queria asegurarme de que no hubiera nadie para poder salir tranquilo de ahi.
Ya habiendome asegurado, me acerque al candado y primero meti la parte ovalada de la horquilla que deje en forma de "L", esa era para girar la cerradura al final ademas de permitirme "jugar" con los seguros con mas facilidad pero eso era otra cosa.
Luego de introducir dicha parte, introduje la otra horquilla. Con la parte que habia roto movia los seguros para sacarlos uno a uno. Obviamente requerian de un orden, pero era tan simple como ver cual ponia resistencia a mis movimientos para saber cual era el patron.
De esta forma me tome mi tiempo para abrir el candado, debia de estar atento no solo a la fuerza que ponia y mis movimientos, sino al ruido que hacian los seguros para enterarme cuando abria uno y debia pasar al siguiente literalmente hacen un pequeño "click" cuando un seguro es retirado.
Una vez termine, gire la cerradura para abrir el candado y sali a la calle rapidamente para caminar sin rumbo, memorizando el lugar donde me encontraba.

¿Dados?...Supondre que los necesito, asi que los tirare

>> bR1D8bwg /#/ 329779 [X]
= 25 / 01

>>329721
>Rachel
(Tú eres la que la llamas desagradable, histérica y fea... ¿Quien es la grosera ahora? Y sí, los labios de Rakshasa tienen un nombre raro que pone el toque exótico sobre la eficiencia)

Cuando sale el tema del posible embarazo, la mueca de curiosidad de la sucubos es contestada con una ceja alzada por parte de Rachel.

(...) Guarda silencio. Se rasca la parte superior de la nuca unos segundos. (Aquí nadie va a ser inseminado) Dice con firmeza. Desconoce si Pepe puede convertirse en hombre o hacerle una visita como el Espíritu santo a la virgen María, pero Rachel no tiene intención de averiguarlo. Supone que a cualquier hombre le atraería tanto la idea de parir como que le den una patada en los testículos con botas de punta de acero. (Realicé mi experimentos sobre Emilia con el máximo respeto posible... ¿Culpa? Sí, entiendo el concepto)

Supone que es como la pena que siente cuando una criatura inocente fallece o está en peligro. ¡Como aquel pobre gorila que solo andaba haciendo sus cosas de simio! O los bebes, pobres mis queridos fantasmitas que gatean alrededor de su cama.

Pero en parte la culpa le resulta un termino abstracto como una pintura difícil de descifrar, y que es tan confusa que está a un paso de no significar nada. ¿Exactamente donde se siente la culpa? ¿Para qué sirve? ¿Por qué los humanos se empeñan con ella cuando muchos animales no? Jamás ha visto a un tigre deprimiéndose por matar a su presa, y si lo llegase a ver, sería la cosa más anti-natural del mundo.

(No sé... ¿En mi corazón? ¿Mi estomago?) Rachel no anda segura de donde se ubica el espíritu. (No lo desprecio, simple y llanamente no me parece para tanto. Pero esta bien que a ti te guste y te ilusione... Seguro pasa porque aparentemente eres inocente, mientras que yo ya crecí, me rompí, y junté los pedazos con pegamento metafórico lo mejor que pude)

De nuevo la observa jugar sin interrumpir ni apartar la mirada, como si estuviera espectando una obra de teatro. Supone que así de maravillado se sintió Humbert Humbert cuando descubrió a su Ninfula. ¿El rostro de Rachel expresa esa fascinación como si viera una escena de acción de Ip Man? Claro que no, es puro póquer.

(...) Toma un puñado de nieve y trata de hacer una bola, también busca una piedra que pueda esconder dentro, pero luego recapacita y descarta la idea. No le quiere hacer daño, así que de poco serviría una piedra furtiva Dados implicando que los necesite para hacer la mejor bola de nieve del mundo.

...

Practica un rato con el Rakshasa's Limb, trata de domesticar esa habilidad, hacer que se adapte a sus propias mañas, que se pula y no solo sirva para causar destrozos... La practica está lejos de ser perfecta, pero con algo se comienza.

(Empiezo a creer que esta habilidad fue hecha para reales salvajes...)

Las demonios dijeron que eran para el asesinato. Pero Rachel se preguntan... ¡¿Con qué asesinan ellas?! ¡¿Moto-sierras?! ¡¿Taladros?! ¿Nunca han probado un bisturí o tensando un pedazo fino de alambre? El método y la mentalidad ideal es la diferencia abismal entre un psicópata con un arma y un profesional, un artista.

"Lo siento, amigo. Intenté hacerte mejor" Le dice al muñeco de nieve fallido. Pepe vuelve a soltar un consejo. (¿Uhm? ¿Probarlas conmigo mismo? ¿Hablas de rascarme la espalda con ella o algo por el estilo?)

Pero la respuesta a esa pregunta puede esperar por los momentos. Rachel entona la mirada cuando aparece el hombre de cara fatal... Escucha con estoicismos lo que este le cuenta. No entiende por qué la gente se empeña en hablarle de cosas que no comprende. ¿Hay una serpiente que se muerde la cola rondando cerca?

(Eizeth... ¿Qué piensas de este tipo? ¿Juego al descarte? ¿Gritó? ¿Lo hago volar?)

De primeras Rachel responde:

"¿Me vieron...? ¿Quienes de todos...? Esto, yo a la voz en mi cabeza le digo Pepe" Dice sin más, queriendo conservar su fachada de Niña bien. Vira la vista hacia el orfanato. "Está mal que hable con un desconocido, las monjas me regañaran. Adiós"

Por ahora decide tener una actitud evasiva y marchar al orfanatos. No le agrada ese tipo, le recuerda un poco a sí mismo, solo que menos guapo. Que lograse acercarse sin que lo percibiera también preocupa a la rubia, que hasta entonces tenía confianza en su percepción y entendimiento de lo furtivo, pero esta vez bajó la guardia y desconoce si está lidiando con un peligro real, o con un loco.

>> 7K1oE6nL /#/ 329782 [X]
160610155196.jpg [S] ( 684.88KB , 1524x1948 , 1366498_murasak...jpg )
329782
>>329723
Eso lo se negrito sólo que el diálogo se escuchó bien en mi mente Adeleine se refería a tus dos caras. La tuya y la que casi no es perceptible en tu interior

"Visión cinética..."

Freyja lanzó esas palabras al aire, teniendo los nudillos de la muchacha a sólo milímetros de tu mejilla, habías conseguido esquivarla por los pelos.

"Mis hermosa visión te permite observar las cosas de forma ralentizada y percibir el entorno en 360°... Lástima que sólo puedas usar la base, e incluso empleando el mínimo terminarás con daño en la retina. Definitivamente debes sobrevivir para que practiquemos, así que deja de lloriquear... Aún nos quedan algunas cartas bajo la manga"

Explicó siguiendose tomando la situación a la ligera, más a lo último, sus palabras se tornaron más calidas, expresando animo, como si quisiera motivarte. Sinceramente ella no quería que mueras y haría todo lo que este a su alcance con el fin de lograr eso.
.....
Inicialmente tu salto te consigue sacar del radio de ataque de la pelinegra, retrocediendo en cámara lenta cual película de Michael Bay. Pero no logras llegar muy lejos, en medio de tu salto, te topas con un obstáculo con el cual chocas de espaldas para seguidamente caer de cara al suelo. La monja, a la cual habías perdido de vista instante antes, se había colocado a tus espaldas sin que siquiera te percataras.
Junto con la caída también viste desvanecida tu concentración, lo que hizo correr el tiempo de forma corriente de nuevo, sin un ápice de lentitud.

>Adeleine
¿¡Ves Heydritch!? Mi instinto nunca falla... Excepto con las anteriores nueve niñas...

Exclamó exaltada y con su boca curvada en una extensa sonrisa.

>Heydrich
Si, si, Adeleine, buen teatrito, pero no es la mejor forma de ganarnos aliados...

>Adeleine
No la mejor, pero si la más rápida. Eso no me lo puedes negar.

Ambos se enfrascaron en su propia conversacion, como si matarte hubiera pasado a un segundo plano.
Mientras Jefe y empleada debatian la superioridad de sus metodos, la monja detrás tuyo desarma su rezo y extiende su mano hacía ti, buscando que te levantes.

>Equidna
Siento la impetuosa bienvenida. Pero si sirve de consuelo, yo siempre paro el puño de Adel antes de que llegue al rostro de las sospechosas, así que no ibas a morir.

Aclaró inútilmente, a pesar de su explicacion, nadie podría sacarte el breve vistazo que le diste directamente a la muerte. El semblante y actitud de la monja se mostraban indiferentes a todo momento, ni siquiera a la hora de disculparse revelaba una sola pizca de expresividad. Sin duda había una enorme disparidad entre su actitud y la de sus compañeros.

>Adeleine
¿Y...? ¿Confesaras de una vez? Ninguna niña, exagero, ninguna mujer podría esquivar algo así... Vamos, no seas timida, no te voy a comer... Si confiesas.

Te advirtio. Parecía ser que esa muchacha desconocía el concepto de espacio personal, por que de nuevo se volvió agachar, volviéndose a colocar incomodamente cerca de tu rostro.

>Heydrich
Adeleine, dejémonos de tanto misterio... Díganos pequeña, ¿Esta familiarizada con el término "contenedora"? Por que si es lo que eres, cosa que tengo confirmada en un noventa y siete porciento, te tengo una propuesta de trabajo que no podrás rechazar... Literalmente, no la puedes rechazar, es un puesto vital en favor de la patria y el führer. Obviamente, un trabajo de tal categoría tiene su debida remuneracion, si eso es lo que te puede llegar a dejar sin sueño.

"¿Para qué diablos pregunta tanto el gordo, si en primer lugar no podemos decidir nada de nada?" Cuestionó furibunda Freyja "Ir a USA no suena tan mal ahora... Opino que deberíamos intentar escapar... Pero si eso tampoco es factible, siempre nos queda intentar negociar el mejor trato posible para nosotras"

La Diosa divago entre sus opciones internamente, al final quedaba en tus manos elegir, pero nunca estaba de más el ofrecer ideas.
La ibas a tener complicada si querías escapar. Por un lado tenías a la pelinegra de frente, y por el otro, tenías a la monja detras. Incluso si llegabas a escapar, ellos ya conocían tu nombre, aspecto, dirección y familia. Algo que te dejaba expuesta a no sólo no poder salir de Berlin, sino que también, no poder emigrar de Alemania al ver tu pasaporte en la lista negra. Resistirte visibilizaba más contras que pros.

>> eD1qEe8w /#/ 329842 [X]
160616291115.jpg [S] ( 70.90KB , 640x960 , Nisemonogatari_...jpg )
329842
>>329782
>Szilvia

>Después de esquivar vería claramente como esos idiotas empiezan a hablar entre ellos, sobre como hubieran impedido tales cosas y tal, dejo de llorar rápidamente como dice Freyja, miro y analizo todo lo que sucede, tengo a alguien atrás mío aguantándome, estoy técnicamente rodeada por los lados y por atrás y delante, es imposible escapar como dice Freyja, y si lo hago realmente no podría escapar, estaría siendo buscada por toda Alemania, y Berlín esta muy lejos de cualquier sitio posible para salir de él, por lo que realmente estoy atrapada aquí, frunzo el ceño y hablo con Freyja en mi mente.

<-“No hay escapatoria Freyja, debemos negociar, estas personas claramente controlan mejor las habilidades de sus Succubos y además que seré buscada y perseguida por toda Alemania, aunque abandone a mis padres, no podre escapar, seré perseguida por esta gente y luego me traerán de nuevo para acá donde no podre negociar ya que habría acabado esa opción con mi intento de escapar, debemos negociar ahora el mejor trato posible que podamos llegar a entender, como una ruta de escape rápida cuando todo se este yendo a la mierda, y cosas por ese estilo.”

>Escucho lo ultimo que me dice el científico que parece estar loco, si ese tipo intenta hacerme algo lo matare de enseguida, lo llevare al infierno conmigo, no me importa que todas las chicas de aquí se lancen hacia mi para detenerme, lo matare, lo dejare vacío de cualquier vida, si, hare eso si intenta violarme.

>Dejo de estar en posición de combate, me limpio completamente la cara con mi camisa, mi cara pierde cualquier rastro de inocencia infantil, y pone una cara que claramente solo pondría un adulto, o algún niño que habría sido muy maltratado desde pequeño, alguna de esas dos es posible, miro a Adeleine, y alzo mi mano acariciando su cuello con una sonrisa, para después dejar caer mi mano y mirar al hombre que dice que me ayudara, ya que este trabajo es muy importante, por lo que así el Reich dominara o lo que sea que quiera decir ese estúpido cuatro ojos.

“¿Heydrich me equivoco? Escucha, tres cosas, quiero dinero, ser la primera en irse de Berlín a cualquier parte del mundo cuando todo se esté yendo a la mierda, y por lo último que respeten mis decisiones, porque estoy segura que si acepto fácilmente esta cosa simplemente me mantendrán encerrada en este cuarto que de por si no es para nada acogedor, ah claro, también no quiero que se metan con mi familia. Si es un puesto vital, tengo entendido que no podéis negarme nada, simplemente puedo cortarme el cuello y ya está, por lo que bueno, tampoco soy tanto de pedir, esas serían las únicas cosas, y no son tan difíciles, además que ya he demostrado con esos planos mi gran nivel de importancia, ¿Queréis más de esos? Pues así están las cosas mi querido científico.”

"Ah, y puedo ser dulce cuando quiero, simplemente que ahora mismo no me siento en la capacidad de dar a mostrar mi cariño a nadie."


Eliminar hilos/posts
Reportar un hilo/post
[Volver] [Catálogo] [★]